Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Encuentros en el metaverso

El Istac organiza unas jornadas nacionales en un palacio de congresos virtual | El evento cuenta con un presupuesto de 60.000 euros

XXI Jornadas de Estadística de las Comunidades Autónomas

La participación de avatares en encuentros formativos y científicos ya es una realidad. La pandemia de la covid-19 inundó todas las agendas de reuniones telemáticas y videoconferencias, pero ahora el mundo digital da un paso más gracias al desarrollo del metaverso. Es decir, la creación de universos simulados que permiten la interacción entre usuarios representados por sus identidades virtuales. El Instituto Canario de Estadística (Istac) inauguró hoy las XXI Jornadas de Estadística de las Comunidades Autónomas, en las que especialistas de todo el territorio nacional profundizarán a lo largo de la semana en el papel que juega la estadística pública regional en la medición del desarrollo sostenible. Estos profesionales solo se podrán ver a través de las cámaras de sus dispositivos electrónicos durante las conferencias, pero sus avatares podrán interactuar en el metaverso tridimensional que se ha creado para la ocasión y que simula un palacio de congresos, en el que se puede pasear por los espacios dedicados al trabajo, al ocio o a la promoción de las empresas patrocinadoras del evento.

El término metaverso, aunque existe desde hace casi tres décadas, ya que fue acuñado por Neal Stephenon en 1992 en su novela Snow Cash, se popularizó hace solo un par de semanas, cuando el fundador y director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, anunció que la empresa propietaria de la mayor red social del mundo, Instagram y WhatsApp, pasará a denominarse Meta. Una actualización de la nomenclatura que está asociada a un cambio de rumbo por la crisis reputacional que atraviesa la compañía. Zuckerberg ahora mira hacia lo que describe como la siguiente versión de internet. Solo unos días después del anuncio de Facebook, Microsoft hizo público que el año que viene contará con un servicio de reuniones en realidad virtual en el que se podrá diseñar todo tipo de espacios y los avatares serán los protagonistas. Los organizadores de las jornadas del Istac se han aventurado a experimentar con esta nueva herramienta y han logrado que cerca de medio millar personas se hayan inscrito en el congreso.

El director del Istac, Gonzalo Rodríguez, apunta que este formato resulta más económico que unas jornadas presenciales y, además, permite contar con la intervención de especialistas procedentes de organismos supranacionales, cuyo desplazamiento complicaría su participación. Por ejemplo, la conferencia inaugural corrió a cargo de Francesca Perucci, subdirectora de la división de Estadísticas de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), que intervino desde Nueva York y profundizó en el papel de las regiones subnacionales ante el reto de desarrollar e implementar un marco de indicadores para los Objetivos de desarrollo sostenible (ODS). Los participantes pudieron seguir su disertación desde la sala del palacio de congresos virtual y, al finalizar la charla, sus avatares se pusieron en pie para aplaudir la intervención. Un gesto que aporta calidez los encuentros digitales en los que, habitualmente, el ponente se pierde la reacción del público tras su exposición.

Las Jornadas de Estadística de las Comunidades Autónomas se organizan desde los años 80 y estas son las primeras que se celebran íntegramente de manera online . Rodríguez señala que "servirán para descubrir el sistema del metaverso, que abre un mundo de posibilidades para la organización de este tipo de encuentros". El director del Istac explica que "los participantes podrán departir y relacionarse entre ellos dentro del metaverso, lo que posibilitará un acercamiento semejante al de unas jornadas presenciales". Este congreso cuenta con un presupuesto de 60.000 euros, un importe que "se tendría que multiplicar por dos o por tres" para poder llevar a cabo el evento físicamente, ya que habría que sumar los gastos derivados del traslado y el alojamiento de los 161 ponentes que participan en las conferencias o el alquiler de una sala en la que poder reunir a más de 500 personas.

Las jornadas celebradas de forma presencial ofrecen a los participantes experiencias que van más allá de las conferencias, las mesas redondas y las sesiones plenarias. Entre otros aspectos, los eventos dirigidos a profesionales ofrecen experiencias gastronómicas y culturales a los inscritos y sirven como plataforma de promoción de las Islas como destino turístico. Antes de la pandemia el turismo de congresos generaba en Canarias una facturación de más de 170 millones de euros anuales y atraía a más de 200.000 visitantes. Por esto, para tratar de mitigar las pérdidas en promoción que supone la organización virtual de las jornadas, el Istac ha llegado a un acuerdo con Promotur para proyectar entre las conferencias y durante los minutos de espera entre los diferentes actos videos promocionales en los que se muestran las bondades del Archipiélago.

Otro elemento habitual en los congresos son las ferias con expositores. El metaverso de las jornadas del Istac también cuenta con espacios virtuales que las empresas pueden alquilar para ofrecer información sobre la compañía y promocionar su marca. Por un importe que oscila entre los 99 y los 299 euros, los patrocinadores pueden contar con una zona en la que recibir a los avatares e interactuar con ellos a través de un chat que funciona a través del micrófono del dispositivo que maneja que usuario, pueden compartir la pantalla de su ordenador para mostrar todo tipo de presentaciones y, además, decorar el área con los colores corporativos y la imagen de la empresa.

Compartir el artículo

stats