Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Herbalife Gran Canaria El reportaje

Un fijo de la Copa del Rey

El Granca, desde el año 2013, no se pierde una edición del torneo copero

Báez busca el aro ante el madridista Lima en la final de Copa de 2016.

Báez busca el aro ante el madridista Lima en la final de Copa de 2016. EFE

El Herbalife Gran Canaria volverá por segunda vez esta temporada a Vitoria y lo hará de nuevo con la opción de hacerse con un título. Si en los albores de la actual campaña dio la campanada al firmar el mayor éxito en la historia del club al obtener la Supercopa, el conjunto grancanario retornará el próximo mes al Fernando Buesa Arena para luchar por la Copa del Rey, un trofeo que tocó con la punta de los dedos en 2016 en La Coruña, donde perdía la finalísima dando un muy buena imagen ante el poderoso Real Madrid.

El pasado sábado, con su victoria frente al RETAbet Bilbao Basket en la cancha de Miribilla, el Granca consiguió sellar su pasaporte para la cita vitoriana y tener así la oportunidad de defender el subcampeonato conseguido en tierras gallegas hace ahora casi un año.

Será la duodécima participación del equipo amarillo en una fase final de la Copa del Rey y la quinta de forma consecutiva, un hecho este último que confirma el crecimiento de la entidad en el panorama baloncestístico nacional e internacional en los últimos tiempos, considerándosele ya en todos los foros especializados como un integrante más de la clase alta del baloncesto nacional por méritos propios.

En una carrera contra el reloj, tras el bajonazo que supuso la racha de cuatro derrotas consecutivas en las primeras jornadas de la Liga Endesa tras la consecución de la Supercopa, el Granca se planta en la competición copera después de un balance prodigioso de diez triunfos y dos choques perdidos, ante Real Madrid y FC Barcelona.

Precisamente, los dos máximos estandartes del baloncesto español son dos de los tres equipos que han acompañado al Herbalife Gran Canaria en la Copa del Rey en las ediciones más recientes. El Valencia Basket completa este cuarteto de fijos en la competición copera de los últimos cinco años, pues todos ellos han confirmado ya su presencia en la cita que tendrá lugar en el Fernando Buesa Arena.

Otros denominados clubes dominantes del panorama nacional no pueden decir lo mismo que el Herbalife Gran Canaria. Por ejemplo, el Baskonia, que se perdía la competición del k.o. en 2015 -se disputaba en el Gran Canaria Arena-, y el Unicaja de Málaga, que no estuvo ni en La Coruña (2016) ni en 2013 (Vitoria).

En estas cinco comparecencias consecutivas en el torneo copero, el Granca, un club modesto entre la clase alta de la ACB, llegaron los mejores resultados de los amarillos en la Copa de Rey. El mayor éxito, el subcampeonato del pasado año en La Coruña con Aíto García Reneses en el banquillo. Después de deshacerse en la primera ronda del Valencia Basket por 78 - 83 y luego eliminar al Bilbao Basket por 71- 81, la escuadra grancanaria dejaba muy alto el pabellón peleando por el título con el Real Madrid, que sufrió lo indecible para ganarle por 81- 85.

En 2013, el conjunto dirigido por aquel entonces por Pedro Martínez se plantaba en las semifinales del torneo celebrado en Vitoria, cayendo con el Valencia Basket. Quizás, la mayor desilusión llegaba en el 2015. El Granca ejercía de anfitrión y se despedía a las primeras de cambio de la competición tras perder en cuartos en el Gran Canaria Arena ante el Joventut de Badalona.

Compartir el artículo

stats