Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"Katsikaris va de frente"

Carlos Cabezas avala la llegada del nuevo técnico del Granca, al que define como una persona con "un temperamento especial" | Ambos coincidieron en Murcia (2015-16)

Katsikaris, en un duelo en el Gran Canaria Arena durante la Copa del Rey de 2018 con el Iberostar. QUIQUE CURBELO

"Katsikaris es un tío que va de frente, no se guarda nada, si tiene que decirte algo te lo va a decir, y con esa confianza que adquiere contigo hace que mejores como jugador. Saca lo mejor de cada uno". Carlos Cabezas radiografía al nuevo entrenador del Granca, con el que coincidió en el UCAM Murcia en la campaña 2015-16, la más rutilante en la historia del conjunto pimentonero y en la que hicieron "una temporada de ensueño", según el base marbellí.

Palabras de oro. Carlos Cabezas, uno de los tres últimos supervivientes de aquella generación del 80, junto a Felipe Reyes y Pau Gasol, que se hicieron con el Mundial sub-20 de 1999 en Portugal; además de pertenecer a la Selección que ganó el Mundial de Japón en 2006, avala la llegada de Fotis Katsikaris al banquillo del Herbalife tras la marcha de Pedro Martínez. "Con que haga lo mismo que nosotros conseguimos en el UCAM estarán contentos en Canarias", resalta el veterano jugador.

Katsikaris y Cabezas formaron parte del proyecto 15-16 del conjunto universitario. Como mentor de Facundo Campazzo, MVP de la final de la Liga Endesa de la actual temporada, consiguieron la gesta de clasificarse para los Playoffs por primera vez en la historia de los murcianos. "Fue una temporada muy buena, en la que gracias a la complicidad que coge Fotis con los jugadores pudieron demostrar lo mejor de cada uno", subraya el base.

Sobre cómo definir al técnico ateniense, el malagueño comparte la idea que transmiten muchos de los jugadores que han pasado por las manos de Katsikaris. "Es verdad que tiene un temperamento especial. Tiene unas ideas claras y va a muerte con ellas. Si te fijas todos sus equipos suelen estar cortados por un mismo patrón", desvela Cabezas.

Eso sí, también apunta que todo dependerá de la plantilla que quiera conformar el Herbalife para la próxima campaña. "Se adaptará a lo que tenga, pero está claro que el Granca tiene que regenerarse, formar una base nueva de jugadores", añade el campeón mundial.

Relación coherente

En cuanto a la relación que guarda el técnico con sus jugadores más allá de la cancha, Cabezas destaca que el griego es "bastante coherente con las circunstancias de cada uno". Y es que con todo el elenco de estrellas que han pasado por las manos de Katsikaris, con las selecciones de Rusia y Grecia como máximos exponentes, el manejo de un vestuario es clave para alcanzar los éxitos.

Cotas deportivas que a veces parecían inalcanzables "como la época más destacada de su paso por España cuando llegó a la final de la ACB y de la Eurocup con el Bilbao Basket", como rememora el playmaker de la costa del sol.

Una de las claves que cree Cabezas que puede influir en este camino exitoso que recorrió, tal y como él conoce a Katsikaris, podría deberse a que "sabe separar los espacios que debe mantener la figura del entrenador con el bienestar del jugador", y es ahí cuando "sin llegar a ser amigo del jugador, te transmite una confianza idónea para que le comuniques cualquier cosa, deportiva o extradeportiva".

Un clima de templanza que puede llegar de la mano del griego a la Isla después de una temporada convulsa, que ha provocado incluso el descarte de la participación del Granca en la próxima Eurocup, y que Cabezas confirma. "Al final el carácter de un griego y un español se parecen mucho, así que seguro que es beneficioso para ambas partes", sentencia el base.

Compartir el artículo

stats