Blog 
Razas de Perros Pequeños
RSS - Blog de David Vales

El autor

Blog Razas de Perros Pequeños - David Vales

David Vales

Quien alimenta a un animal hambriento, alimenta su propia alma

Sobre este blog de Canarias

Todo la información sobre el mundo de nuestros amigos de 4 patas que son los perros.


Archivo

  • 04
    Febrero
    2016

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Canarias Las Palmas

    La muerte de nuestro perro

    Superar la muerte de un familiar, de un ser querido es difícil, acostumbrarse a la ausencia de estos seres queridos es la parte que más tristeza nos provoca, aunque las situaciones no se comparan, pero cuando se nos muere nuestro perro tampoco es nada fácil.

    Los perros son más que una mascota dentro de un hogar, desde que llegan se convierten en parte de la familia, de allí comienza ese nexo que nos acostumbra a ellos. Cada día los perros son capaces de sentir las emociones de sus dueños, si estas triste el perro lo siente, si se está feliz, molesto, cansado, en fin ellos comparten la vida de sus dueños y sus dueños se aferran a esa compañia.

     

    La muerte de nuestro perro

    Existen muchas formas de afrontar el sufrimiento por la pérdida de nuestro perro:

    Lo primero que debemos hacer es admitir lo sucedido y la mejor manera es recordar los mejores momentos que nuestro perro vivió a nuestro lado. En este episodio es recomendable llorar, dejar salir nuestra nostalgia y tener presente que el perro se ha ido, pero que se le dio mucho amor, que fue parte de la familia, el mejor compañero y amigo.

    Seguidamente se recomienda buscar personas cercanas y conocidas que hayan experimentado la muerte de su perro o que sean amantes de estos animales, aprovechar esta compañía permitirá hablar sobre el suceso y recordar al perro. Estos momentos de duelo, compartirlos con alguien los hace menos dificiles.

    Para muchos el dolor por la muerte de nuestro perro puede parecer exagerado y esto se entiende porque si no han tenido un perro jamás entenderán ese vínculo que se vive econ el perro y no podrán entener lo difícil que será comenzar la etapa sin nuestro amigo de cuatro patas. Debemos actuar con la muerte de nuestro perro de la manera como la sentimos, sin importar que piensen que se está exagerando, rendirle homenaje al perro, hablar de él, tomarse un descanso, hacer un álbum de fotografías y hasta un video, nos ayudará a superar la depresión y los entimientos de culpa. Poco a poco vamos aceptando la realiad y sobre todo que su partida es irrevocable, que nuestr vida sigue aunque se nos haya ido un buen compañero y amigo.

    La muerte de nuestro perro

    Dejar pasar el tiempo ayuda, peor no cambies tu hábitos y rutinas porque ya tu perro no está. Es importante tener presente que buscar otro perro para sustituir el que se nos fue será una opción, pero siempre y cuando se haya podido superar el duelo que nos provocó. Solo de esta manera estaremos preparados para poder adoptar o buscar un nuevo compañero. Recuerda que un cachorro necesita doto el cuidado y atención en sus primeros meses de vida y por ello debemos estar preparados emocionalmente.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook