09 de marzo de 2017
09.03.2017
Música

Bach suena por alegrías

La Fura del Baus recupera una festiva partitura del alemán para entreverarla de flamenco y ruidismo

09.03.2017 | 17:57
´Free Bach 212´, de La Fura dels Baus
Bach suena por alegrías
Últimos retoques escenográficos.

A la música de Bach le han surgido dos hijos espurios con losque se lleva de maravilla. En el espectáculo que hoy y mañana representa en el Pérez Galdós, la Fura dels Baus amalgama una cantata del maestro barroco con palos flamencos y sonoridades contemporáneas. 'Free Bach 212' es la puesta en escena del trío.

Las minuciosas simetrías que traban la música del maestro barroco Johann Sebastian Bach cohabitan con el desgarro flamenco y las ruidistas sonoridades contemporáneas en Free Bach 212, el sorprendente espectáculo que La Fura dels Baus trae hoy y mañana al teatro Pérez Galdós, fiel al heterodoxo espíritu de la compañía catalana.

Free Bach 212 es un homenaje a la obra de Bach, su liberación, su actualización y hasta su premeditada corrupción, que algo de todo esto tiene el montaje musical furiano. Miki Espuma, miembro fundador de la compañía y codirector de este concierto-performance, desgrana los ingredientes musicales que amalgama: "Interpretamos la Cantata Profana 212 de Bach completa, ejecutada por el cuarteto barroco Divina Mysteria y cantada por la mezzosoprano Eulalia Fantova y el barítono Juan García Gomá. Pero, al igual que la obra del siglo XVIII se nutría de danzas y música popular alemana, aquí le hemos mezclado palos muy originales de flamenco y una parte de música aleatoria o ruidista, que es lo más furero del espectáculo".

Todo este ensamblaje de estilos y lenguajes para devolver actualizada una historia que retendrá su vigencia mientras en el mundo existan impuestos, tasas, alcabalas o insidiosos Ministerios de Hacienda. David Cid, codirector de esta puesta al día de la festiva partitura bachiana, detalla las líneas que arman su argumento tributario-amoroso. "Bach era un músico luterano, pero escribió también 25 cantatas profanas, de las cuales tres son de carácter popular. Entre ellas hemos escogido la campesina. Tiene un libreto que es bastante actual: un pueblo de Sajonia hace una fiesta de homenaje a su cacique y recaudador de impuestos, Los campesinos primero lo alaban, ironizan, al final también se lo cargan. ¿Quién no se va a cargar a nuestra amiga Hacienda? Demuestra que no han cambiado mucho las cosas en los últimos 300 años", explica Cid.

Tramas

Entreverada a esta línea argumental fiscal, se entromete otra donde lo tributario cede ante lo chinchoso, es decir ante el sentimiemto amoroso asimilado al cosquilleo de insectos. Espuma señala que "hay una parte política, pero también otra romántica, una relación amorosa entre campesinos. El libreto, para hablar del amor, usa como metáfora los chinches, los insectos. Aquí la mezzosoprano canta el aria original, que habla de chinches, de hormigas y abejas, y después la cantaora María Membrives lo resuelve con unas alegrías, ya en español, dándole este punto de que el sentimiento del amor se nota en la barriga como si fueran hormigas".

Los puristas podrán sentir puntadas de herejía ante la osada propuesta de la Fura, pero sus responsables actúan guiados por el espíritu rupturista de Bach, aunque sometan su obra a algunas drásticas torsiones en aras de la contemporaneización. "Es un homenaje al maestro Bach, el revolucionario de la música que inventó el contrapunto. Estamos convencidos de que él aprobaría todo este experimento, seguros de que incluso se habría pasado más de vueltas que nosotros, porque iba muy lejos. En todo caso, la cantata se interpreta completa, el ensemble barroco la toca íntegra, pero con interludios", señala Cid.

El codirector subraya además las simetrías y los juegos geométricos que apuntalan las arquitecturas musicales de Bach, una condición que ha hecho las delicias de aquéllos que buscan en la música lo que ella alberga de álgebra. "La estructura, la forma de la cantanta es muy matemática, muy geométrica: la mezzo o el barítono hacen una parte recitativa y de aria; nosotros lo duplicamos con electrónica y flamenco", explica.

Los números acometen la bruma del arte para fecundarlo, dando lugar a aquello que Neruda llamó de forma insuperable, a propósito de Poe, Matemática tiniebla. Oxímoron bajo el que late la perplejidad de creaciones como la de Bach, prodigio de sofisticada relojería e inspiración.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Cultura

El Palacete Rodríguez Quegles acoge un aperitivo del Festival Cero

El Palacete Rodríguez Quegles acoge un aperitivo del Festival Cero

Las bandas canarias Zeason y Aburrido Cósmico actúan mañana en directo

The Paper Club acoge dos conciertos familiares con Billy Boom Band y Play ´n´ Kids

The Paper Club acoge dos conciertos familiares con Billy Boom Band y Play ´n´ Kids

Ambas actuaciones se celebrarán en directo a las 12.00 horas en octubre y noviembre

Más allá de los estereotipos

Cuando en 1942 Albert Camus publicó El mito de Sísifo, comenzaba afirmando que el...

Isabel Pantoja, la primera cita de 2018

Isabel Pantoja, la primera cita de 2018

La tonadillera ofrecerá un concierto sinfónico el 13 de enero en el Gran Canaria Arena

El artículo "lleno de tonterías" de Albert Pla para salir en "todos los medios españoles"

El artículo "lleno de tonterías" de Albert Pla para salir en "todos los medios españoles"

El cantante publica una carta irónica y "llena de mentiras" sobre el debate en torno a Cataluña

laprovincia.es en las Redes Sociales
Enlaces recomendados: Premios Cine