Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cristiano, rodilla de cristal

Una tendinitis rotuliana limita el rendimiento del portugués, que este año únicamente ha logrado cuatro goles en seis partidos

Sarcasmo al margen, la rodilla izquierda de Cristiano Ronaldo no está para fiestas. En medio de la polémica tras su pésima actuación en el Calderón y la posterior celebración de su trigésimo cumpleaños, el portugués está pasando por un auténtico calvario a cuenta de su maltrecha rodilla, habiéndose sometido a distintos tratamientos que, de momento, no están dando los resultados esperados. Su última visita fue a la clínica vitoriana San José, donde fue reconocido por el doctor Mikel Sánchez, quien en su día saltó a la fama por ser el responsable de la recuperación de las rodillas de Rafael Nadal. El croata Luka Modric -de cuya lesión el Madrid también guarda extremo sigilo- también ha pasado por sus manos.

El portugués sufre una tendinitis rotuliana cuya recuperación es muy compleja. Se trata de una degeneración crónica de las microfibras del tendón de la rodilla fruto de tratamientos que no habrían sido los más adecuados. El doctor Sánchez recuperó las de Nadal a base de tratamientos de células madre y plasma rico en factores de crecimiento, pero ello requiere de un periodo mínimo de reposo deportivo de seis semanas y el jugador y el club sólo lo aceptarían como último recurso. De momento con Pepe, Ramos, Modric, James Rodríguez y Khedira la enfermería blanca no está como para nuevas admisiones.

El bajón físico de Cristiano, unido a problemas personales tras su separación de Irina Shayk, es evidente tras un arranque de temporada sencillamente estratosférico. En cuanto fuerza un poco aparece el dolor en su tendón rotuliano, lo que hace que se sienta incómodo. A Cristiano Ronaldo, un futbolista que siempre se exige el máximo, le empieza a afectar psicológicamente ver que está muy lejos de su mejor forma y el equipo nota su merma. Antes del parón navideño promediaba 1,5 goles por partido; mientras que en los seis que ha jugado en 2015 únicamente ha conseguido cuatro tantos: uno ante el Valencia y dos frente al Getafe en Liga, y uno ante el Atlético en Copa. Y el Madrid lo acusa: En 2015 se ha despedido de la Copa y ha perdido dos partidos de Liga, teniendo ya al Barcelona a un punto.

Compartir el artículo

stats