Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Militantes del PSOE piden la revocación de Pérez y que se nombre a una gestora

Los afiliados presentan escritos al secretario de Organización para que convoque un congreso extraordinario

Militantes del PSOE piden la revocación de Pérez y que se nombre a una gestora

Militantes del PSOE piden la revocación de Pérez y que se nombre a una gestora

Un grupo de militantes del PSOE canario está demandando por escrito a la Secretaría de Organización del partido en las Islas, que dirige Julio Cruz, la revocación de José Miguel Pérez como secretario general de la formación en Canarias y el nombramiento de una Comisión Gestora. El descontento en estos afiliados no sólo se debe a la actuación de los responsables regionales del PSOE en la gestión de la crisis en el pacto de gobernabilidad con Coalición Canaria, sino a la ausencia de liderazgo en el partido desde que Pérez salió del Gobierno en la anterior legislatura y Patricia Hernández se convirtió en la vicepresidenta del actual Ejecutivo autónomo.

El escrito, que cada militante está remitiendo por separado, indica que las actuaciones de la dirección socialista carecen de "orientación política alguna" y dejan entrever "una continua incapacidad de vertebrar orgánicamente el partido". Es más, indican en el documento que, con sus acciones, los dirigentes regionales "atentan gravemente contra los intereses" de este partido y de sus militantes, y propician el "descrédito de la organización en su conjunto", lo que se puede encuadrar en contra de lo establecido en el artículo 2 de los estatutos federales.

Por ello, piden a la Secretaría Regional de Organización la convocatoria de un congreso extraordinario, con tres puntos en el orden del día: la revocación del nombramiento del secretario general, José Miguel Pérez; la elección de una Ejecutiva Regional y el nombramiento de una Comisión Gestora durante el período que transcurra hasta la celebración del congreso regional ordinario, después de que se celebre el máximo órgano del PSOE en el ámbito federal.

Los militantes reclaman además a la Secretaría de Organización que establezca el procedimiento adecuado para registrar y numerar las solicitudes que le lleguen sobre el mismo asunto y se comunique a todos los militantes del PSC-PSOE, a través de las organizaciones territoriales y agrupaciones locales, el procedimiento iniciado con los escritos para su público conocimiento.

No es al primera vez que se pide la convocatoria de un congreso extraordinario en las Islas, aunque la demanda se formuló ante la dirección federal y no se llegó a validar por estar en medio de los procesos electorales. En estos momentos no existe una Secretaría de Organización nacional por la dimisión de Pedro Sánchez y el nombramiento de la Comisión Gestora, por lo que se acude a este órgano regional.

El malestar interno en el PSOE canario viene coleando desde hace ya dos años, después de que Patricia Hernández ganara en octubre de 2014 las primarias en el partido para ser candidata a la Presidencia del Gobierno. El actual secretario general, entonces vicepresidente y consejero de Educación, empezó a reducir su perfil al frente de la dirección del partido, extremo que se agudizó cuando abandonó el Gobierno hace quince meses. En este tiempo, Pérez ha dejado de timonear al PSC y no ha escondido su deseo de abandonar el cargo, pero no ha podido hacerlo al retrasarse en tres ocasiones el congreso federal ordinario, previo al regional.

A esta situación se ha sumado que Hernández, sin cargo orgánico en la Ejecutiva Regional, haya tomado decisiones en el seno del Gobierno sin consultarlas previamente con el partido, como su apoyo inicial al proyecto de la Ley del Suelo. Esa bicefalia en la dirección del PSOE ha provocado las críticas en el seno de la formación, pues distintos sectores ven a una organización sin liderazgo, maltratada por CC en el pacto regional y cuya gestión en el Gobierno queda difuminada por los nacionalistas.

El secretario general del PSOE reapareció a la escena política en esta última crisis del pacto de gobernabilidad, después de que la Ejecutiva Regional diera por roto en septiembre la alianza tras la moción de censura en Granadilla de Abona.

Hoy debe dar cuenta en el comité regional extraordinario, máximo órgano entre congresos, que se celebra después de tres años, de sus conversaciones con el PP para sondear nuevas mayorías y del acuerdo alcanzado in extremis con CC el pasado sábado para mantener el pacto. Los nacionalistas también someten hoy a debate la continuidad de la alianza.

Compartir el artículo

stats