Blog 
EL BLOG DE VIVIANA GONZÁLEZ DE MARCO
RSS - Blog de Jorge Adrian Schapiro

El autor

Blog EL BLOG DE VIVIANA GONZÁLEZ DE MARCO  - Jorge Adrian Schapiro

Jorge Adrian Schapiro

Viviana González De Marco, es una empresaria, una artista a la hora de crear una buena imagen personal y profesional y una persona humana donde mezcla el talento y la creatividad. Viviana González De Marco tiene una Asesoría de Imagen Personal, es Personal Shopper y Organiza Eventos de todo tipo. La...

Sobre este blog de Decoración

Es un blog que ha sido creada para todas aquellas personas amantes de la moda, que comparten y sienten como algo importante para aprender a como vestir, maquillar, cuidarse, mimarse y por que no, sintiéndose seguras de si mismas al verse en el espejo mejor cada día, adquiriendo una personalidad much...


Archivo

  • 05
    Julio
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Sos de las que dejan pequeños o muchos mechones en la bañera...

     ¿Sos de las que dejan pequeños mechones en la bañera, cuando te peinas ves como el pelo queda en el cepillo o cuando te pasas la mano, el pelo se te deja en ella? Entérate de qué podés hacer para conservar tu cabellera abundante y sana, sin más pérdidas.

     

    Si todas las mañanas cuando te levantás o te cepillás el pelo te horrorizás ante la presencia de cabellos fuera de tu cabeza, tranquila. No quiere decir que tengas un problema. Es normal que todas perdamos entre treinta y cien pelos por día. Es ni más ni menos que parte del ciclo del crecimiento. Eso sí: ya al ciento uno es hora de tomar cartas en el asunto. Bromas aparte, vas a darte cuenta, o bien porque el manojo es tal que podrías casi jugar al fútbol con él, o porque comenzás a notar ciertas zonas de tu cuero cabelludo menos pobladas. Si éste es tu caso, consultá a tu dermatólogo.Nervios, pérdidas, problemas con el trabajo o la familia suelen traer, entre otras consecuencias, una repentina caída del cabello. Más allá de esta causa tan común por estos días, no dejes de ir al médico a que te haga un chequeo general, porque también puede ser la señal de alerta de otros problemas de índole hormonal, como el hipertiroidismo. La falta de hierro en la alimentación también produce pérdida de tu cabellera. ¡Ojo! Que hay otras causas, más fáciles de prevenir y revertir. Por ejemplo, puede pasar que el pelo se te caiga por quiebre. 

     

    Ellos y nosotras

    Chicas, es así: ellos rara vez tienen celulitis, la panza les queda sexy, las canas les suman virilidad y los pelos en las piernas y axilas les dan ese aspecto de macho que tanto nos seduce. Pero aquello que creíamos que compensaba todo nuestro esfuerzo por quitarnos los pocitos, eliminar los rollos, teñirnos, depilarnos, maquillarnos y además sonreír nos defraudó. La pérdida de cabello ya no es algo exclusivo de los hombres. De todos modos, a nuestro favor, hay algunas diferencias abismales.

    En ellos la caída de cabello ocurre, por lo general, a partir de los 30 años y se suele dar por herencia y con el aumento de la testosterona (la hormona sexual masculina). A esto se lo conoce como alopecia androgenética, y se caracteriza por ser gradual y progresiva, comenzar en la sien e ir profundizándose hasta llegar a toda la parte frontal y occipital, dejando sólo los laterales con pelo. En cambio, en las mujeres, cualquiera sea la causa de la alopecia, abarca toda la cabeza, pero dejando pelos distribuidos por todo el cuero cabelludo. Si tenés una melena abundante, esto puede pasar desapercibido, pero si tenés pelo finito y en poca cantidad, lo vas a notar más.

    Otra de las diferencias entre ellos y nosotras son algunas etapas vitales por las que las mujeres pasamos y que también repercuten en nuestra cabellera. La adolescencia, el postparto y la menopausia, por ejemplo, son algunos de esos momentos cruciales en los que el pelo puede desprenderse con mayor facilidad y abundancia. Y si a eso le sumamos que nosotras usamos con mucha más frecuencia secadores de pelo, planchitas, bucleadoras y tratamientos químicos que dañan el pelo, resecándolo y quebrándolo, seguimos agregando a la lista motivos por los cuales nos quedamos con algunos mechones en las manos.

    Contraatacá

    Para poner peso del otro lado y contrarrestar el efecto, podés hacer varias cosas. Entre ellas, el tratamiento que ataque su origen. Así, si la causa de la pérdida del pelo es la anemia, tendrás que consumir más hierro, modificando tu alimentación. Si, en cambio, es producto del estrés, bajar varios cambios será la consigna.

    Pero más allá de todo esto, la mesoterapia capilar es una excelente alternativa. Se trata de pequeñas microinfiltraciones de sustancias que fortalecen y estimulan el crecimiento de pelo y que se suelen aplicar una vez a la semana. A esto, que lo hace de manera exclusiva un dermatólogo (así que cuidado con la manos en las que depositás tu cabeza), se le puede sumar algunas otras cosas que hacen las cosmiatras, como los masajes. Además, hay tratamientos médicos promisorios, aunque en plena etapa de investigación, que proponen el implante de células madres: estate atenta a las novedades sobre este avance.

    El láser también es de gran ayuda. Se aplica con un aparato con forma de cepillo que provoca vasodilatación y actúa produciendo una mejoría en el pelo, su engrosamiento y un aumento del brillo, y que además promueve la producción de la hormona ADP, que mejora el folículo. Como plus, acaba con el hongo que produce la seborrea, una de las causas de la caída del cabello. Lleva entre seis y ocho sesiones el tratamiento total y no tiene contraindicaciones.

    En casa también podés hacer mucho por tu melena. Elegir el champú adecuado es lo principal. Esto se traduce en seleccionar aquel que pueda resolver las necesidades de tu cuero cabelludo, según tu caso (caspa, oleosidad, resequedad, etc.). Para que la aplicación sea más efectiva, lo mejor es que distribuyas el champú sobre todo el cuero cabelludo realizando suaves masajes con las yemas de tus dedos. En cuanto a los acondicionadores, los expertos recomiendan elegir los que tengan agentes siliconados entre sus componentes porque así se alinean las cutículas, se reparan y refuerzan las fibras y disminuyen entonces el quiebre y las puntas abiertas.

    Además:

    Secate el pelo con una toalla sin fregar ni frotar. Simplemente apoyala para que absorba el exceso de agua.

    Desenredá el pelo, pero esperá que se seque un poquito. Si lo hacés cuando está totalmente húmedo, hay más chances de que se quiebre. Para hacerlo, usá peines de púas anchas y separadas o de doble hilera para no tironear y evitar que se rompa.

    Si vas a usar el secador, que sea en baja potencia, preferentemente con aire tibio, sin localizarlo en el mismo punto y siempre a 15 centímetros de distancia.

    No te hagas peinados tirantes porque aumentan la tracción y pueden debilitar más el cabello.

    Números pelados
    • Con la llegada del otoño, la caída del cabello suele aumentar hasta un 50%.
    • Por día podemos perder entre 30 y 100 pelos, dentro de los parámetros normales.
    • El 56% de las mujeres que visitan estilistas experimentan adelgazamiento capilar.
    • 9 de cada 10 chicas que experimentan adelgazamiento capilar dicen que esto origina efectos negativos en su vida diaria.
    • La alopecia afecta a un 5% de las mujeres de entre 18 y 40 años.
    • El 30% de las mayores de 50 años también la sufren.
    Derribando mitos

    Las tinturas empeoran la caída del pelo. FALSO . Las tinturas con anilinas irritan y producen alergias en algunas mujeres, pero no son la causa de la pérdida del cabello.
    Los piojos hacen que se caiga más el pelo. FALSO . Generan picazón e irritación, pero no caída.
    Si me corto el pelo, se fortalece y se cae menos. FALSO . La alopecia depende de factores intrínsecos, de la disposición genética, que nada tiene que ver con ir a la peluquería.
    Es mejor peinarse con los dedos para evitar la caída. FALSO . Los pelos que se nos caen, al cepillarnos o cuando nos bañamos, se iban a caer en algún momento.

    Todos estos consejos fueron preguntados a la Dra. Rodriguez Pardo, dermatóloga en Valencia capital, mientras tomaba nota para este artículo que comparto contigo.


    •  

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook