Partidos

Críticos de NC recaban firmas para forzar un congreso extraordinario

La resaca de las elecciones acelera las maniobras para que se convoque el cónclave tras el verano si no dimite la dirección

El presidente de Nueva Canarias, Román Rodríguez.

El presidente de Nueva Canarias, Román Rodríguez. / Efe

La corriente renovadora abierta en Nueva Canarias (NC) presiona para que se convoque un Congreso extraordinario de la formación después del verano –antes de finalizar el año o como muy tarde a principios de 2025– si la actual dirección no renuncia. Esta iniciativa circula por distintos sectores de NC desde hace varios meses, cuando comenzó a germinar este proceso que demanda un cambio de caras y de modelo de organización para concurrir a las elecciones de 2027 con una nueva imagen y un proyecto nacionalista renovado. Ahora, tras las elecciones europeas, aumentan las voces para la convocatoria del congreso ante la resistencia a irse del equipo que encabezan Román Rodríguez y Carmelo Ramírez hasta que finalice su mandato en 2026, por lo que estaría en sus manos la elaboración de las listas para los comicios autonómicos y municipales.

NC ha convocado Ejecutiva Nacional mañana por la tarde para analizar y valorar las elecciones europeas. Se trata de una reunión que ya estaba prevista pero que el revuelo formado por el alcalde de Gáldar y vicepresidente del Cabildo, Teodoro Sosa, y varios regidores más solicitando que la dirección de la formación siga el ejemplo de Yolanda Díaz le ha dado una inesperada relevancia, ya que ambas partes no se han visto las caras tras la tregua interna acordada para afrontar la campaña de los comicios del 9 de junio. En los últimos días se ha intensificado la tensión interna en la formación nacionalista tras los mensajes de los alcaldes, hasta tal punto que hay sectores que apelan a convocar el congreso en breve si la dirección sigue enrocada tras las declaraciones del coordinador general de NC y portavoz en el Parlamento, Luis Campos.

Generosidad y diálogo

En este escenario el presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales, salió ayer al paso haciendo un llamamiento al sosiego y al diálogo para evitar una confrontación que podría acabar con una ruptura interna en NC. Morales indicó que «no hay espacio en estos momentos para la confrontación, sino para la generosidad, para el diálogo y para que se puedan poner sobre la mesa todos los pensamientos que puedan existir en una organización política». Para Morales «se debe apurar el diálogo y alejarse de la confrontación», en «un diálogo sereno en el seno de la organización».

En este sentido indicó que es «sano, democrático y transparente» que se abra debate en la toma de las decisiones y que «en los acuerdos, se agoten las determinaciones que se planteen», añadió. Asimismo, el presidente insular aseguró que no se siente «cuestionado en absoluto», más aún cuando ha decidido marcarse «unos límites en mi vida política» y que «en los partidos que forman una parte fundamental de las sociedades democráticas parece siempre sano que se produzcan debates y que se abran posibilidades de diálogo y de búsqueda de acuerdos de consenso».

Desmovilización

Morales fue uno de los pocos dirigentes significativos de NC que participaron en la campaña de las elecciones europeas. Las críticas por los resultados cosechados por la formación aliada con Sumar vienen de los dos bandos: la dirección reprocha a las organizaciones que encabezan estos alcaldes que no se implicaran en la movilización de las bases para la campaña y que no se solicitara activamente el voto para la candidatura encabezada por Estrella Galán, donde figuraba Lorena López en representación de NC. Desde el sector crítico buena parte del mismo nunca vio con buenos ojos la alianza con Sumar y, de hecho, solo en Telde, Santa Lucía y una parte de la organización en la capital hubo una mayor implicación de los militantes y dirigentes para hacer campaña en favor de la formación de Yolanda Díaz, que se ha visto forzada a dimitir tras la decepción que ha supuesto los resultados del 9J.

Esta desmovilización de las bases es una constante en las últimas convocatorias electorales debido a la incertidumbre y malestar que existe en el seno de la formación desde las elecciones municipales y autonómicas de mayo de 2023. El pobre resultado obtenido a nivel autonómico por la formación, que dejó a Román Rodríguez fuera del Parlamento, y después en las elecciones generales del 23J propició que se elaborara un manifiesto de recogida de firmas de militantes y dirigentes para una renovación en la cúpula y realizar cambios en el partido en un Congreso extraordinario. El escrito advierte que NC atraviesa «la situación interna más complicada desde el nacimiento del partido en 2005» y que desde los comicios de mayo las discrepancias internas «no han encontrado una salida consensuada, ni un espacio para el debate y el acuerdo». Por ello se considera que después de 19 años con la misma dirección es necesaria «una total renovación en los cargos de dirección del partido» y que una nueva generación «asuma el relevo y el compromiso» de dirigir este proyecto político. El manifiesto también habla de «unidad» y «generosidad» para que no haya rupturas pero sí reclama «rapidez» para ofrecer «un equipo nuevo, una forma de comunicar nueva, una relación con la militancia nueva». Finaliza que es «imprescindible» celebrar un Congreso extraordinario antes de final de año.

Al tener conocimiento de este escrito, la dirección puso sobre la mesa la apertura de un diálogo interno para resolver la situación. A tal fin se crearon dos comisiones con representantes de la dirección del partido y del sector renovador que han mantenido varias reuniones, algunas de ellas cargadas de tensión y palabras mayores entre algunos de los dirigentes que la componen.

En mayo se produjo el último encuentro entras las dos partes y se dejó para después de las elecciones europeas el seguir reuniéndose. Ahora la presión se ha incrementado y hay sectores que plantean la renuncia de Román Rodríguez o que se recaben los apoyos para convocar el Congreso aunque no quiera la dirección.

Suscríbete para seguir leyendo