Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista a Gabriel Rufián

"No siento ni odio ni rencor contra nadie y tengo una relación cordial con Oramas"

"En el debate de investidura me limité a poner al PSOE ante el espejo y recordarle la traición a sus militantes", asegura el diputado de ERC en el Congreso

Gabriel Rufián, en una imagen de archivo.

Gabriel Rufián, en una imagen de archivo. LP / DLP

¿Se arrepiente de alguna de las cosas que dijo o del tono que empleó para referirse al PSOE en el debate de investidura de Rajoy?

Esta pregunta es más para el PSOE que para nosotros. Sospecho que se está hablando tanto de mi intervención y de lo que yo dije para no hablar de nada de lo que ellos votaron. Yo me limité a leer testimonios de su militantes y simpatizantes. Yo sólo intenté, sin descalificar a nadie, poner un espejo frente al PSOE para que viera lo que estaba haciendo, y luego hay mucha buena gente que confía en ese partido que el otro día sintió vergüenza.

¿Realmente usted piensa que su intervención no fue ofensiva para con el PSOE? Hasta su compañero Joan Tardá tubo que aclarar que esa no era la intención.

Tardá sólo puntualizó frente a determinadas manipulaciones mediáticas que nosotros nos dirigíamos a aquellos que estaban traicionando el mandato popular o soberano que les precedía, no al PSOE como partido, porque por ejemplo, su portavoz, Antonio Hernando, dijo antes de ese día 150 veces de 150 formas diferentes que no haría lo que iba a hacer ese día. Si yo soy el culpable por señalar que el rey iba desnudo, hay algo que no acabo de entender en este debate.

Ana Oramas, la diputada de CC, se refirió luego a usted lamentando el "odio y rencor" que había expresando desde la tribuna. ¿Usted siente odio hacia alguien en política?

No siento ni odio ni rencor hacia nadie, lo que sí tengo es memoria y resulta curioso que se hable tanto de si nosotros tenemos esos sentimientos cuando cualquiera con un poco de memoria o vaya a la hemeroteca comprobará lo que a nosotros nos han llamado líderes del PSOE que no han tenido que responder preguntas como las que yo estoy respondiendo. Felipe González comparó lo que está pasando en Cataluña con la Alemania nazi, Susana Díaz nos llamó bárbaros, Ibarra o Fernández-Vara han comparado el procés con Hitler, con Musolini, y seguramente ningún periodista les ha preguntado si sienten odio o rencor hacia alguien por ello.

¿Le molestó esa intervención de Oramas?

No. Nosotros tenemos una relación cordial con Ana Oramas, entendemos perfectamente su papel, y por su apoyo al PP tiene que hacer determinados discursos, que forma parte de su autonomía parlamentaria. Pero yo, por mucho que no me guste lo que una persona dice en el Parlamento nunca afirmaré que esa persona siente odio hacia nadie. La relación con Oramas es de respeto, cordial, y estoy convencido de que así seguirá siendo.

¿Cree que esos socialistas a los que dijo querer representar compartían todos los calificativos y la descripción que usted hizo del PSOE?

Vuelvo a repetir que nos limitamos a reproducir los testimonios de algunos de ellos expresados en las redes sociales. En tres días recopilamos 500 comentarios de simpatizantes socialistas, leímos cinco que eran los más suaves, y todos ellos se centraban en dos conceptos, traición y vergüenza.

Pero tal y como lo plantea parece que la decisión del PSOE es ideológica y no estratégica, es decir, que comparte el programa de Rajoy y no evitar unas terceras elecciones.

Si, es verdad, la decisión tiene un gran componente estratégico porque el PSOE sabe que en unas terceras elecciones tendría resultados muy malos, pero yo creo que es dramático el hecho de que un partido traicione a su electorado simplemente porque sabe que unas futuras elecciones le irían muy mal. Nosotros nos dirigíamos a aquellos que apretaban el botón de la abstención, ni mucho menos a aquella buena gente socialista que por activa y por pasiva ha dicho que no está de acuerdo con esa posición. Nos acusaron de desconocer la historia del PSOE, pero es al revés, precisamente porque conocerla, nos dolía aún más la decisión.

¿Le preocupa la imagen que está dando de político bronco y provocador?

El Parlamento es la máxima expresión de ese país de países que es España y ahí están representadas todas las fuerzas políticas que la gente ha querido. Nosotros, guste más o guste menos, lo único que estamos intentando hacer es defender lo que está pasando en Cataluña, las instituciones catalanas y estar al lado de cualquier fuerza que esté por dignificar la vida de la gente. No tenemos ningún problema en entendernos con el PSOE cuando ha presentado iniciativas con ese objetivo. Pero si por tener un papel determinado o decir la verdad nos acusan de provocadores, no es nuestro problema. El Parlamento está para decir la verdad y lo voy a seguir haciendo, aunque a los que no les guste me sigan acusando de bronco o provocador.

¿Cómo interpreta usted el hecho de que CC apoyara primero el intento de investidura de Pedro Sánchez y luego a Rajoy?

Pues para mí es una posición muy respetable. Supongo que sus motivos tendrá CC para jugar el papel que quiere jugar en el Congreso.

¿Qué idea se tiene desde el independentismo en Cataluña qué es y qué representa el nacionalismo canario?

Toda la que nos han podido trasladar y explicar sus propios representantes en el Congreso. Es una región muchas veces olvidada por parte del Estado español y en la que nos consta que hay un sentimiento nacional y donde hay que mejorar las cosas porque es una región con necesidades.

¿Desde ERC se entiende que un nacionalismo pueda identificarse al tiempo como constitucionalista, tcomo hacen CC y NC?

En ERC no somos nacionalistas, somos independentistas, pero sobre todo republicanos y de izquierdas. Los nacionalistas excluyentes son los que niegan la urnas en Cataluña, o se molestan porque se hable catalán o porque se exhiben símbolos catalanes. Hay un histórico de muchos partidos nacionalistas del tipo de CC, como el PNV o la anterior CiU, que sin complejos han ayudado a la gobernabilidad del Estado. Nosotros lo respetamos.

Justamente ahora va a remitirse al Congreso una propuesta para actualizar el REF canario ¿ERC lo va a apoyar?

Forma parte del histórico de ERC apoyar cualquier iniciativa que sirva para mejorar las condiciones de vida de la gente, en cualquier parte del territorio del Estado, viva donde viva. No es verdad que a nosotros sólo nos preocupe lo que pase en Cataluña.

Compartir el artículo

stats