Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Porfi Fisac: “Yo no sé rendirme, dimiten solo los que no tienen la solución”

Para ver este vídeo suscríbete a La Provincia - Diario de Las Palmas o inicia sesión si ya eres suscriptor.

Porfi Fisac, entrenador del Herbalife, no niega que se encuentra en una situación delicada por los malos resultados del equipo en la Liga Endesa, con solo dos victorias. Aun así, no se rinde y confía en que puede revertir la situación con el apoyo del club, del que dice que no se han sentado en ningún momento con él “a negociar” su salida.

A un equipo en la situación del Herbalife, ¿le favorece o le perjudica este parón de las ventanas FIBA?

Cuando pierdes, siempre piensas que tienes deuda de trabajo, que tienes que hacer las cosas de mejor forma. Nosotros ahora mismo tenemos a dos jugadores fuera: Della Valle, que se marchó, y Javi Beirán, porque el entrenador lo ha decidido así; esto nos está mermando en cuanto a gente para trabajar los partidos. Siempre viene bien tener fechas para poder trabajar y descansar.

¿Qué diagnóstico hace de la complicada situación del Granca y cuál sería la medicina adecuada para su recuperación?

Estamos fallando, y eso es evidente, y yo soy el primer responsable. El máximo responsable y el que más está fallando, seguro, soy yo. Pero igual que asumo esto, también asumo mi responsabilidad para intentar tomar deciciones, muchas de ellas no son fáciles y son más criticables que lógicas. Pero al final yo solo tengo un objetivo: hacer que el Gran Canaria gane. En estos errores que pueda estar teniendo a la hora de tomar decisiones mi único pensamiento es el trabajar para ganar. No puedo pedir que la gente me comprenda. Pero, de alguna manera, no puedo quedarme sin tomar decisiones. Al final hay que buscar el remedio a la situación, y este no se encuentra dando la misma respuesta. Si un equipo de baloncesto pierde jugando una serie de jugadores, pues tienen que jugar otros; si un equipo pierde con un entrenador, habrá que decidir poner a otro. Como entrenador que soy, debo tener poder de decisión, y en eso no voy a parar. Tengo que buscar la solución, sea la que sea. He tenido que tomar hasta ahora algunas decisiones difíciles y otras arriesgadas, pero lo que no podía permitir es que el equipo perdiera de 20 en rebotes, de 20 en puntos... No lo podía permitir.

En su presentación, recalcó que el objetivo máximo era que la afición saliera del Gran Canaria Arena con una sonrisa en la cara, orgullosa de su equipo. Visto lo visto, menos mal que los partidos se están jugando sin público...

Menos mal para usted. Para mí paricularmente, si hubiese habido público en los partidos a lo mejor habría otra opinión distinta alrededor del equipo, o se habrían dado otra serie de resultados. Eso no lo sabremos.

“Me parece lógico que lleven a Javi Beirán a la selección, es un grandísimo jugador; hablé con Scariolo”

decoration

Pero la imagen del equipo no concuerda con esos objetivos iniciales que se marcaron.

Un equipo que lleva dos victorias en la Liga ACB no puede concordar con nada, da igual que se llame Gran Canaria o cómo se llame. No lo estamos haciendo bien, no le voy a engañar a usted ni a mis aficionados. Pero es que tampoco ustedes ni ellos se van a dejar engañar. Da igual que vayamos líderes en la Eurocup. Cuando las cosas van mal a la gente le gusta hablar de las cosas que van mal. No le gusta ver el lado positivo. La botella está o medio llena o medio vacía. Pero aquí hay un alo de medio vacía, medio vacía, medio vacía... Esa es otra pelea más que tengo: hacer creer a los jugadores, y tengo que reconocer que en esto me encuentro muy solo, porque muy pocas personas a nivel mediático me están ayudando. Ustedes lo que sacan normalmente es la parte negativa, y tienen todo el derecho de hacerlo. Pero yo estoy trabajando para intentar sacar la parte positiva, porque es nuestro Gran Canaria. Ahora se creen, en este sentido, que es mí Gran Canaria; y para nada es así.

Y en esa parte positiva de la que habla, ¿qué destacaría?

Que la Eurocup la llevamos muy bien planificada y, un punto importante en mi opinión, que hay un proyecto de club con jugadores jóvenes como Olek -Balcerowski- y Khalifa -Diop-. Van por el camino adecuado para asentarse y son dos cupos nacionales que puedo valer mucho dinero.

Dos aspectos positivos que parecen escasos para las expectactivas que habían puestas inicialmente en este Herbalife.

Yo me he equivocado en muchas cosas. No he acertado con el roster -plantilla-, porque el club me ha dejado hacer. Lo reconozco. Me he equivocado en perder partidos y soy el máximo responsable, siempre. Pero no me voy a equivocar dejando de tomar las decisiones que sean necesarias para intentar ganar. Yo no sé rendirme. La prensa me pregunta porqué no dimito. Dimiten solo los que no tienen la solución al problema, los que no la ven, los que piensan que no tienen nada que hacer. Me parace muy bien la política de criticar, y creo que los que lo hacen tienen derecho. Entiendo que este equipo estaba hecho para cotas más altas, pero ahora vivimos otra realidad y hay que intentar ayudar en la nueva situación. No pido que me ayuden a mí, pero sí que ayuden al Gran Canaria.

“No estoy aquí para coger el dinero, ni por estar en un sitio en el que crea que no pueda hacer cosas”

decoration

¿Usted entendería que el club llegara a tomar la decisión de destituirlo de su cargo?

¿Pero cómo no voy a entender que puedan echar al entrenador? Es que han llegado a decir que no me han echado porque no hemos llegado a un acuerdo económico. El club nunca me ha planteado el hecho de marcharme. De parte del club solo siento cariño y apoyo. El club sabe mi forma de trabajar y ustedes, si llevan tiempo en esto, también la saben. Nadie me ha regalado nada en esta vida. Entiendo todo en esta vida, porque soy un currante. Cuando no gano, pues claro que tienen el derecho de cortarme. Pero el club no ha perdido un solo minuto en comentármelo. Entiendo su pregunta, la negatividad que usted me muestra en las preguntas porque es un poco la que hay alrededor. Pero yo, como grancanario que soy ahora mismo en todo esto, debe entender que no las comparto.

Cuando salió la convocatoria de España para esta primera ventana FIBA de la temporada y vio el nombre de Javi Beirán, apartado en el Herbalife Gran Canaria por una decisión suya, ¿qué se le pasó por la cabeza? ¿El seleccionador Sergio Scariolo habló con usted?

No se confundan. Javi Beirán es un grandísimo jugador. Antes de que saliera la convocatoria, yo hablé con Scariolo. Debe entender que las situaciones privadas deben tener el respeto de ser privadas. Me parece lógico que lleven a Javi Beirán y es lo mismo que le puedo decir a Scariolo, que es mi seleccionador de mi país; cómo no voy a pretender que con mi país no estén los mejores. Beirán está en la situación actual con nosotros por otros motivos, no porque sea un mal jugador.

“Me he equivocado es en la confección de la plantilla, y eso supone un 90% de putada para todo el año”

decoration

Usted, cuando decidió apartar a Beirán, dijo que entendía la capitanía de otra forma. ¿Cuál es entonces el modelo de capitán que usted prefiere?

Yo tengo una carrera. Me pueden hacer la pregunta de diez maneras distintas, pero se la voy a responder de la misma forma. Entendemos la capitanía de manera diferente. No voy a estar aquí sacando trapos de nadie. Lo que hable con Beirán queda entre él y yo. No voy perder ni medio segundo en criticar a ninguno de mis jugadores. No es un tema para hablar mediáticamente.

Pero cuando se publicó que había problemas con Della Valle y con Javi Beirán, a posteriori tanto usted como el jugador salieron en rueda de prensa diciendo que todo se suscribía solo a cuestiones deportivas. Poco después anuncia que se le aparta del equipo. Fue un poco paripé aquello...

Paripé no, y le explico. En aquel momento lo que hubo fue un toque de atención, un primer aviso. A nadie se le deja fuera por un hecho o por una decisión. Tiene que haber existido bastantes cuestiones anteriormente. Aquello fue una manera de pedirle un cambio, nada más. Como ese cambio no se produjo, he tenido que tomar una decisión más contundente. He cometido muchos errores. He confeccionado la plantilla más o menos a mi gusto, y lo he hecho mal, no he acertado. He confiado en jugadores de la plantilla para darle la titularidad y no me ha salido bien; he confiado en el tema del capitán y no me ha salido bien; he confiado en el tema de jugar con dos cincos más o menos bajitos y no me ha salido bien. De todo esto solo yo soy culpable. ¿Hay motivos para echarme? Ustedes creen que sí, pero yo lo que creo es que debo seguir tomando decisiones para intentar variar este camino. El club trabaja conmigo para traer jugadores y darle un poco de aire a todo esto. Ahora mismo vamos un poco debilitados y afrontamos justos la competición ACB con el talento y los recursos que tenemos. Por eso hago cosas, como poner a jugar a Shurna de tres porque nos ganan en esto, poner a los dos grandes juntos porque nos ganan en el rebote, jugar con dos bases porque la dirección de Ferrari es distinta a la del otro... Si creyera que no tengo una decisión más que tomar, no me tienen que echar nadie... No estoy aquí para coger el dinero de nadie, ni por estar en un sitio donde yo crea que no pueda hacer las cosas. Me da igual si me traen o no jugadores, yo voy a seguir tomando decisiones; me da igual si gustan mediáticamente o no. Solo tengo un objetivo, ganar partidos. No tengo ningún objetivo de enfrentarme a jugadores, de perder... Soy un obrero, no un arquitecto. Me he hecho mi casa a través de poner mis propios ladrillos. En esta planta que estoy ahora, no estoy haciendo bien las cosas. No puedo echar as culpas ni a Javi Beirán, ni a otro jugador, ni al club, ni a nadie. Las culpas me las echo a mi mismo. Soy un tío autocrítico al 100%; cada día que pierdo, e incluso cuando gano, me planteo la razón por la que no he hecho jugar bien a este o a aquel jugador. Todos estos conflictos no nos gustan a nadie. Solo tengo un pensamiento, y ese no es hacer daño a nadie. Creen que a mi me apetece tener esta situación con Javi, que me apatece que uno de mis jugadores se vaya porque no confíe en que vaya a jugar muchos minutos -Della Valle-, que me apetece jugar con dos jugadores jóvenes -Olek Balcerowski y Khalifa Diop-... No me apetecen los conflictos. Mi gran fracaso es no sacar el 100% de cada uno de mis jugadores, incluido Beirán, algo que siempre he hecho en mi carrera deportiva. Si creyera que no puedo hacerlo, no estaría aquí. Aunque estoy casado y con dos hijos, soy un soltero de 24 horas para el Gran Canaria.

“No puedo pedir que la gente me comprenda, pero no puedo quedarme sin tomar decisiones”

decoration

¿En qué momento se encuentra el caso Beirán?

Con Javi he hablado dos veces desde que ocurrió esto. Cuando venga de las ventanas lo haré otra vez. No he dicho fuera y ya está. Hablo con él cada cierto tiempo.

¿Cree que es reconducible la situación con el jugador?

No voy a entrar absolutamente nada en este tema. Con Javi Beirán es una situación particular entre un jugador y un entrenador, no es personal.

En la pretemporada todo el mundo vio una plantilla ilusionante; nadie dice que usted no haya tomado decisiones, algunas duras y que quizás otro entrenador no habría tomado; pero no llega la respuesta para salir de esta situación negativa.

El equipo necesita ayuda externa, necesita cambios, incorporar jugadores. Esto es evidente. Ahora mismo tiene la necesidad de aire fresco. Se puede hacer tomando dos caminos. Uno, cortando al entrenador si crees que con estos jugadores te valen para ganar; pero si pensamos que con estos jugadores no da para ganar, por mucho que se cambie de entrenador, como no traigas otras piezas vas jodido. El club ahora mismo está en la potestad de decidir. Hasta ahora el club no ha perdido ni un segundo en decirme que se quiere cambiar de entrenador. No me han dicho desde el club vamos a sentarnos para resolver mi contrato; el día que lo hagan tienen mi apoyo incondicional.

“Hasta ahora el club no ha perdido ni un segundo en decirme que se quiere cambiar de entrenador”

decoration

La primera ayuda que ha llegado es A.J. Slaughter, ¿qué más demanda?

Con la decisión de Javi Beirán, ahora mismo tenemos a dos hombres exteriores fuera -el propio Beirán y Della Valle-. Ahí hay que reforzar. Estamos jugando ahora por dentro con Olek y Khalifa; el primero estuvo algún tiempo fuera por el problema que tuvo -positivo por coronavirus- y el segundo se va con la selección de Senegal y no viene hasta después del partido de Fuenlabrada, una burrada. No podemos estar esperando para que la gente esté por mucho que confíe en ambos. Estamos mirando para reforzar el exterior y el interior, y algún movimiento va a haber, fijo. En nuestra situación, buscamos lo que podamos. Necesitamos ganar dos partidos de la Liga ACB ya. Nuestra situación ha cambiado. No somos el equipo que piensa luchar por la Copa del Rey. El que piense así se equivoca. Lo primero que tenemos que hacer es ganar para lograr salvarnos lo antes posible. Así de claro. No debemos pensar que no somos de esta Liga, la de la permanencia, estamos en esta Liga.

Con respecto a la pelea por la salvación, después del Barça, luego tienen que enfrentarse a Fuenlabrada, Gipuzkoa, Manresa y Betis, todos rivales directos, una buena opción para despegar de esa zona roja de la tabla.

Sí es verdad, pero todos esos rivales tienen la misma presión que nosotros. Ahora mismo el objetivo es decir ¿cuántas victorias tenemos?, dos, pues ir a por la tres. ¿Dónde?, no tengo ni idea. Y después de tener la tercera, ir a por la cuarta. Necesitamos ganar, tener esas tres o cuatro victorias ya.

¿Cómo le sienta a un entrenador que su equipo sufra bajones tan pronunciados en los partidos, qué explicación le da?

Cuando hablo de errores a la hora de confeccionar la plantilla no sólo es una cuestión del talento de los jugadores, sino también del carácter. Nos cuesta bastante no ser solo guerreros, sino rebeldes cuando una situación no nos va bien. En este sentido nos está costando muchísimo. Es verdad que hemos dado un cambio, porque lo que ocurrió ante el Andorra no fue por carácter, sino por circunstancias del juego. Tenemos una deuda de carácter como grupo, una deuda de fe en nosotros mismos. Es un grupo de excelentes personas, pero necesito un grupo que tenga más mala leche, más rabia; cuando más pierdes más cabreado tienes que estar, no conformarnos con cualquier situación si esta no nos viene bien.

“Afrontamos justos la ACB con el talento y los recursos que tenemos; el equipo necesita aire fresco”

decoration

¿Porfi es un entrenador que acepta consejos de los jugadores cuando la cosa no funciona en cuanto al rendimiento del equipo, como ahora; o muere con sus ideas?

Que muero con mis ideas está claro. Creo que estoy vivo y voy a seguir peleando. No soy un entrenador cerrado, de los que dice que hay que hacer esto sí o sí. Siempre he sabido adaptarme. Pero como no estamos ganando esa adpatación no está siendo buena. Para que llevemos solo dos victoria en la ACB hay un factor fundamental, ser autocrítico. Seguiré cambiando lo que sea necesario para dar con la llave. Si no supiera que la llave está ahí, no pelearía.

Y en la confección de la plantilla, que usted asume, qué grado de responsabilidad tiene Willy Villar, el director deportivo.

Todos los jugadores se han fichado bajo mi responsabilidad. No se ha fichado a nadie sin que yo diese el sí. En lo que más me he equivocado es en el roster -plantilla-. Y eso es un 90% de putada para todo el año, ¡el 90%!

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats