Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El luthier del tiempo

El joven artesano Juan Ramírez Vega construye en Las Palmas de Gran Canaria arpas, liras, monocordios y toda clase de reproducciones de instrumentos antiguos y modelos propios

GALAXIA MUSICAL. A la izquierda, versión de nueve cuerdas de la lira de Luna. Sobre estas líneas: arpa modelo Eudail de diseño propio; lira Chelys griega con caparazón de tortuga (está vendida en Brasil); lira de Trossinger (para los concertistas Emilio Villalba y Sara Marino); monocordio Tampura de treinta cuerdas. Debajo: clavijero del arpa Eudail; otro detalle de la citada lira Chelys; detalle de la roseta de la lira de Trossinger; y, por último, detalle del salterio medieval de la Cantiga 80 con dobles órdenes (cuerdas dobles).

GALAXIA MUSICAL. A la izquierda, versión de nueve cuerdas de la lira de Luna. Sobre estas líneas: arpa modelo Eudail de diseño propio; lira Chelys griega con caparazón de tortuga (está vendida en Brasil); lira de Trossinger (para los concertistas Emilio Villalba y Sara Marino); monocordio Tampura de treinta cuerdas. Debajo: clavijero del arpa Eudail; otro detalle de la citada lira Chelys; detalle de la roseta de la lira de Trossinger; y, por último, detalle del salterio medieval de la Cantiga 80 con dobles órdenes (cuerdas dobles).

Las primeras notas de un arpa o de una lira residen en su origen esencial en un trozo de arce, de nogal o de Kosipo, un tipo de caoba africana. Mucho antes del primer concierto está el tiempo del luthier. Juan Ramírez Vega construye instrumentos antiguos en un piso moderno situado en el corazón urbanita de Las Palmas de Gran Canaria.

Mientras la ciudad bulle y el tráfico ruge incesante, el artesano se abstrae y se desenvuelve de manera meticulosa con sus herramientas para modelar instrumentos que están asociados a todo lo contrario de lo que le rodea en ese momento: calma, sosiego y paz de espíritu. Cada obra es un viaje al pasado. Es la lírica del tiempo.

En una esquina del taller cuelga un elemento misterioso. Es un recordatorio. Un aviso a navegantes entre luthiers. "Es mi primer arpa. Fue un auténtico despropósito. Buscando por internet di con un norteamericano que hacía unas arpas con la caja de cartón, muy sencillas de líneas y relativamente fáciles de hacer. Así que me puse manos a la obra e intenté hacer algo parecido a lo que él hacía pero toda en madera. La conservo para tener claro cada día lo que no se debe hacer, Al construir arpas más complejas me di cuenta de la verdadera esencia de estos instrumentos", un aprendizaje en el que contó con los consejos del arpista Vicente La Camera Mariño, al que le une una amistad muy bien afinada y al que debe su introducción en "este mundo mágico".

Entre la localidad aragonesa de Luna y la capital grancanaria media una considerable distancia que se ha visto súbitamente recortada por la música antigua. El enclave es famoso por el descubrimiento de una estela funeraria fechada entre el año 1250 y el 750 antes de Cristo. En la piedra, un tributo a un importante guerrero, está grabada la figura de un arpa. El equipo que trabaja en el proyecto para dar vida al antiquísimo dibujo y hacerlo sonar ha depositado su confianza en este luthier atlántico. También es posible su participación en la reproducción del arpa angular de El Libro de los Juegos de Alfonso X El Sabio. Se avecinan nuevas travesías a través del tiempo.

Compartir el artículo

stats