Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Entrevista

Guillem Vives: "Albert Oliver me ha marcado en mi carrera, aprendí mucho de él"

"Sabíamos que se había hecho un buen equipo, pero es que empezar con un 14-0 es muy difícil", asevera el base del Valencia Basket

El base Guillem Vives posa con su celebración habitual de los triples en Valencia.

El base Guillem Vives posa con su celebración habitual de los triples en Valencia. F. CALABUIG/SUPERDEPORTE

No ha podido empezar mejor para ustedes el curso...

La verdad que estamos muy contentos, sin perder en una muy buena dinámica con un gran ambiente dentro del vestuario. Estamos recogiendo los frutos de nuestro trabajo, conscientes de que algún día la racha se va a acabar y de que aún nos queda mucho por mejorar.

Llevan un balance de 14-0. ¿Cómo se logra salir siempre tan enchufado a la cancha?

Hemos hecho muy buen grupo tanto fuera como dentro de la cancha desde el principio. Eso creo que es un factor determinante dentro de un equipo. Nos hemos adaptado todos muy bien a la filosofía de juego de Pedro Martínez. Pero como he dicho antes, tenemos un margen de mejora amplio y si mientras las victorias llegan, pues mejor.

¿Esperaba un rendimiento tan alto con tanta inmediatez?

No. Creo que todos sabíamos que se había hecho muy buen equipo, pero es que empezar un 14-0 de entrada es muy difícil. Nadie creo que se imaginase este comienzo. Pero bueno, así van las cosas y ojalá mantengamos la racha.

¿Qué cosas ha aportado Pedro Martínez al equipo?

Creo que la capacidad defensiva del equipo. Para él es lo más importante y lo trabajamos cada día. Es la clave del equipo. Luego, el ataque es muy ordenado con cierta libertad de movimientos para jugar con naturalidad y anotar fácil. Todos estamos muy contentos con su filosofía.

En el plano individual, ¿cómo se siente?

Bien. Ya he pasado un año de adaptación en Valencia que también me fue muy bien. He podido coger más experiencia aún este verano con la selección en el Eurobasket que ahora se está notando y estoy notanto en mi juego. Estoy disfrutando con el baloncesto y para mí eso es muy importante.

Y en el apartado personal, ¿cómo le va con Martínez?

Muy bien. Estoy encantado. Nos podemos decir las cosas perfectamente a la cara, debatir, hablar... Lo que he dicho, apretar bien en defensa y fluir en ataque.

Es un entrenador al que siempre le ha marcado su exigencia. ¿Lo nota así?

Sí, es muy exigente, pero creo que es bueno que sea así. En pulir los detalles está la mejoría y lo vamos notando. Cada vez nos notamos más cómodos en situaciones ofensivas o en la defensa. Siempre tenemos un punto en cada partido, por bien que lo hayamos hecho, que podemos mejorar. El reto siempre es corregirlo para el próximo.

Carles Durán -técnico el pasado curso del Valencia- se mantuvo en el cuerpo ténico. Es un entrenador que le ha acompañado en gran parte de su carrera. ¿Cómo se siente con él cerca?

Es muy importante. Es el entrenador con el que he tenido más feeling. Con él entrené cuando era un crío y con él tuve la oportunidad de llegar al primer equipo del Joventut. Me alegré mucho cuando me enteré que iba a seguir aquí. El tándem que forma con Pedro además está dando buenos resultados.

¿Se ven en la pelea por los títulos contra Madrid y Barça?

Será muy complicado. Ellos tienen las plantillas más largas con los presupuestos más grandes también. Nosotros nos centramos en ir al día a día.

Tienen los mejores números de Europa, podrían mantenerlos y, sin embargo, no entrarían en la Euroliga. ¿Se habla mucho del asunto?

No demasiado, son asuntos de fuera de la cancha. A todo el mundo le gustaría jugar la mejor competición de Europa. El club se lo ha ganado. Nosotros queremos seguir en esa línea, en intentar conseguir los méritos deportivos necesarios.

Ahora les toca el Herbalife, un club natural de la clase media. ¿Cómo ve al equipo?

¿Clase media? Para mí el Granca tiene un equipazo. Tienen jugadores importantes de la liga y otros que se están consolidando. Están jugando muy bien. Estamos convencidos de que será un partido muy difícil.

En Badalona no llegó a pasar por sus manos, pero ¿qué recuerdo tiene de Aíto?

Era muy pequeño y claro, allí el que destacaba en esos momentos por encima de los demás era Ricky Rubio...

¿Le gustaría entrenar con él?

No sé dónde, pero sí que me gustaría entrenar con Aíto. Es un entrenador que ha llevado a muchos jóvenes muy bien, que siempre tiene equipos que juegan bien, con cosas novedosas. La verdad es que me gustaría entrenar algún día con él.

Con quien sí estuvo en Badalona fue con Albert Oliver. ¿Qué aprendió de un base como él?

Muchísimo, tanto de él como de Jaume Comas, que estaba en el LEB del Joventut. Su experiencia, su lectura del juego, me encantaba. Además, su último año fue increíble. Cuando la pelota quemaba él sabía como ganar los partidos. Oliver me ha marcado, aprendí mucho de él.

¿Diría que es ideal para ser el tutor de Pangos en Europa?

Seguro que Kevin Pangos está aprendiendo ya mucho de él. La verdad es que compartir un año entero con él es enorme.

¿Y de Taph Savané?

Buah... es otro nivel. Es un ejemplo de liderazgo dentro y fuera de la pista. Roza la excelencia. En aquel Joventut era el pegamento, la unión, la clave para hacer piña. Es un líder natural. Ojalá algún día cuando pueda ser veterano pueda aplicar lo que él me enseñó.

Tiene más conocidos en el Herbalife de este verano como son Xavi Rabaseda y Pablo Aguilar -ex del Valencia también-...

Sí, este verano pudimos vivir momentos únicos. Fue una experiencia increíble para todos. Ojalá podamos volver a repetirla juntos.

Los Juegos de Río están en el horizonte. ¿Piensa mucho en volver con la selección?

No, sólo en el trabajo del día a día. Sé que va a ser difícil volver a estar en la selección, pero para eso tengo que mejorar cada día.

Compartir el artículo

stats