Blog 
Turistiando
RSS - Blog de Míchel Jorge Millares

El autor

Blog Turistiando - Míchel Jorge Millares

Míchel Jorge Millares

Periodista. Ejercí en La Provincia durante 18 años. Autor de varias guías turísticas de Gran Canaria y colaborador en diversas publicaciones relacionadas con la actividad turística.

Sobre este blog de Economía

Meditaciones, experiencias y sensaciones de un turista ocasional.


Archivo

  • 30
    Diciembre
    2010

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Canarias: primer destino de naturaleza de la historia

    Los gallegos se jactan de afirmar que el primer sendero turístico de la historia es la ruta de Santiago. No les voy a quitar el mérito, pero los canarios deberíamos aprender de este marketing que tiene como fundamento ensalzar un hecho histórico como hito iniciático: ser el primero es como ganar una medalla olímpica, y Canarias debería estar orgullosa de su gran triunfo histórico de ser el primer destino de naturaleza en el mundo.

    Los autores clásicos recogen mitos y leyendas sobre la Atlántida y los misteriosos (y tenebrosos) espacios que se abrían para la mentalidad humana en los primeros momentos del desarrollo del conocimiento como sociedad capaz de reconocer el espacio y el tiempo.

    Pero no vamos a incidir en continentes desaparecidos o islas que aparecen y desaparecen del imaginario sanborondoniano. Recopilemos toda la literatura clásica que habla de las Islas Afortunadas, las Hespérides, los Campos Elíseos equivalentes al paraíso... El territorio donde el clima es generoso gracias a una temperatura estable y a una naturaleza bondadosa que obsequia al humano con una generosa alimentación sin apenas esfuerzos ni sometida a las variaciones estacionales.

    Hemos de poner en valor ese patrimonio intangible que los grandes literatos y hombres de ciencia de la Grecia clásica nos obsequiaron a perpetuidad. Un regalo que no aprovechamos y que queda reflejado en el primer intento de cartografiar el mundo conocido en el mapa de Claudio Ptolomeo, que no se conservó pero que fue recreado gracias a sus numerosas citas y datos publicadas en la obra Geographia y que recogen sin lugar a dudas la existencia de nuestro archipiélago como 'Insula Fortunae'.

    Ciertamente, esa fortuna no hemos sabido aprovecharla, pero nunca es tarde.

     

    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook