Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista. Centrocampista

Juan Carlos Valerón: "Va a ser difícil parar a Rubén Castro"

El centrocampista puso calma y sentido al juego amarillo en el último enfrentamiento contra el Sporting de Gijón

El mediapunta internacional de la UD Juan Carlos Valerón.

El mediapunta internacional de la UD Juan Carlos Valerón. QUIQUE CURBELO

¿Considera que la UD, en El Molinón, recuperó la línea que perdió tras superar al Zaragoza?

Sí, pienso que en ese sentido el equipo recuperó sensaciones y mostró rasgos que había exhibido, sobre todo, en la primera vuelta. En El Molinón volvimos a ser un equipo que plantó mucha gente por delante del balón, que llegó arriba con muchos jugadores y que durante buena parte del encuentro, más o menos, controló el juego como más le gusta. Y, a partir de ahí, aparecieron situaciones de buen fútbol y ocasiones de gol.

No es habitual toparse con rivales de carácter ofensivo como el Sporting. ¿Por qué le cuesta tanto a la UD superar a adversarios que se cierran tanto?

Sí, sí, eso también es verdad, el juego del Sporting nos vino bien. Medirse a un equipo que arriesga, que también mete mucha gente arriba y que aprieta nos permite sentirnos más cómodos sobre el terreno de juego. En partidos así, tan abiertos, tenemos más espacios para jugar y eso, a nosotros, nos ayuda muchísimo. Contamos con gente de mucho talento en el centro del campo, que sabe jugar bien al fútbol y que, si cuenta con espacios, funciona muy bien. Pero no es la norma en la categoría y ante eso, cuando nos topemos contra rivales que se cierren, tendremos que mejorar, encontrar otros recursos. La plantilla es amplia, con futbolistas de diferentes perfiles. Ahí reside, en buena medida, el potencial de este equipo.

Tras 28 jornadas, la UD ha demostrado que es un todoterreno, que se adapta a cualquier circunstancia. ¿Lo valora así?

Contra el Sporting, por ejemplo, sabíamos que iba a ser un partido donde nos íbamos a enfrentar a un rival que le mete mucha intensidad al juego, mucho ritmo. Sobre todo cuando salían con el balón, con mucha verticalidad y mucha profundidad. Ante eso, nuestro objetivo debía ser intentar tener el control del equipo porque el Sporting es un equipo que te deja espacios y, si combinas y juegas, tienes opciones para ganar. Al final, todo es cuestión de intentar ser fiel a tu estilo y saber adaptarse a cada partido, a cada circunstancia.

Herrera, en rueda de prensa, destacó su partido y el de Momo. Además, señaló a ambos como piezas fundamentales para el tramo final del curso. ¿Cómo valora esas palabras?

Bueno, como siempre. Me toca estar preparado para cuando el entrenador lo crea necesario y hacer las cosas lo mejor posible por el bien del grupo, que es lo que realmente importa.

¿Qué receta, para el equipo y para el entorno, de cara al último tercio de Liga?

Tranquilidad, mucha tranquilidad. El entorno es difícil de controlar, son cosas que se nos escapan de las manos. Por lo tanto, para nosotros, lo más importante es lo que podemos controlar. Y en ese sentido, los que estamos dentro del equipo, en el vestuario, tenemos que mantener la calma, seguir con los pies en el suelo. Como apuntaba antes, tenemos una plantilla lo suficientemente amplia y con muchas alternativas para hacer frente a situaciones muy diferentes. El entrenador puede cambiar piezas y el rendimiento del equipo siempre va a ser alto. Ya se ha demostrado en 28 jornadas de Liga, en las que el equipo ha sido líder en más de la mitad de la competición. Todas las veces que hemos tenido variantes, por las circunstancias que fueran, el equipo siempre ha dado un nivel alto. Ahora afrontamos el tramo más importante de la temporada y vamos a llegar con mucha gente fresca, algo que nos va ayudar bastante. Por eso digo que nosotros tenemos que centrarnos en nuestro trabajo. Si lo hacemos bien, todo llegará.

Llega el Betis. ¿Es de los partidos que, además de los tres puntos en juego, marca tendencia?

Llega un momento muy importante de la temporada porque después de dos empates y, sobre todo, poder mantener la cabeza de la clasificación, estamos ante la posibilidad de dar un pasito adelante. No es un partido decisivo porque queda mucho por delante, pero jugamos en nuestra casa y tenemos que demostrar que queremos pelear por el ascenso directo.

Y con el Betis regresa Rubén Castro. ¿Cómo se le frena?

Es difícil. Todos le conocemos y sabemos de qué es capaz. Es un gran futbolista y pasa por un buen momento. Tiene gol. Y lo volvió a demostrar contra el Valladolid. No intervino mucho en el juego, pero cuando aparece es decisivo. A ver si somos capaces de sacar todas nuestras armas para que no tenga situaciones de gol. Esa puede ser la clave. No dejar que goce de oportunidades y aprovechar las nuestras.

Compartir el artículo

stats