Blog 
En analógico y en digital
RSS - Blog de Rubén Sánchez Antuña

El autor

Blog En analógico y en digital - Rubén Sánchez Antuña

Rubén Sánchez Antuña

Ingeniero de telecomunicación, diplomado en economía y postgrado de especialista en economía de las telecomunicaciones. Como escritor tiene publicados cinco libros: "Dos estrelles nel firmamentu infinitu","El murmuriu d'un mieu ensin nome","Dos visiones asturianes de le...

Sobre este blog de Tecnología

Reflexiones sobre las TIC y la sociedad de la información


Archivo

  • 26
    Abril
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    ...Y AHORA CISPA

     

    En estos tiempos que corren, donde los ataques informáticos, el ciberterrorismo y demás malas hierbas se han convertido en una de las principales amenazas para la seguridad de cualquier país, Estados Unidos, nación hipersensible a esta realidad, aprobó en la Cámara de Representantes (falta la aprobación del Senado y que no haya un veto por parte de la Casa Blanca, que no es descartable esto último) la Ley CISPA (Cyber Intelligence Sharing and Protection Act).
    Heredera de los Proyectos de ley anteriores como SOPA y PIPA, su gran diferencia respecto a las dos anteriores, es que CISPA promueve que las empresas compartan información con el gobierno norteamericano cuando se tengan sospechas sobre alguna posibilidad de ciberamenaza. ¿Qué implica esto, en realidad? Teniendo en cuenta que la mayor parte de los servicios que utilizamos hoy en día en Internet pertenecen a compañías ubicadas en el país americano (Google, Facebook, Yahoo, Microsoft, Apple, etcétera), dicha ley consigue un alcance internacional sin perturbar las diferentes legislaciones nacionales. Consecuentemente, una vez puesta en marcha, si es que llega a prosperar,no existirán restricciones para el espionaje de todas nuestras comunicaciones electrónicas, pautas de navegación, transacciones, correos y en general cualquier rastro electrónico que dejemos en el ciberespacio. Y todo con la excusa de que debe estar a disposición de la  Agencia Nacional de Seguridad (NSA) si esta lo requiere.
    Las grandes compañías cuyo negocio se basa en la Red y en el empleo de datos de usuarios, al poder quedar eximidas deposibles responsabilidades civiles y penales por un posible tratamiento abusivo en el intercambio de datos privados, se frotan las manos. Así la posición de Google, aún no del todo clara, Facebook, Yahoo o Microsoft, que no hace tanto estaban en contra de  SOPA, ha cambiado radicalmente y ahora defienden este nuevo proyecto.
    Se reaviva, por n-ésima vez, la sempiterna  polémica entre los defensores de la seguridad online y aquellos que se decantan por darle más valor a la privacidad.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook