El protagonismo y la aportación ganadora de los jugadores españoles volvió a estar presente en la competición de la NBA con el pívot Marc Gasol de líder junto a su hermano Pau y los bases Ricky Rubio y José Manuel Calderón que reivindicaron su clase.

El mediano de los hermanos Gasol llegó al United Center y encabezó la defensa y el ataque de los Grizzlies de Memphis que se impusieron a domicilio por 77-85.

Gasol, que aportó un doble-doble, disputó 33 minutos en los que anotó 18 puntos, que lo dejaron de líder del equipo, al encestar 8 de 16 tiros de campo y 2-2 desde la línea de personal.

El pívot internacional español también brilló en el juego bajo los aros y consiguió 10 rebotes, incluidos nueve defensivos, dio una asistencia, puso tres tapones y perdió cinco balones.

El jugador de los Grizzlies logró superar al pívot Joakim Noah, de los Bulls, que esta vez no pudo ser factor ganador con el equipo de Chicago.

Mientras que su hermano Pau repitió por segunda noche consecutiva una excelente actuación individual que lo dejó como líder del ataque de Los Ángeles Lakers, pero sus 27 puntos no impidieron la derrota de su equipo que perdió por 126-134 ante los Nuggets de Denver, en su visita al Pepsi Center.

El hermano mayor de los Gasol jugó 30 minutos en los que consiguió 12 canastas de 21 intentos y tres tantos de seis lanzamientos de personal.

Su actuación defensiva bajo los aros los dejó con cinco rebotes, dio una asistencia y recuperó un balón.

Rubio volvió a ser el director perfecto en el juego de los Timberwolves de Minnesota que se impusieron por 114-101 a los Pistons de Detroit y ser acercó a un triple-doble.

El jugador de El Masnou estuvo 36 minutos en la pista del Target Center de Minneapolis, donde anotó 2 de 6 tiros de campo, incluido un triple de tres intentos, y 6 de 8 desde la línea de personal.

Si Rubio cumplió en ataque, a la hora de dirigir el juego lo hizo perfecto al repartir nueve asistencias, mientras que también tuvo protagonismo en las acciones bajo los aros al capturar ocho rebotes, incluidos siete que fueron defensivos.

En cuanto al control del balón recuperó tres y perdió otros tres y cometió sólo dos faltas personales.

Calderón también se apuntó al buen juego individual y a colaborar con los Mavericks de Dallas en la victoria que consiguieron por 103-98 ante los Trail Blazers de Portland.

El base de Villanueva de la Serena recibió 30 minutos de juego por parte del entrenador de los Mavericks Rick Carlisle y respondió de manera positiva al aportar 19 puntos que lo dejaron como segundo máximo encestador del equipo.

Calderón anotó 8 de 16 tiros de campo, incluidos 3 de 6 triples, repartió dos asistencias, recuperó un balón, no tuvo ninguna perdida y cometió sólo dos faltas personales.

De nuevo, el alero Víctor Claver se quedó sin tener minutos con los Trail Blazers después que el entrenador del equipo de Portland, Terry Stotts, lo mantuvo todo el tiempo en el banquillo.