Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La representante del PSOE en Televisión Canaria pide la dimisión del director

Las fricciones con Santiago Negrín y la renuncia de dos de los cinco miembros del Consejo Rector provocan que María Lorenzo baraje también dejar el órgano

La representante del PSOE en Televisión Canaria pide la dimisión del director

La representante del PSOE en Televisión Canaria pide la dimisión del director

La representante del PSOE en el Consejo Rector de Radio Televisión Canaria (RTVC), María Lorenzo, ha reclamado la dimisión del presidente del nuevo órgano de dirección del ente público, Santiago Negrín. La petición se produjo en la última reunión del Consejo Rector, el pasado 22 de diciembre, día en que renunció la primera de los cinco miembros de este órgano, María José Bravo de Laguna, propuesta por el PP.

En ese encuentro, la consejera designada por los socialistas consideró que quien debía dimitir era el presidente y no Bravo de Laguna, y achacó a Santiago Negrín la falta de diálogo con la mayoría de los miembros del consejo y la deriva del órgano rector. Posteriormente, el 30 de diciembre, renunció otra de sus miembros, María Antonia Álvarez -designada como Negrín por Coalición Canaria- con fuertes críticas al presidente del ente público. Con ello, en el Consejo Rector quedan sólo dos consejeros aparte de Negrín, la propia María Lorenzo, quien también está barajando renunciar, y Alberto Padrón, designado por el Partido Popular, el único que apoya al dirigente de RTVC.

Tras estas dos dimisiones, los grupos parlamentarios con representación en el Consejo Rector, CC, PP y PSOE, han anunciado que pedirán explicaciones al presidente del mismo cuando se reinicie el nuevo periodo de sesiones del Parlamento, a finales de mes, sobre qué está sucediendo para que, en siete meses tras la toma de posesión, se haya enrarecido de tal modo el funcionamiento de este nuevo órgano director del ente público.

De hecho, el portavoz en el Parlamento de CC, grupo que propuso a Santiago Negrín, José Miguel Ruano, reprochó "la falta de liderazgo" del presidente de RTVC y criticó el "mal funcionamiento" del Consejo Rector, al no haber desarrollado distintas cuestiones que marca la nueva ley del ente público, como la elaboración de un reglamento orgánico.

Renovación total

Cuando se retome la actividad parlamentaria, Coalición está valorando pedir la renovación del Consejo Rector en su totalidad, ya que tiene que cubrir la vacante que deja María Antonia Álvárez. Además, el PSOE y el PP pugnan por proponer al sustituto de Bravo de Laguna, en tanto que los socialistas consideran que tienen más representación parlamentaria que los populares tras las elecciones autonómicas de mayo y les corresponden dos miembros en vez de uno. En cualquier caso, ambas formaciones también van a reclamar a Negrín que dé explicaciones de la situación de bloqueo del Consejo Rector y la disminución de la audiencia.

Podemos y Nueva Canarias quieren asimismo una renovación completa de este órgano, pues fue elegido antes de las elecciones y en el caso de la formación de Pablo Iglesias no contaba con representación en la Cámara canaria y ahora sí, por lo que demanda tener voz en el nuevo consejo. El PP, PSOE y CC mantienen que los consejeros los proponen ellos porque tienen más diputados, como ocurrió en la Mesa del Parlamento donde Podemos y NC se quedaron sin miembros en virtud de la representación parlamentaria.

Por su parte, Santiago Negrín no se ha planteado renunciar a su cargo pese a las críticas suscitadas, incluso por la propia formación que lo designó. Según fuentes consultadas, argumenta que la nave de RTVC ya empieza a tomar rumbo y mantiene su hoja de ruta para el 2016. Según la ley del ente público, para remover al presidente se requiere el mismo quórum por el que fue elegido. Quienes defienden a Negrín interpretan que se necesita igual número de votos por el que resultó designado en la Cámara a finales de marzo -52 a favor y tres en blanco, de los sesenta diputados del Parlamento-. Fuentes jurídicas parlamentarias indican, sin embargo, que el quórum no se refiere al número de votos sino a los dos tercios que marca la ley -40 votos- independientemente de que el día de su designación tuviera más apoyos. La norma plasma que el presidente de este órgano tiene un blindaje de tres años a no ser que la Cámara, con el quórum necesario, lo cese. Según los comentarios de los grupos parlamentarios la salida más probable es la renovación total del consejo.

Compartir el artículo

stats