Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La belleza de los contrarios

Tras 25 años dedicada al diseño y fabricación de objetos utilitarios, la ceramista Françoise Philippart de Foy da un giro firme hacia la creación de piezas únicas e irrepetibles en Gran Canaria

La belleza de los contrarios

La belleza de los contrarios

Después de dedicarse durante 25 años al diseño y fabricación de objetos utilitarios, la ceramista Françoise Philippart de Foy da un giro firme hacia la creación de piezas únicas e irrepetibles.

Las que aquí presentamos forman parte de la serie titulada Mimbre y Barro, que como su nombre indica, se trata de objetos formados por una base de forma muy depurada realizada en pastas de alta temperatura como la porcelana, el gres o el refractario, para luego ser tejida, cuando la pieza ya está cocida, con mimbre al que Françoise saca de su contexto del mundo de la cestería y lo introduce en el textil, trabajándolo como si éste fuera una hebra para bordar o tejer.

Es interesante ver la contraposición de estos dos materiales; por un lado, la firmeza y dureza de la cerámica, por el otro, la flexibilidad y fragilidad del mimbre; lo rígido e inamovible y lo etéreo y cambiante.

Por tanto, la combinación de estos materiales tiene ante sí, una variación infinita que explorar, y donde Françoise Philippart de Foy ofrece unos resultados que sin abandonar la tradición se sumergen en una nueva ola creativa, alejada de los conceptos que popularmente pueden estar relacionados con la utilidad de los dos materiales: la cerámica y el mimbre.

Compartir el artículo

stats