Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Wiley, cedido al Zaragoza hasta el final de curso

El club aragonés pagará un sueldo base bajo al interior y desconoce los términos sobre los pagos del resto de su ficha | Slaughter, renovado

Wiley lanza a canasta ante la oposición de Hlinason durante el choque entre el Granca y Zaragoza de la primera vuelta.  | | E. CASAS

Wiley lanza a canasta ante la oposición de Hlinason durante el choque entre el Granca y Zaragoza de la primera vuelta. | | E. CASAS

Final al culebrón Jacob Wiley... al menos durante el actual curso, porque al californiano le resta otro año de contrato con el conjunto insular. Después de estar tres meses alejado de la disciplina claretiana a la espera de un pasaporte comunitario, el interior finalizará la temporada defendiendo los colores del Casademont Zaragoza, club al que ya estuvo a punto de sumarse en un trueque con DJ Seeley y que se frutró precisamaente por la condición de jugador extracomunitario de Wiley.

El punto de mira ahora se sitúa sobre la órbita del director deportivo del CB Gran Canaria, Willy Villar, quien afirmó que el jugador no estaba en el mercado y que solo se movería si llegaba una oferta que le interesara al jugador.

Bien, pues esta cesión no parece conllevar un aumento en las condiciones económicas para Wiley, ya que el club aragonés le ha firmado un sueldo de base bajo con cláusulas de mejora en función del progreso del Casademont en la Champions League Basketball o de una hipotética clasificación del equipo maño para los Playoff de la Liga Endesa.

De esta forma de préstamo del jugador por parte del Granca, en las arcas de la entidad aragonesa no se resienten en exceso y trasladan desconocer los pagos del resto de la ficha de su nuevo jugador, ya si es por parte del club claretiano o si el de Long Beach ha llegado a algún otro tipo de acuerdo con su agencia de representación en el que gestionen su salario como ellos estimen oportuno.

Cabe reseñar que el Casademont Zaragoza marcha actualmente undécimo en la tabla clasificatoria con nueve victorias, una más que el Herbalife y que ambos equipos tendrán que verse las caras el 3 de abril, fecha en la que Wiley vuelva a coger un avión hasta Gran Canaria después de un fugaz paso por la Isla hasta que decidió irse a California para recuperarse del covid-19, tal y como alegó el club amarillo.

No obstante, en cuanto a poderío económico tampoco puede compararse el Casademont con el Granca, pues sin ir más lejos la pasada temporada la entidad claretiana conseguía arrebatarle a Stan Okoye después de que los maños no pudieran igualar la oferta económica presentada por el nigeriano en cuanto a sus derechos de tanteo para continuar gozando de sus servicios.

Acción que sí pudo ejecutar el Herbalife en el verano del presente curso con el propio Jacob Wiley, cuando el Joventut Badalona se interesó en su contratación, pero el club insular, que se había guardado los derechos del californiano cuando emigró rumbo al Panathinaikos en la campaña 2019-20, pudo igualar el tanteo y quedarse con la propiedad del jugador y firmarle dos temporadas.

La ampliación de contrato de AJ se prolonga hasta el 2023, dos cursos más en la Isla

decoration

Por tanto, se abre un debate en cuanto a las decisiones que llevaron al club a firmar a un jugador que no pueden mantener actualmente por motivos económicos y por las asperezas creadas entre el vestuario y Porfi Fisac a principios de temporada y que todavía siguen cobrándose jugadores por el camino.

Al que sí podrán mantener en nómina al menos hasta 2023 después de ampliarle el contrato dos temporadas más es a AJ Slaughter.

El club insular hacía oficial ayer la renovación del combo estadounidense con pasaporte polaco después de que el jugador jugara junto con Olek Balcerowski en las últimas ventanas FIBA con el combinado centroeuropeo, dejando 27 puntos en el duelo que le midió a España y un rosco en el último partido, ante Rumanía.

Beqa baraja el extranjero

Entre los movimientos de plantilla que está acometiendo el Granca para intentar cuadrar sus cuentas de cara al final de temporada también se encuentra la salida de Beqa Burjanadze, teniendo en cuenta que ha sido el propio jugador el que ha solicitado a la entidad insular buscar una salida y no descarta que sea a un equipo de una competición extranjera.

La Tanqueta de Tblisi estuvo en negociaciones con el Estudiantes, que no llegaron a buen puerto a pesar de que el conjunto colegial necesita un cupo por la lesión de Dovydas Giedraitis, que apunta a alargarse hasta el final de curso.

El plazo de intercambios entre clubes ACB expira el día 28.

Compartir el artículo

stats