Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista | Alberto Rodríguez

"Dejaría de hacer películas si pudiera dedicarme solo a ver cine"

"Filmar una serie es como correr un maratón y una película es una distancia más corta" afirmó el el cineasta y miembro del jurado del 18º Festival Internacional de Cine de Lanzarote

El director de cine Alberto Rodríguez, ayer, en El Golfo (Yaiza).

El director de cine Alberto Rodríguez, ayer, en El Golfo (Yaiza). LP / DLP

Usted forma parte del jurado de la sección Cortos Nacionales del 18 o Festival Internacional de Cine de Lanzarote, que hoy se clausura en Arrecife. ¿Qué opina de la calidad de los trabajos que se han presentado a concurso en la edición de este año?

La calidad técnica y artística de los cortos es buenísima. En general, cuando ves un corto lo que buscas es que te cuenten una gran historia en muy poco tiempo y la mayor parte de los veinte cortos seleccionados lo consigue. Es como un cambio de género. Para mí, que me dedico a hacer largometrajes, es casi como pasar del cuento a la novela. Cuando el nivel es tan alto, elegir al ganador se vuelve más reñido, como nos ha ocurrido.

La temática ha sido muy variada también este año.

Sí, hay desde ciencia ficción a dramas más íntimos y thriller político... cosa que se agradece también mucho.

La isla mínima tiene diez premios Goya, dos El hombre de las mil caras , que también consiguió el Premio de la Crítica en el Festival de San Sebastián. Son algunos de los reconocimientos de su palmarés cinematográfico. ¿Sigue pensando que es mejor espectador que director?

(Risas). Por supuesto. Me retiraría y no haría más películas si me pudiera dedicar solo a ver cine. Me gusta mucho ver cine. Sigo siendo mucho mejor espectador que director.

La corrupción, un tema muy de actualidad, es común en tres de sus películas, Grupo 7 , La isla mínima y El hombre de las mil caras . ¿Qué ha pretendido con estos tres trabajos?

La mayor parte de las películas que he hecho provienen porque en un momento determinado me ha surgido una inquietud o una pregunta. ¿Y esto por qué está pasando? Supongo que esas tres películas tienen un origen parecido y, aunque yo no tenga respuesta para nada concreto, lo que sí me parece que está bien cuando tienes una pregunta es dársela al público y que se pregunte al igual que yo, ¿por qué ocurre esto? La idea de todas las películas que hago es transmitirle una inquietud al espectador. En este caso, curiosamente, estos tiempos tan difíciles y tan extraños que nos están tocando vivir, tienen una cosa como denominador común, desgraciadamente, el tema de la corrupción y son ya muchos años.

En televisión usted ha mar-cado la diferencia con la serie histórica ambientada en la Sevilla del siglo XVI La peste , su último éxito, la serie más cara de la historia de la ficción española. ¿Se siente más cómodo haciendo guiones para el cine o la televisión?

En La peste no he terminado de cerrar los guiones. Para poner una comparación, hacer una serie es como realizar un maratón y hacer una película es una distancia más corta, 1.500 metros, 3.000 metros o algo así. Prefiero las distancias cortas. Todo es más controlable. Pero ha sido muy interesante hacer la serie. Creo que ni los propios sevillanos conocemos Sevilla en profundidad. En la segunda temporada estaré en un capítulo o dos. Ahora están con los preparativos.

Las televisiones están apostando por el cine. ¿Ayuda ese respaldo a conseguir que más espectadores vayan a las salas a ver películas?

Necesitamos toda esa publicidad que generan Tele5, Antena 3 Televisión Española... porque ayuda a las películas. Un director de cine español lo tiene complicado para financiar una película. Cuando ya has superado la financiación y la película está hecha, luego tienes que conseguir que el público la conozca. Generalmente, cuando llegamos a ese punto el presupuesto de la película está complemente exhausto, ya no queda nada. En ese sentido, cualquier apoyo que venga por parte de la cadena o desde otro lado, es totalmente necesario. Nosotros lo tenemos muy difícil para conectar con el público y cualquier apoyo nos viene estupendamente. Me parece muy bien que los grandes grupos de comunicación hagan campañas para apoyar algo que ellos mismo han construido, que no dejan de estar invirtiendo en algo que les pertenece.

¿Elegiría Lanzarote para rodar alguno de sus proyectos?

Es la segunda vez que estoy en la Isla. La primera vez que vine lo hice con la primera película que dirigí, El factor Pilgrim, y la presentamos en este mismo festival. Me quedé fascinado con Lanzarote, que siempre me ha parecido de esos sitios a los que tenía que regresar desde la primera oportunidad que tuviera, como así ha sido. Cuando me invitaron no me lo pensé dos veces. Si en alguna ocasión tengo algo para rodar y encaja en Lanzarote, desde luego que no dudaré en grabar en esta isla, que es fascinante. Canarias tiene un entorno increíble y las infraestructuras no son tan inaccesibles.

¿Cuáles son sus próximos proyectos?

En breve me incorporaré a la preparación de la segunda temporada de La peste y al mismo tiempo estoy trabajando en el guión de una película que está demasiado verde para hablar de ella todavía.

Compartir el artículo

stats