Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista | Mafer Bandola

"La música rompe los esquemas que limitan a la mujer en nuestros países"

"Nuestra manera de ser y de actuar es una alternativa a la herencia social de las niñas y jóvenes", destaca la componente del grupo LADAMA

Mafer Bandola, segunda por la derecha, junto a las otras tres componentes de LADAMA.

Mafer Bandola, segunda por la derecha, junto a las otras tres componentes de LADAMA. LP

¿ Desde su debut discográfico homónimo, en septiembre de 2017, el proyecto ha ido creciendo hasta situarse en el número uno de ventas"ayudando a construir comunidades y empoderar a las mujeres y los jóvenes a través de la música", según afirman en sus redes sociales. En este contexto ¿Cómo contribuye LADAMA al empoderamiento femenino y juvenil?

Nuestro trabajo, nuestra manera de crear y componer pero también nuestra manera de ser y de actuar son una alternativa a la herencia social que aparentemente les espera a las niñas y jóvenes en las comunidades de nuestras países. Gracias a la música rompemos con esquemas que limitan a la mujer en nuestros países y creamos un espacio seguro para ser, actuar, hablar, pensar, opinar, expresarse y de esa manera contribuir y colaborar con la construcción del tejido social. Nuestro lema es "crear es existir".

Desde 2014 han pasado por varios festivales internacionales con críticas extraordinarias. Todavía existen conceptos diferenciados en el mundo de la música entre lo "masculino" y lo "femenino", y muchas mujeres han luchado desde hace siglos para tumbar ese muro histórico ¿Queda todavía mucho por hacer para que desaparezca?

¡Si, hay mucho por hacer! Cada vez que vamos a un festival nos gusta prestar atención a la cantidad de artistas mujeres que hay, la mayoría de veces somos muy pocas, sin embargo, hemos visto lugares con políticas de igualdad que nos inspiran, por ejemplo, en Suecia fuimos invitadas al festival Urkult donde por ley todos los festivales tienen que contratar un cartel 50% femenino. De todos modos, es vital entender que además de artistas y feministas todas somos educadoras desde hace 15 años, es decir que siempre que tenemos la oportunidad ya sea en conciertos, talleres o entrevistas nos gusta compartir nuestra experiencia cultural y como hemos aprendido que más allá de todo, del género, la sexualidad, el idioma o simplemente nuestra personalidad, la diversidad será siempre una fortaleza para la sociedad.

Reimaginando los estilos sudamericanos y caribeños como la cumbia, maracatu, onda nueva y joropo y mezclándolos con soul, R&B y pop, LADAMA crea un nuevo sonido propio: el Pan-latinx ¿En qué consiste? ¿Cuándo surge y qué lo motiva?

Nuestros sonidos reivindican y elevan los encuentros crossculturales, nosotras buscamos hacer que nuestra música suene a lo que sabemos y también suena a los procesos creativos en colectivos que desarrollamos con mucha seriedad. También suena a lo que escuchamos, lo que vemos y vivimos en nuestro caminos por separado y como banda en los tour, te hace sentir en diferentes latitudes al mismo tiempo... creo que definitivamente es un sonido que otros han logrado también pero no en nuestra específica combinación de países, culturas, idiomas, intenciones e instrumentos. Nuestra música te hace bailar, te hace pensar, te hace empatizar y abrazar lo diverso. Inyectamos curiosidad ante lo diverso en las almas que nos escuchan.

Se le considera música latina alternativa ¿Están de acuerdo con el término? ¿Qué la diferencia de la comercial?

Consideramos que lo alternativo no tiene porque distanciarse del todo de lo comoercial, muchos de los artistas que mas nos inspiran e influyen es porque han sido fieles a su autenticidad. Por ejemplo, Calle 13, Rosalia, Natalia Lafourcade y Jorge Drexler han sido atrevidos y han tomado riesgos a la hora de crear y esa fue y sigue siendo sin duda una de las consignas cuando entramos a grabar nuestro segundo álbum en Rio de Janeiro. Decidimos tomar riesgos y entregarle al público algo que no se esperen. Para llegar a eso experimentamos y trasnochamos muchísimo, pero al fin y al cabo de eso se trata, de darlo todo. Sin embargo, nos parece súper clave comenzar a normalizar el hecho de ser diverso en la industria musical. ¿Que si somos música alternativa o comercial o mainstream? ¡Es difícil ponernos una etiqueta y nos encanta! Las diferencias en esta banda son lo que nos hace más fuertes.

¿Qué opinión le merece a la banda la música latina comercial que tiene protagonismo en el mercado? ¿Estarían dispuestas a pasar del sector alternativo al comercial por vender más discos y ser más influyentes en el mundo de la música?

¡Si hablamos de lo comercial a nivel de mercadeo y del impacto que podemos llegar a tener, claro que si! Queremos llegar a una mayor audiencia sobretodo por que este disco va más allá de nosotras y de nuestra satisfacción como artistas e innovadoras. Este disco le pertenece a todas las comunidades con las que venimos trabajando alrededor del mundo en los últimos tres años de gira y esperamos que ahora le pertenezca al mundo entero. No solo somos artistas, también somos feministas y porque no llegar a tener el impacto que han tenido artistas que nos inspiran como Rubén Blades y Susana Baca, ambos ministros de cultura de sus países en algún momento.

Compartir el artículo

stats