ÚLTIMA HORA
Retenciones en la GC-1, dirección sur
Entrevista

´Valle-Inclán fue el primero en aplaudir ´Electra´ de Galdós pese al escándalo´

Joaquín del Valle-Inclán Alsina es profesor de instituto y escritor

08.02.2014 | 02:10
Joaquín del Valle-Inclán Alsina, ayer, en Las Palmas de Gran Canaria. | juan carlos castro
Joaquín del Valle-Inclán Alsina, ayer, en Las Palmas de Gran Canaria. | juan carlos castro

Joaquín del Valle-Inclán Alsina (Pontevedra, 1951) ofreció ayer una charla a los alumnos de primero de bachillerato en el instituto Pérez Galdós. El escritor, que se encuentra preparando una biografía sobre su abuelo Ramón María del Valle-Inclán que se publicará en octubre en Espasa, adelanta algunos detalles de dicha obra en donde desvela muchísimos detalles desconocidos del autor de 'Luces de bohemia' y aborda la verdadera relación de mutua admiración con Pérez Galdós.

Aún hoy existe mucha confusión sobre la vida personal de Ramón María del Valle-Inclán. ¿A qué cree es debido?


A que él se construyó su propia figura. Cuando mi abuelo hablaba de su vida personal mentía por sistema, quizás porque no quería hablar nada de eso. En un momento le preguntan cuál fue su primer libro y contesta que Aromas de leyenda que realmente se editó doce años después del primer libro. Cuando le preguntan sobre sentimientos o su vida personal es como un muro y responde engañando con anécdotas contradictorias.


¿Y por qué se escondía detrás de esas mentiras?


Eso es lo difícil de saber. Según Azorín lo hacía porque era un tímido, pero su estrategia era que del mismo episodio daba hasta cuatro versiones diferentes. Pérez de Ayala decía que vivía detrás de una máscara para ocultarse. Por eso hoy podemos hablar de dos Valle- Inclán, el literario y el personal. Sobre el segundo hay poco seguro. Incluso sobre su nacimiento se barajan los años 1888, 1894 o 1896.


¿Y su padre no pudo arrojar alguna luz sobre este tema?


Mi padre mantenía un mutismo absoluto sobre todo eso. Hasta él en cierto modo trató de mantenerse al margen de su apellido. Incluso cuando registraron su verdadero nombre ya avanzado en el tiempo se enfadó muchísimo.


Sin embargo, sí estaban claras sus tendencias políticas.


Políticamente era un hombre muy de derechas. Fue carlista, y hay unas declaraciones suyas de 1907 donde dice "yo soy absolutista porque los pueblos son como los niños y necesitan un tutor". Cuando llega la república en 1931 el carlismo ya ha desaparecido y él ve la república como mal menor porque lo que recomienda para España es una dictadura y dice que el sistema de partidos no funcionaba. Pero les pasaba a todos. Era una generación educada de tal manera que para ellos las grandes corrientes como el anarquismo, el comunismo o el fascismo, no eran democráticas. Habían vivido la restauración y aquello les horrorizaba. Él tiene claro lo del hombre fuerte, el conductor de masas, el espíritu de la raza.


Pero se manifestó en contra de la figura de Alfonso XIII.


Realmente le molestaba Primo de Rivera, pero él odia la rama que no tenía derecho al trono. Él era partidario de Carlos VII y don Jaime de Borbón, pero no de Alfonso XIII al que siempre le llamaba el "infausto trece". Luego evoluciona porque el carlismo se declara germanófilo y ahí empieza la ruptura. El carlismo va perdiendo fuerza, pero a él le quedaron conceptos como el hombre fuerte, el conductor de masas, la desconfianza en el sistema de partidos políticos y parlamentarios, el mantenimiento de valores anticentralistas, etc. Y la república como mal menor.


¿Cómo gestionaba su obra?


Era una persona muy ordenada, siempre fue su propio editor. Él mismo compraba el papel, encargaba el tipo de encuadernación, buscaba la imprenta, diseñaba el libro, buscaba dibujantes que eligiesen adornos, figuras, etc. Y él mismo lo vendía a diversos libreros. Y esto es lo que hizo siempre. Valle-Inclán tenía una familia numerosa y vivieron todos bastante bien de la producción de sus libros, lo que implicaba controlar todo lo que tienes, guardarlo y esperar el mejor momento. Sabía que eso era su fuente de ingresos y lo cuidaba. Pero luego era muy cariñoso con sus hijos. Incluso, después del divorcio, el que se queda con ellos fue él y no su mujer. Y el que se preocupó porque estudiaran y fuesen al colegio fue también él.


Supongo que hoy tendría material suficiente para despacharse a gusto con el esperpento.


El esperpento, según el diccionario, es una cosa ridícula, de mal gusto o extravagante. Valle-Inclán le da un nuevo valor y lo sitúa como algo entre lo ridículo y lo dramático. Sin embargo hoy ha ganado lo ridículo. Pongamos el caso de la corrupción en España. Trágico sería el robo a un señor de 80 años con las preferentes, y ridículo que el Gobierno lo permita.


¿Cómo se ve a Valle-Inclán en el contexto gallego?


Como un escritor español. Ha habido intentos por traducirlo al gallego, pero creo que es un disparate porque si todos entendemos una obra no hay necesidad de traducirla, y Valle Inclán tiene muchos términos gallegos introducidos en el castellano. Si eso se traduce al gallego ese juego se pierde por completo, pero en Galicia tenemos la capacidad de entender perfectamente esa sinfonía de palabras mezclando unas con otras.


¿Cómo era realmente su relación con Pérez Galdós?


Excelente. De hecho, Benito le confió la adaptación de Marianela, existe una correspondencia entre ambos, y Galdós le dedicó bastantes libros. En 1913, cuando Galdós es director del teatro Español en Madrid, Valle-Inclán quiso representar El embrujado, pero el director y el empresario no estuvieron de acuerdo y se enfadaron, pero Valle-Inclán siempre elogiaba su obra y decía que era un maestro.


Pero lo citaba como "el garbancero" en Luces de Bohemia


Eso era algo popular en Madrid. En sus últimos años, Galdós tenía poco dinero, ceguera, malos contratos con la editorial y una nueva generación quería abrirse camino con el Modernismo. Pero Valle-Inclán fue de los primeros en aplaudir Electra, a pesar del escándalo de que en la obra un hombre perdonara a una mujer adúltera.


Fue detenido en Las Palmas de Gran Canaria. ¿Qué ocurrió?


Fue por el estreno de Alma y vida de Galdós. Valle-Inclán no dejaba que su señora Josefina Blanco saliera a escena y lo detienen el 10 y 11 de noviembre de 1906. Luego recibe un homenaje en el Gabinete Literario el 9 de enero de 1907.

Cultura

El escritor vasco Fernando Aramburu.
Aramburu, Premio Nacional de Narrativa 2017 por ´Patria´

Aramburu, Premio Nacional de Narrativa 2017 por ´Patria´

El jurado destaca la obra por "la profundidad de los personajes" y su "tensión narrativa"

"Sobrevivir en un formato de rock acústico es un milagro"

"Sobrevivir en un formato de rock acústico es un milagro"

"Nuestro reto para el próximo disco es conseguir llevar a nuestro terreno el sonido noise de los...

"Para sentirnos felices creamos una pequeña ficción en torno a nosotros"

"Para sentirnos felices creamos una pequeña ficción en torno a nosotros"

"En 'Un hombre feliz' hemos buscado un realismo con personajes que hablan de hechos cotidianos",...

López Barrio experimenta con la ´metanovela´ en ´Niebla en Tánger´

Cotidianidad en los parques, de Cortázar, fue "el fogonazo" y una idea...

"La función de la literatura es despertar"

"La función de la literatura es despertar"

Javier Sierra, ganador del Premio Planeta con 'El fuego invisible' se declara "un escritor de...

José Manuel Entrecanales recibe la Medalla Sorolla de la Hispanic Society

José Manuel Entrecanales recibe la Medalla Sorolla de la Hispanic Society

La entidad distingue al presidente de Acciona por su apoyo al arte y la cultura

laprovincia.es en las Redes Sociales
Enlaces recomendados: Premios Cine