El número dos del PP en la capital tinerfeña, Carlos Tarife –concejal de Urbanismo y también del distrito Salud-La Salle–, recordó ayer que él no es de ningún partido nacionalista, y reivindicó su pertenencia a la formación popular, antes de señalar a “tres personas que no están haciendo su trabajo. La primera, Pedro Martín, el presidente del Cabildo de Tenerife, porque la hostelería y la restauración en la Isla lleva sufriendo desde hace tres semanas la misma situación que vive el sector en Gran Canaria en las últimas 36 horas”. “¿Hemos escuchado a Pedro Martín alzar la voz con este tema?: No, por lo tanto tenemos un presidente del Cabildo que no hace su trabajo”.

El dirigente popular aseguró en los micrófonos de Radio Tenerife que “luego hay otras dos personas que solo vienen a Tenerife cada vez que acuden al Parlamento de Canarias a responder lo que les preguntan y se vuelven a ir, que son Román Rodríguez y Ángel Víctor Torres. Ellos sí están planteando esta situación de una visión insularista”.

Para Carlos Tarife, tanto el presidente como el vicepresidente de Canarias “han mirado para otro lado cuando Tenerife ha sufrido lo que ha sufrido en materia de restauración, cuando se le dijo a los negocios que de puerta para dentro no podía trabajar”. ¿Qué solución dieron?: Ninguna, y dejaron que los ayuntamientos buscaran la solución, como hizo el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife que fue pionero”.

El portavoz adjunto de los populares chicharreros manifestó que “hay dos maneras de ver la crisis” que está afectando al sector de la restauración. “Si no le toca a Gran Canaria, no son capaces de poner medidas sobre la mesa; y ha sido así. Las portadas y las soluciones han venido cuando ha aparecido Gran Canaria; es la manera que tienen de gestionar Román Rodríguez y Ángel Víctor Torres”, se lamenta Tarife.

Frente a esa gestión que ha caracterizado la labor de Rodríguez y Torres, a juicio del dirigente popular de Santa Cruz, está la otra forma de trabajar: “Le voy a contar lo que yo hice el viernes pasado. Cuando me enteré que Gran Canaria pasaba al nivel tres (y por tanto se impedía la actividad dentro de los locales), ¿sabe lo que hice con mis compañeros del partido en Gran Canaria? Les pasé el procedimiento que se acordó en Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife de cómo autorizar terrazas exprés”.

“Al final, cuando sabes que un vecino tuyo lo va a pasar mal –y así trato yo a mis compañeros de Las Palmas, como vecinos y no como enemigo, no pueden decir lo mismo Román Rodríguez y Ángel Víctor Torres–, yo le ofrecí la fórmula que inventamos en Santa Cruz de Tenerife para que los negocios pudieran salir adelante. Y eso es lo que tenía que haber hecho el Gobierno de Canarias”, se lamenta Carlos Tarife.