Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El 81% de las pymes de los sectores subvencionados se quedan sin ayudas

El Gobierno aspira a llegar a 18.000 negocios de los 95.000 incluidos en las actividades dañadas

Una terraza de Santa Brígida ocupa parte de la carretera por las restricciones para contener la pandemia. | | ANDRÉS CRUZ

Una terraza de Santa Brígida ocupa parte de la carretera por las restricciones para contener la pandemia. | | ANDRÉS CRUZ

El 81% de las empresas que operan en los sectores más castigados por la crisis del coronavirus –los sectores y actividades que el Gobierno de Canarias considera subvencionables– no recibirá ayuda.

El presidente del Ejecutivo autonómico, Ángel Víctor Torres, adelantó el lunes que el rescate alcanza a “todos los sectores afectados por la pandemia”. Y así es. El Gobierno ha elaborado una lista de actividades que abarca mucho más que la hostelería y el turismo: industria manufacturera, talleres de coches y motos, educación, publicidad, intermediarios del comercio y hasta juegos de azar y apuestas figuran como sectores subvencionables. Una serie de actividades que engloba alrededor de 95.000 negocios, según los datos –ya actualizados a 2020– del Directorio Central de Empresas (DirCE). Sin embargo, de todos esos negocios, de todos esos potenciales beneficiarios, solamente entre 15.000 y 18.000 recibirán ayudas en mayor o menor cuantía, según los cálculos del propio Ejecutivo. En el mejor de los casos, el flotador público no llegará a unas 77.000 empresas y negocios de trabajadores autónomos.

¿Cuántas líneas de subvenciones hay?

El decreto ley publicado ayer en el Boletín Oficial de Canarias (BOC) establece dos líneas de subvenciones: una para autónomos sin asalariados y otra para pequeñas y medianas empresas (pymes) y autónomos con asalariados.

¿Cuál es el objetivo de las ayudas?

El objetivo de las ayudas es el mantenimiento de la actividad, es decir, evitar que las pymes y los negocios y micronegocios de los trabajadores por cuenta propia echen el cierre para siempre. Con ello, el Gobierno pone así su granito de arena para “el aseguramiento del mayor nivel de empleo”.

¿Qué empresas pueden beneficiarse?

Pueden optar a una subvención todos los trabajadores autónomos y todas las pymes, con independencia de su forma jurídica –sociedades anónimas, sociedades limitadas, cooperativas...–, que lleven a cabo en las Islas, como actividad principal, una de las consideradas como subvencionables por el Ejecutivo, y que se detallan en el decreto publicado en el BOC. En el caso de las pymes, también deben contar con establecimiento permanente en el Archipiélago. La actividad principal será aquella señalada como tal a efectos del Impuesto General Indirecto Canario (IGIC).

¿Qué requisitos hay que cumplir?

El primer y gran requisito es que el negocio haya estado en alta tanto en 2019 como en 2020 –y que continúe estándolo, claro– y que en el segundo semestre del año pasado sufriera “una reducción igual o superior al 30% en el volumen de facturación respecto del mismo semestre de 2019”. Aunque todos los autónomos y todas las pymes de los sectores subvencionables han sufrido los embates de la crisis –por ello son los sectores considerados como subvencionables–, el golpe debe haberse llevado por delante al menos el 30% de las ventas. Los negocios que solo hayan perdido un 20 o un 25% no tienen derecho a percibir estas ayudas. Es aquí donde esos 95.000 potenciales beneficiarios –no llegan ni al 1% los que tienen más de 250 empleados o facturan más de 50 millones, es decir, los que no son pymes– de manera considerable. Además, hay que tener en cuenta que si la entidad ya estaba en crisis antes de la pandemia, tampoco podrá optar a las subvenciones.

¿Qué otras obligaciones debe cumplir la empresa beneficiaria?

Las empresas y autónomos deben cumplir las obligaciones habituales para los perceptores de ayudas públicas –comunicar la recepción de otras subvenciones, disponer de los libros contables o conservar los documentos que justifiquen en qué se gasta el dinero, por ejemplo– y estar al corriente de pagos con la Seguridad Social.

¿Cuánto dinero se va a repartir?

La línea de subvenciones para autónomos sin asalariados cuenta con 18 millones de euros; la de las pymes y autónomos con asalariados llega a 66 millones. La cuantía máxima que podrá recibir una misma empresa es de 25.000 euros.

¿Cómo se calcula la ayuda?

La ayuda que recibirá una determinada empresa –que se abonará en un único pago– depende de tres factores. Del sector económico al que pertenezca, de su número de trabajadores a tiempo completo y de la mayor o menor caída de su facturación –siempre que esta, cabe insistir, sea como mínimo de un 30%–. El decreto establece unos gastos fijos por trabajador que varían dependiendo del sector de actividad. Son 2.950 euros, por ejemplo, en el caso de los servicios de comidas y bebidas. Esta cantidad se multiplicará por el número de asalariados a tiempo completo, incluidos los que estén en suspensión de empleo. En el caso de negocios con más de diez trabajadores a tiempo completo, la multiplicación será en todo caso por diez. Por último, el resultado se multiplicará por entre 0,7 y uno en función de la caída de la facturación: por 0,7 si las ventas han caído entre un 30 y un 39%; por 0,8 si se han reducido entre un 40 y un 49%; por 0,9 si lo han hecho entre el 50 y el 59%; y por uno si se han desplomado por encima del 60%.

¿Cuándo se podrá presentar la solicitud?

Pymes y autónomos podrán presentar sus solicitudes desde el próximo día 10, y durante 20 días hábiles, en la sede electrónica del Gobierno de Canarias.

Coalición: “Las ayudas llegan tarde y son insuficientes”


Coalición Canaria lamenta que las ayudas aprobadas el lunes por el Gobierno de Canarias “lleguen tarde y sean insuficientes” y sostienen que a punto de cumplirse un año del 14M, día en el que comenzó el confinamiento, “respondan a la sangría social y económica concediendo ayudas a cuentagotas”. En un comunicado, CC criticaque finalmente hoy el BOC recoja ayudas directas por importe de 85 de los 160 millones de euros prometidos y que lo hagan “justo cuando han dejado en el camino a gran parte del tejido productivo que no pudo sobrevivir a las restricciones de la crisis sanitaria” y para paliar los 9.500 millones de euros que perdió la economía canaria en 2020. Asimismo, se preguntan los nacionalistas si el Ejecutivo autonómico es consciente de que en las Islas hay más de las entre 15.000 y 17.000 empresas a las que aspiran llegar con estas ayudas y censuran que “lleven semanas vendiendo titulares a golpe de medidas que no llegan o que cuando están listas son un claro incumplimiento de sus compromisos iniciales”. Desde CC insisten en que “a la crisis social y económica solo se puede hacer frente con trabajo y esfuerzo pero el Gobierno liderado por Ángel Víctor Torres gestiona a golpe de improvisación y eso, al final, lo están pagando las pymes y autónomos canarios”. | LP/DLP

Compartir el artículo

stats