20% DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cambio de 'echadero'

Distintos cargos públicos han abandonado sus partidos en estos meses para concurrir con otras formaciones a las elecciones de mayo

Si llega a consumarse, José Miguel Bravo de Laguna, presidente del Cabildo grancanario por el PP, no es el primero ni será el último dirigente que ha abandonado su partido con las elecciones autonómicas en ciernes. Las pugnas internas por la designación de candidatos en las listas electorales han motivado en la mayoría de los casos la baja en los partidos. El caso de Bravo de Laguna tiene una gran semejanza con Casimiro Curbelo, otro líder histórico, en este caso del PSOE, que lleva como presidente del Cabildo de la Gomera desde 1991.

A Curbelo lo ha vetado la nueva dirección federal del PSOE, liderada por Pedro Sánchez, por, según han manifestado, su imputación en un presunto caso de corrupción, por regeneración política y por la división interna del partido en La Gomera.

A Bravo de Laguna no le han dado explicaciones. Simplemente a finales de enero Soria apadrinó a Australia Navarro, actual presidenta insular del partido y portavoz en el Parlamento, como candidata del PP a sucederle en el Cabildo. Esto provocó el enfado del veterano político que aspiraba a revalidar su candidatura. A principios de semana anunció sorpresivamente que ponderaba encabezar la lista por otro partido. Quizás lo hizo para presionar porque Navarro no estaba nombrada oficialmente. Pero su envite le salió rana. Soria cambió las tornas y, de forma inesperada, el pasado viernes nombró a Mercedes Roldós como candidata oficial al Cabildo y a Navarro a la Presidencia del Gobierno.

Esta decisión ha propiciado que la amenaza de Bravo de Laguna dejar la formación y encabezar otra lista haya tomado cuerpo. Quien lo ha tentando es Compromiso por Gran Canaria, fundado por Nardy Barrios, otra excompañera suya en el PP que se dio de baja del partido donde se había iniciado en política, en 2002. En enero de 2003 creó la Red Ciudadana Compromiso Las Palmas de Gran Canaria, presentándose como cabeza de lista al Ayuntamiento de la capital, donde ejerció como portavoz en la oposición. Ya retirada recientemente de la política activa, sigue en la formación como presidenta de honor y es una de las artífices del eventual fichaje de Bravo de Laguna como candidato al Cabildo, si este finalmente acepta.

Mientras Bravo se lo piensa, quien no lo ha hecho es Curbelo, que presentó en sociedad el pasado viernes la Agrupación Socialista Gomera (ASG) con la que concurrirá al Cabildo y al Parlamento. Se acabó el PSOE en su vida por la "traición de Ferraz".

En similares circunstancias está el alcalde de Ingenio, Juan José Gil El expresidente del PP en el municipio grancanario causó baja en el partido a principios de febrero por desavenencias con Australia Navarro y José Manuel Soria, contra los que lanzó duras criticas. Gil ha formado un nuevo partido político denominado Proyecto Somos.

Isabel Guerra, consejera del Cabildo de Gran Canaria, presentó el pasado 26 de febrero su baja como militante del PSOE por discrepancias con sus principales dirigentes. Guerra baraja presentarse como candidata a la alcaldía de Teror para disputársela al que hasta hace poco era su compañero, el regidor Juan de Dios. Desde Nueva Canarias reconocen que flirtean con ella pero Guerra no lo ha confirmado.

El alcalde de Haría, José Torres Stinga, sugirió recientemente que está dispuesto a presentarse de nuevo a la alcaldía al margen de Coalición Canaria, tras la trifulca que mantiene con la dirección del partido que lo suspendió de militancia. El candidato a la Alcaldía de Las Palmas de Gran Canaria por Unión Progreso y Democracia (UpyD) también era un destacado cargo del PP. Javier Sánchez Simón, expresidente de la Autoridad Portuaria de Las Palmas, abandonó el partido en enero de 2014 por enfrentamientos con la dirección.

Compartir el artículo

stats