Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Arte

El equipo artístico PSJM: Esperanza frente al caos climático

La exposición 'Clean Future' llega a la Fundación Canaria para el Desarrollo de la Pintura hasta el próximo 19 de mayo a reforzar la idea de que un futuro sostenible es posible

Retrato de Pablo San José y Cynthia Viera, PSJM.

Lo dicen los informes, los colectivos medioambientales, la progresiva reconversión de la industria, los esfuerzos lentos pero progresivos de la esfera política: el futuro será verde. Tiene que serlo. Esa es la premisa sobre la que trabaja el dúo artístico PSJM con la nueva exposición Clean Future, estrenada en la Fundación Canaria para el Desarrollo de la Pintura (FCDP), donde revisten con un halo de esperanza el futuro a través de la pintura y la escultura hasta el 19 de mayo. Lejos de los discursos derrotistas o alarmistas, Cynthia Viera y Pablo San José prefieren argumentar el cambio. 

Dentro de la línea geometría social, donde basan sus composiciones minimalistas en datos estadísticos, narran las tendencias del uso de las energías fósiles y renovables en el entorno de Estados Unidos y la Unión Europea, con una especial atención a Canarias dentro del marco mundial. La visión, en conjunto, es el triunfo a corto y medio plazo del sector limpio. «No podemos perder el tiempo en la toma de decisiones, pero creemos que la esperanza es fundamental», sostienen ambos rodeados de un trabajo que les ha llevado en estos dos últimos años a estudiar las curvas estadísticas. Ante la emergencia, prefieren la calma: «Tenemos otro tipo de ansiedades. Si dejas que te controle, te paralizas». 

Mensaje coherente

Los artistas, cuya trayectoria ha ido en paralelo de una forma u otra con las múltiples facetas de esta disyuntiva mundial, han trazado un mensaje coherente en todas sus formas, desde su planteamiento hasta la ejecución. En este proyecto dado al cuestionamiento ético, utilizan pintura ecológica de fabricación local en los tres cuadros de gran formato, las cuatro esculturas de pared en madera policromada que realizan por primera vez y dos intervenciones murales son los componentes de esta exposición -una de 24 metros y otra de 10 que se suman a las intervenciones hechas en Buenos Aires o Berlín-. 

Contemplan el recorrido como una oportunidad para que «los propios miembros del gremio artístico, a los que tal vez no les gusten las obras, caigan en la posibilidad de sumarse a esta práctica sostenible y que, así, se extienda», afirman. En los colores que delinean milimétricamente el espacio, vívidos, confluyen las tendencias color field norteamericana, el minimalismo del artista español Pablo Palazuela y la geometría de Equipo 57, aunque prefieren dejar atrás cualquier etiqueta y formar un conjunto en el que el espectador entre a comprender las sugerencias de las formas y al leer las cartelas interprete qué está ocurriendo en el mundo.   

La catalogación por parte de la Comisión Europea de las energías nuclear y gas como verdes agita a la sociedad, tanto como la construcción de la central hidroeléctrica Chira-Soria en Gran Canaria o la búsqueda de un turismo sostenible. Estas polémicas, a las que Cynthia Viera y Pablo San José no son ajenos, subyacen en el itinerario histórico, paisajístico y abstracto con «diferentes niveles de lectura» que van revelándose y en el que pretenden que haya un cuestionamiento personal y, al mismo tiempo, al propio sistema: «La responsabilidad social de cada individuo está clara, no obstante, las empresas son las que mayor contaminan. Hay que empezar por ahí, tener una actitud crítica y presionar en el momento correspondiente con el voto para que se cumplan las tendencias». El reto está en alcanzar este clean future.

La exposición 'Clean Future' de PSJM. Nacho González

Compartir el artículo

stats