Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El PP se desmarca de las derivaciones y del reparto de los menores

Los populares se pliegan a la oposición de los dirigentes regionales en la Península y evitan incluir los traslados en sus propuestas al Senado

Protesta de los migrantes acogidos en el CAI de Santa Cruz de Tenerife. | |

Protesta de los migrantes acogidos en el CAI de Santa Cruz de Tenerife. | | Andrés Gutiérrez

El PP rechaza incluir en sus propuestas sobre política de gestión migratoria en España las derivaciones de migrantes desde Canarias a la Península, y el reparto solidario entre todas las comunidades autónomas de los menores no acompañados que llegan en pateras al Archipiélago o a otras regiones de mayor flujo migratorio irregular. La oposición de los dirigentes regionales del partido tanto a los traslados de migrantes adultos a sus propios territorios desde las Islas, como a recibir menores para su tutela y aliviar así la situación de comunidades como Canarias, donde actualmente se acoge a más de 2.600 niños o adolescentes, se ha impuesto en la redacción de las enmiendas que el PP ha presentado al documento que se discute en la ponencia del Senado sobre el fenómeno migratorio.

En ese documento inicial de la ponencia, redactado por el PSOE como partido mayoritario y al que los grupos parlamentarios deberán presentar enmiendas antes del 7 de junio, se propone «el traslado de las personas migrantes instaladas en Canarias y facilitar el viaje de aquellas que puedan sufragarlo por su cuenta y cuenten con los documentos válidos », así como «establecer un acuerdo entre Comunidades Autónomas para un reparto solidario en el traslado» de menores no acompañados. En ambos casos, el PP se desmarca y lo que ha hecho es presentar un documento alternativo que plantea como una «enmienda a la totalidad» del presentado por los socialistas y sobre el que advierten ya que «si no es admitido en su totalidad, el PP se irá de la ponencia y no seguirá negociando», según avanzó el senador grancanario Sergio Ramos. «No vamos a participar en una pantomima de documento donde no se deja constancia del fracaso en la gestión migratoria».

Devoluciones

El PP presenta dos medidas que considera alternativas a las derivaciones propiamente dichas: la repatriación de migrantes a sus países de origen, y la limitación de plazas de acogida en Canarias, pasando de las 7.000 que contempla actualmente el Plan Canarias, a únicamente 1.500. «Evidentemente, se da a entender que la solución intermedia será la derivación», explica Ramos.

En relación con los menores no acompañados, los populares también apelan a la necesidad de intentar el retorno de estos chicos a sus países de origen y apuestan por «acometer los cambios normativos necesarios para habilitar un procedimiento legal a través del cual menores y adolescentes no acompañados que se encuentren en situación de desamparo y cuyos padres estén perfectamente identificados en su país, que sean devueltos a su seno familiar con todas las garantías legales en atención al interés superior del menor». Pero ni una palabra del reparto entre comunidades si esa devolución no es posible.

La posición del PP nacional en estas dos cuestiones contrasta con la defendida por los populares canarios, que son abiertamente partidarios tanto de las derivaciones a la Península, como de la distribución equitativa de menores no acompañados, criticando al Gobierno central de Pedro Sánchez precisamente por no llevar a afecto una política en ese sentido.

Compartir el artículo

stats