Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los ayuntamientos acumulan caídas de 300 millones de ingresos por la crisis

Los alcaldes reclaman destinar parte del Fdcan a gasto social y participar en los fondos europeos

Los representantes de la Fecam con el presidente y el vicepresidente del Gobierno, ayer. | | LP/DLP

Los ayuntamientos canarios ultiman un informe con la liquidación del ejercicio 2020 en el que cuantifican en algo más de 300 millones de euros las pérdidas de ingresos acumuladas el año pasado como consecuencia de la caída de la recaudación de impuestos municipales, los procedentes de los tributos del REF y las transferencias de otras administraciones. Por contra, la factura del gasto social debido a la crisis provocada por la pandemia del Covid-19 no deja de crecer. El año pasado los municipios desembolsaron de recursos propios más de 45 millones de euros para atender el incremento de la demanda de familias sin recursos y en los primeros meses de este año el panorama ha empeorado y la subida del gasto social supera ya entre el 25 y el 30% en relación a 2020.

La Federación Canaria de Municipios (Fecam) trasladó ayer al Gobierno canario su preocupación por el déficit de financiación que acumulan las arcas locales y la necesidad de que la Comunidad Autónoma medie ante la Administración del Estado para que de las diferentes líneas de financiación que van a llegar a través de partidas estatales y de los fondos europeos no solo se beneficien las arcas autonómicas y el tejido empresarial de las Islas, sino que también los ayuntamientos sean partícipes de las mismas.

El comité ejecutivo de la Fecam mantuvo una reunión con el presidente del Gobierno regional, Ángel Víctor Torres, y el vicepresidente y consejero de Hacienda, Román Rodríguez, en la que el Ejecutivo se comprometió a garantizar los 160 millones de euros del Fondo de Desarrollo de Canarias (Fdcan) de este año aunque en el presupuesto autonómico de 2021 solo aparezcan 80 millones. Los alcaldes pusieron sobre la mesa la propuesta de ampliar el destino de estas partidas no solo para infraestructuras y planes de empleo, como está contemplado en el origen del Fdcan, sino ampliarlo también a gasto social ante las necesidades de las corporaciones municipales derivadas de la pandemia. La presidenta de la Fecam, Mari Brito, indicó que se va a “redefinir” el periodo de ejecución del Fdcan en función del gasto realizado pero sin aminorar los 160 millones que les corresponden anualmente a las corporaciones locales.

El Gobierno garantiza los 160 millones del Fondo de Desarrollo de este ejercicio

decoration

En relación con los fondos europeos que van a llegar a las Islas para la recuperación de la crisis, los ayuntamientos reclaman ampliar su participación en estos fondos tanto a través de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) como en el ámbito autonómico a través de la presentación de proyectos en las diferentes consejerías del Ejecutivo regional, tal y como se va a hacer en el área de Transición Ecológica.

El vicepresidente y responsable de la comisión de Hacienda de la Fecam, Óscar Hernández, añadió que los municipios tienen capacidad de ejecución suficiente para invertir fondos europeos en proyectos necesarios en el ámbito local. “Sería una vergüenza que se tuviese que devolver dinero a Europa por no poder ejecutarlo, los ayuntamientos somos un instrumento eficaz para canalizar estos fondos”, agregó Hernández.

En relación con la caída de ingresos, Óscar Hernández criticó que desde el Estado se haya hecho caso omiso hasta ahora de la petición de la FEMP de contar con un fondo de 5.000 millones para las corporaciones locales españolas ya que solo se han articulado líneas de financiación para las comunidades autónomas. “Demandamos mecanismos de compensación porque seguimos incurriendo en gastos extraordinarios por la pandemia”, añadió Brito.

Compartir el artículo

stats