La garra del Gran Canaria Urbaser le otorga un triunfo épico en Lugo

El Olímpico vence al Arenal Emevé en la ‘muerte súbita’, y coge moral para la Copa de la Reina de la próxima semana en el mismo escenario

Pascual Saurín. | | LP/DLP

Pascual Saurín. | | LP/DLP / V.P.

V.P.

El Gran Canaria Urbaser tiró de carácter para lograr la victoria en la pista del Arenal Emevé Lugo por 2-3 y sumar dos puntos de oro en la Liga Iberdrola de voleibol femenino, después de ganar el tie break definitivo (6-15). Las lucenses remontaron un 0-1 e hicieron sufrir lo indecible a las isleñas, que para recuperar el mando del partido tuvieron que igualar un 2-1 y forzar la muerte súbita. Este triunfo da moral a las de Pascual Saurín de cara a la Copa de la Reina que se juega en la misma cancha el próximo fin de semana.

Buena puesta en escena del conjunto grancanario (4-9). La escuadra gallega intentaba recuperar parte del terreno perdido, pero las olimpilocas administraban a la perfección su renta a favor, lo que obligaba a las locales a consumir su segundo tiempo muerto con un 11-15 en el marcador.

Las locales arriesgaron más en su juego y conseguían apretar el marcador con un parcial de 3-0 que despertaba las alarmas en el banquillo isleño, optando Pascual Saurín por detener el partido con un ajustado 18-20 en el marcador. Pero la reacción del Gran Canaria Urbaser no se hacía esperar y recuperaba sensaciones para comenzar mandando (19-25, 0-1).

El Arenal Emevé se reencontraba con su mejor juego en la segunda manga. Con un parcial de 3-0, fruto de tres errores de las insulares, obligaba a Pascual Saurín a detener el partido con 19-17. Las isleñas lograban colocar el 21 iguales, pero un tiempo muerto de las lucenses les servía para empatar el duelo a uno (25-22).

En el tercer set, el Gran Canaria Urbaser marcaba las diferencias inicialmente (7-9). A pesar de llevar la voz cantante en el marcador, las insulares comenzaban a cometer demasiados errores que le lastraron (25-21, 2-1).

En el mejor momento

Las de Pascual Saurín se jugaban el todo por el todo y no les pudo la presión. Forzaron el tie break después de imponerse en la cuarta manga por 19-25 (2-2). El Gran Canaria Urbaser llegaba al momento definitivo en su mejor momento. Pleno de moral, imponía un ritmo de salida que se le atragantaba a un Arenal Emevé que se veía a las primeras de cambio con la losa de tener que levantar un 2-5 en contra para ganar.

El conjunto gallego lo intentaba, pero las isleñas castigaban una y otra vez a un rival que, a pesar de detener nuevamente el partido con un 4-10, no podía ya parar el ritmo trepidante de las grancanarias. Estas cerraban el quinto asalto con un 6-15 que les daba la victoria final por 2-3. Las olimpilocas llegan con buenas sensaciones a la pelea por la Copa del Rey, donde ya están en semifinales al ser cabezas de serie.