Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Ejecutivo dispondrá de 250 millones más en 2017

El 80% de los nuevos fondos se destinarán a sanidad, educación y servicios sociales

El Ejecutivo dispondrá de 250 millones más en 2017

El Ejecutivo dispondrá de 250 millones más en 2017

El Gobierno canario mantendrá en 2017 la línea marcada en los presupuestos de este año, de tal forma que el 80% del nuevo gasto que se genera en las cuentas del próximo año se destinará a los servicios públicos, es decir, sanidad, educación y políticas sociales. En total el crecimiento será en torno a los 250 millones de euros gracias al incremento del techo de déficit del 0,1 al 0,5% y a la mejora que se prevé de la actividad económica y de la recaudación.

El presidente del Gobierno, Fernando Clavijo, y la consejera de Hacienda, Rosa Dávila, presentaron ayer a empresarios y sindicatos las líneas generales de los presupuestos de 2017 con un escenario macroeconómico que estima un crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) del 2,6% y una tasa de paro del 25,6%, lo que significa cinco décimas menos que la tasa con la que acabó el tercer trimestre de este año, que fue del 26,1%. En este aspecto el presidente de la patronal de Santa Cruz de Tenerife, José Carlos Francisco, se mostró más optimista y cree que se podría llegar a reducir el desempleo por debajo del 24%.

El jefe del Ejecutivo regional se mostró prudente en las previsiones de los indicadores económicos, sobre todo en el paro. En opinión de Clavijo, a pesar de que el crecimiento de la economía pueda llegar incluso al 3%, hay que ser cautelosos sobre la evolución de la población activa, porque su descenso no es aún tan pronunciado como cabía esperar para que la tasa de paro baje del 25%. No obstante, el Ejecutivo esperará a lo que depare el primer semestre del próximo año para revisar las cifras.

Clavijo señaló que las cuentas autonómicas del próximo año se mantendrán en la misma línea que las actuales porque aún la crisis no ha finalizado para miles de familias canarias, por lo que el grueso de los fondos nuevos seguirán destinados a revertir esta situación potenciando las políticas sociales e inyectando financiación a la sanidad y a la educación. El objetivo es volver al presupuesto que tenían estas dos áreas antes de los fuertes recortes que sufrieron hace seis años. "Los indicadores económicos nos ofrecen unas buenas perspectivas, pero seguimos teniendo 30.000 hogares donde no entra ningún ingreso o 500.000 familias en riesgo de exclusión social", subrayó Clavijo.

Inversión, la 'cenicienta'

Este escenario deja el 20% para las políticas de inversión pública y los incentivos para los sectores productivos de la economía isleña. Sin embargo, buena parte de la inversión llegará a través del Fondo de Desarrollo de Canarias (Fdecan), lo que supone 160 millones de euros que no son partidas vinculadas directamente al presupuesto autonómico. En este sentido, los empresarios se quejaron porque la inversión pública volverá a ser la "cenicienta" de las cuentas de la Comunidad Autónoma para el próximo año.

El Ejecutivo ratificó ayer a las dos patronales canarias y a los dos sindicatos mayoritarios presentes en el Consejo Asesor que no habrá cambios en los impuestos en los presupuestos de 2017. Según explicó el presidente de la patronal tinerfeña, el Gobierno sigue viendo "incertidumbres" en la situación política y económica nacional, por lo que no tocará los tributos ni al alza ni a la baja y será ya para 2018 cuando se lleve a cabo la reforma tributaria comprometida por el Ejecutivo. No obstante, las patronales sí reclamaron que en 2017 se acometa una "modernización" del sistema tributario canario para adaptarlo mejor a la economía de las Islas.

Mientras las dos organizaciones empresariales se mostraron más confiadas en la recuperación pese a que la inversión pública prácticamente no crece, los sindicatos se quejaron por la escasa información ofrecida por el Gobierno, lo que impide valorar si los 250 millones de euros en los que crecen los presupuestos servirán para bajar el desempleo y cambiar la orientación de la política económica de la Comunidad Autónoma.

En este sentido, el secretario general de CCOO, Carmelo Jorge, admitió que es una "buena noticia" que acaben los recortes y que el presupuesto sea expansivo. No obstante, sí advirtió que antes de la crisis el crecimiento del 3% del PIB generaba más empleo y de calidad que en la actualidad, por lo que cuestionó que el crecimiento del empleo sea tan bajo pese a la expansión presupuestaria.

Por su parte, el secretario general de UGT, Gustavo Santana, reclamó más "ambición" al Ejecutivo en materias como la inversión pública o las políticas activas de empleo para generar más puestos de trabajo que los contemplados en las previsiones macroeconómicas. Los sindicatos esperarán al detalle de las cuentas para valorarlas más en profundidad.

Compartir el artículo

stats