Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El ataque y la presión arriba copan el protagonismo

Curbelo y Peñaranda, casi descartados para recibir el domingo a la Real Sociedad B

ADN Barça en Las Palmas. Era previsible, pues el nuevo entrenador del cuadro amarillo, Xavi García Pimienta, ha mamado el estilo del club catalán desde su etapa como jugador, e incluso ha sido partícipe del mismo en cuanto dio el salto al banquillo del filial. Ahora, en su primera experiencia profesional seria –dirigió los últimos seis partidos del Barça B en Segunda en el curso 2017-18–, pretende aplicar esos conceptos en la UD. Es más, ya lo ha hecho.

Apenas ha dirigido a su nuevo equipo tres veces, la primera el martes y dos ayer, por la mañana y por la tarde, en señal de que quiere aprovechar al máximo el tiempo para hacerse cuanto antes a la plantilla. Y ya ha implantado su marca: el ataque y la presión arriba, sobre todo tras la pérdida del balón, han copado el protagonismo en las primeras sesiones de trabajo con el barcelonés al mando.

Ya había avanzado durante su presentación como nuevo técnico de la UD que en principio no variaría mucho la forma de jugar que había implantado en el filial azulgrana, aunque dejó una puerta abierta a posibles variantes a la espera de conocer a los jugadores más en profundidad. Esa puerta, al menos por lo que ha ensayado en sus dos primeros días al frente del grupo, no se abrirá el domingo.

Eso significa que el sistema 4-3-3 será el elegido por García Pimienta para tratar de doblegar a la Real Sociedad B, con un sólo pivote, dos interiores, dos extremos y un delantero centro o un falso nueve. Esa es la vía en la que el catalán ha profundizado más en su primera toma de contacto con sus nuevos pupilos.

Pese a que una de sus prioridades, establecida también por el club, es la de poner fin a la sangría de goles encajados que ha lastrado a la UD durante algunos partidos del presente curso –30 tantos, el segundo que más entre los 13 primeros clasificados, sólo superado por el Cartagena, que tiene 32–, el protagonismo principal lo han asumido el ataque y la presión arriba.

Altas y bajas

Por otro lado, cabe destacar que García Pimienta no podrá contar con Eric Curbelo, Adalberto Peñaranda ni Pejiño. El central de Santa Brígida, el que estaba en mejor forma hasta su lesión en el gemelo de la pierna derecha que le privó de estar en Fuenlabrada, no termina de recuperarse de sus molestias y está casi descartado, como también el venezolano, que igualmente tiene problemas musculares que le impedirán estar ante el Sanse.

Pejiño, por su parte, ejecuta un plan de recuperación específico después de su operación de pubis hace un par de semanas en Murcia. Si cumple con los plazos previstos por los servicios médicos de la entidad estará de vuelta en los terrenos de juego a finales de marzo o principios de abril, aunque el barbateño podría acelerar su regreso.

García Pimienta, en cambio, sí podrá contar con Sergi Cardona, que no estuvo en el Fernando Torres por acumulación de amonestaciones, y con Jonathan Viera, recuperado ya del covid. El plan que tiene el entrenador para el ‘21’ es que actué como interior o como falso nueve. Está por ver. De momento lo que tiene claro es un 4-3-3, ataque total y presión.

Compartir el artículo

stats