Blog 
De Grastronomía
RSS - Blog de Antonio Jesús  Gras

El autor

Blog De Grastronomía - Antonio Jesús  Gras

Antonio Jesús Gras

Cocinero y profesor de cocina. Antiguo pirata, con deseos de encontrar tiempo suficiente para poder escribir y leer todo lo que quisiera. Veneciano de adopción. Canario de orígen. Sueña con retirarse en la isla de El Hierro.

Sobre este blog de Gastronomía

Noticias, recetas, libros, acontecimientos, catas varias, vinos, comentarios personales sobre el bien y el mal de algunos aspectos de la gastronomía que me preocupan. Siempre desde un óptica muy mía. Sin pelos en la lengua.


Archivo

  • 19
    Diciembre
    2010

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    UN CURSO DE COCINA EN TOTANA


     

    Llevo unos días acercándome a dar tres horas y pico de clases en Totana. Desde hace años me acerco a alguna de esas “Universidades Populares” que se inauguraron en los años 70, a semejanza de las creadas en Alemania, donde se trata de ofrecer materias que no se encuentran en las Universidades regladas, y la gente del pueblo, o de los pueblos donde aún se conservan, acceden a clases de bordado, música, modelado o pintura, o cocina.

    El curso que estoy dando en Totana viene organizado desde Murcia por Ucomur, y en principio era un curso de cocina fría y semi fría, y estaba planteado para un nivel de profesionales alto. Pero me he encontrado con un auditorio muy variopinto, y le hemos dado la vuelta al curso. Respetando el lema, pero variando el nivel.

    Es una pena que los políticos al uso, que solo se acercan a estas aulas para hacerse la fotografía, no se den cuenta que con un poco más de inversión, estas pequeñas aulas estarían perfectamente montadas y dispuestas para dar clases en condiciones mínimas.

    Pero la  buena voluntad de los asistentes, y el entretenimiento que se organiza durante tres horas, hace que a veces no nos demos cuenta de las ausencias que hay.

    No me cabe ninguna duda que estos cursos le ayudan, tanto a los profesionales que asisten como a los aficionados o los que practican la cocina a diario, a mejorar su nivel culinario.

    Mi esfuerzo es que aprendan más técnicas que recetas. Con una técnica determina se pueden realizar muchas recetas. Así hemos hechos caldos desde caldos enlatados, de ahí hemos practicados sopas, de las sopas hemos pasado a rellenos para croquetas o canelones. Hemos tocado el tema de los “patés” y de uno de olivas, hemos pasado a convertirlo en una salsa o en el aliño de un pollo relleno. Clases frenéticas, donde el tiempo pasa veloz, y las risas son casi tan alimenticias que las múltiples recetas que casa día ponemos en practica.

    Platos dulces y salados realizados con pequeños medios, con presupuestos más que ajustados, pero que animarán la alimentación de casas de comidas, bares de pueblo, o bares de gasolineras, o de hogares. Es una manera de hacer que la cocina, y los productos que da la tierra sean mirados con más cariño. Es una manera de ser útil que me alegra el corazón.

     

     

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook