15 de noviembre de 2016

El tramo del Andén Verde se cierra de forma definitiva

El último derrumbe aconseja esperar a la apertura de la nueva carretera a final de año

15.11.2016 | 01:02
Reunión del Gobierno canario, el Cabildo, el Ayuntamiento y la empresa constructora, ayer.

La vieja carretera de La Aldea ya es historia. El Gobierno de Canarias, el Cabildo y el Ayuntamiento acordaron ayer el cierre definitivo de la vía ante el riesgo de nuevos derrumbes y la próxima apertura de los túneles del Andén Verde, que podrán ser utilizados en casos de emergencia antes de su inauguración a finales de este año.

El desprendimiento de piedras del pasado miércoles, que destrozó las mallas de seguridad y bloqueó toda la calzada, pone punto y final a la carretera más peligrosa de la isla de Gran Canaria, pues se tardaría más en arreglar los desperfectos del último derrumbe que en abrir el nuevo tramo de El Risco a La Aldea.

Mientras tanto, las tres administraciones decidieron poner en marcha un protocolo que permitirá la utilización de la nueva vía en casos de emergencia, en concreto para vehículos autorizados como ambulancias, Guardia Civil de Tráfico o personal del propio Cabildo. "De esta manera se da una alternativa en situaciones extremas a los habitantes de La Aldea tras el cierre de la GC-200", explicó Ornella Chacón, consejera de Obras Públicas del Gobierno autonómico, quien también encargó un estudio externo para "determinar las condiciones mínimas de seguridad que permitan abrir al tráfico la nueva carretera entre El Risco y La Aldea antes del 31 de diciembre".

Chacón apuntó que la situación de "excepción que viven los aldeanos", consecuencia del nuevo cierre de su actual vía de comunicación por el norte, se ha visto agravada con un informe remitido por los técnicos del Cabildo, que "desaconsejan" la reparación del tramo del Andén Verde. Ese estudio técnico sostiene que "existe un cien por cien de probabilidades de que se vuelvan a producir desprendimientos, con el consiguiente peligro para la vida de los usuarios porque "las mallas no son seguras y no soportan las avalanchas de rocas y los corrimientos de tierras".

Ángel Víctor Torres, consejero de Obras Públicas del Cabildo, y Tomás Pérez, alcalde de La Aldea, abogaron por el cierre definitivo de la carretera y reclamaron al Gobierno canario la urgente terminación de las obras de la nueva carretera. Torres dijo que se habían previsto 400.000 euros de urgencia para reparar el último derrumbe, pero se desistió por el peligro para los trabajadores y porque "la nueva se abrirá mucho antes".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Gran Canaria

La plaza de la muerte blanca
La plaza de la muerte blanca

La plaza de la muerte blanca

Bajo los tres emblemáticos recintos religiosos del centro de la villa mariana reposan restos de...

El vino tiene un color especial

El vino tiene un color especial

San Martín Centro de Cultura Contemporánea ofrece una exposición pictórica y fotográfica sobre los...

Agricultores de Tunte logran ayudas para 304 almendros

Acudieron a la convocatoria de la Mancomunidad de Municipios de las Medianías de Gran Canaria

El Cabildo cierra la carretera de Hoya de Pineda

Lo hará en horario nocturno para su asfaltado

Santa Lucía premia a los deportistas más destacados del año pasado

Más de medio millar de personas asistieron la noche del viernes a la Gala del Deporte de Santa...

Agüimes se rinde ante San Sebastián

Agüimes se rinde ante San Sebastián

El municipio celebra a su patrono con la tradicional feria de ganado y la procesión que recorre...

Enlaces recomendados: Premios Cine