El diputado palmero de Coalición Canaria (CC), José Luis Perestelo, presentó ayer su dimisión como presidente de la comisión parlamentaria de control de Radio Televisión Canaria (RTVC), al sentirse "desautorizado" en el cargo por la Mesa de la Cámara y la Junta de Portavoces. Perestelo considera una "falta de respeto institucional" que ambos órganos del Parlamento reprobaran el pasado 24 de febrero al director de RTVC, Guillermo García, por unos hechos que habían sucedido en una sesión de control anterior que él presidía, sin darle audiencia previa para explicar lo sucedido.

En concreto, la Mesa y la Junta de Portavoces acordaron por unanimidad apercibir a Guillermo García por su tono amenazante y ofensivo contra la diputada del PP, Águeda Montelongo, en la sesión de la comisión de control del ente público, celebrada el jueves 20 de febrero, que presidía Perestelo. Según el diputado nacionalista, él actuó como marca el reglamento del Parlamento, ya que en la sesión de control, ni por parte del PP ni del vicepresidente de la comisión, Emilio Fernández, tambiél del grupo popular, "se pidió intervenir ni hubo quejas" de las palabras que profirió el director de RTVC. De hecho, recuerda que Águeda Montelongo usó su turno durante cinco minutos pero no pidió una rectificación de García. Entre otras cuestiones, el director del ente público había advertido a la diputada del PP que tuviera "mucha prudencia a la hora de hablar" de determinados asuntos de la televisión autonómica "no sea que más pronto que tarde le pasen factura". Además, la acusó de actuar "como una espía al estilo Mortadelo y Filemón" durante sus visitas a la sede de RTVC.

Lea la noticia completa en la edición impresa de La Provincia, en el PDF del periódico o en Orbyt