Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cine

El Instituto de Cine Canarias inaugura su quinto curso con 170 nuevos alumnos

Este año se incluye el título de doblaje | Los estudiantes optan por las opciones técnicas

Luífer Rodríguez, Sebastián Alvarado y Javier Díaz Toledo, ayer, en el Elder.

El Instituto de Cine Canarias contará con 170 alumnos matriculados para el curso 2021/2002 que se desarrollará, como en los cuatro años anteriores, desde el presente mes de octubre hasta junio del año que viene. La cifra supone un incremento en un 15 % de estudiantes con respecto al año pasado que asistirán a las clases que se imparten en la sede del Edificio Torremar de la Avenida Marítima de Las Palmas de Gran Canaria.

El director del centro, Sebastián Alvarado, presentó ayer las novedades en un acto celebrado en el Museo Elder, con el acompañamiento del actor y coordinador del área de Interpretación Luifer Rodríguez, el codirector del Instituto del Cine Madrid Ángel Astudillo y el jefe de estudios Javier Díaz Toledo. El director anunció la convocatoria de becas promovidas por la empresa Welab, dedicada al alquiler de material audiovisual para los rodajes para que dos alumnos del curso de fotografía puedan continuar con su formación práctica en su sede en Madrid. Alvarado destacó además el interés que ha despertado el nuevo curso de doblaje, con 20 alumnos matriculados, que tiene como director a Juanjo Ruiz, presidente de Sindicato de Locutores de Madrid, además de otros profesionales que trabajan en Canarias, como Kiko Castro, Miguel Moya o Jesús Izquierdo, que imparte las clases sobre locución deportiva. Más de 80 alumnos asistieron poco después a la proyección de una selección de trabajos de estudiantes del curso anterior que dio paso a un coloquio con la participación de un elenco de profesionales canarios como fueron el propio actor Luifer Rodríguez, el productor Toni Novella, la actriz Mari Carmen Sánchez, el director de fotografía Santiago Torres, el director de cine Víctor Moreno, el maquillador Daniel Carrasco y la coordinadora de GC Film Commission Nuria Guinnot.

La nueva beca Welab permitirá que dos estudiantes puedan terminar su formación en Madrid

decoration

El Instituto del Cine Canarias es una iniciativa de escuela privada compartida con el Instituto del Cine Madrid que, desde 2002, forma profesionales para el cine y la televisión. Por eso, los representantes en Canarias han aprovechado la experiencia de quince años en la formación cinematográfica del aquel centro para formar una primera cantera canaria que pueda hacer del audiovisual su trabajo habitual. En estos momentos, en el centro de la capital grancanaria, los estudiantes pueden optar por varias diplomaturas como director de cine, director de producción, guión, maquillaje, fotografía, montaje y doblaje.

Títulos

«Otorgamos títulos propios», señala Sebastián Alvarado. «Porque en España es complicado la homologación de títulos cinematográficos» y añade que, por volumen total, los estudiantes prefieren las titulaciones técnicas, pero luego por clases donde más alumnos se ven es en interpretación. Cada título dura una media de entre dos y tres años con clases diarias de tres horas que pueden distribuirse desde las 9.00 de la mañana hasta las 18.00 horas.

«Los profesores van cambiando cada año», señala. «Ya que tenemos la política de contratar profesionales que estén en activo ya que la mejor forma de formar es con alguien que esté trabajando», y en estos momento dan clase 40 profesores en distintas áreas. «Para la inauguración de este quinto año», añade, «hemos decidido tener una representación menos de estrellas y más de gente que simboliza a la industria, y por eso hemos optado por un director, un director de fotografía, un actor y un productor que le den a los estudiantes sus diferentes puntos de vista sobre cómo es el trabajo».

Para Alvarado no hay una edad media de los alumnos inscritos. «Es bastante amplia, hay algunos con 18 años, pero también mucha gente a la que le gusta el cine, nunca ha tenido oportunidad de estudiarlo en Canarias, y que con 40 y pico decide darse esa oportunidad y terminan encontrando trabajo en la industria». También suele matricularse «gente que venía de la comunicación audiovisual o el periodismo y ha querido añadir una pata más a su formación».

El festival de cortos Festicc exhibirá los trabajos de los alumnos una vez terminado el curso

decoration

El director añade que las clases lectivas están pensadas para que el estudiante no tenga que dedicarse en exclusividad, «pero cuando tienes las prácticas de rodaje tienes que dedicarle todo el tiempo». Y uno de los motivos de orgullo es que ya hay bastante gente que ha salido del Instituto y está trabajando en la industria, «Estamos muy contentos porque el nivel de inserción laboral, con mayor o menor suerte, en diplomaturas como fotografía o producción, estamos alcanzando el pleno empleo». Javier Díaz Toledo anunció, por su parte, que el próximo año se organizará el Festival de Cortometrajes Festicc, con los mejores trabajos de los alumnos y con premios importantes para los ganadores en una iniciativa similar al MadFest de Madrid. «Se incluirán todos los trabajos de diplomatura de los estudiantes», señala, «para que todos los vean, tengan ese incentivo y también poder celebrar el fin y comienzo del curso en noviembre». El jurado estará compuesto por profesores del medio y el premio será «la distribución del propio largometraje o el apoyo a una producción concreta». Finalmente, Luifer Rodríguez señaló que en Canarias hay profesionales muy buenos y «nuestro objetivo es guiarlos en este mundo donde no hay tantas vías para hacer cine en las Islas, aunque ya se está creando una nueva generación».

Compartir el artículo

stats