Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Balonmano

"Me ha cambiado la perspectiva de entender la vida"

"No sabía si iba a poder volver a jugar; cuando me dieron el alta fue como una explosión" destacó la lateral del Rocasa ACE Gran Canaria

22

Presentación del Rocasa Gran Canaria

¿Cómo está después de todo lo que ha vivido desde el pasado mes de enero?

El verano ha sido muy largo para mí desde que sucedió todo. Ya son ocho meses sin hacer nada sobre la cancha. Así que estoy un poco tratando de adaptarme, de acondicionar el cuerpo, que se acuerde que practico deporte. Es un poco difícil porque me duele todo. Trataré de ir despacio para entrar a tope a la Liga cuando empiece. Igual no estoy en condiciones plenas para septiembre, pero cuando pasen un par de partidos me econtraré mejor. A darlo todo, como pide el presidente y los entrenadores.

¿Cómo se ha sentido en estos primeros días?

Bien, un poco con algunos miedillos. Por lo que he consultado es algo normal, pasé por un episodio bastante traumático, pero estoy seguro de que el cuerpo se adaptará. Iré cogiendo confianza, estoy segura, porque me siento muy rígida al estar tanto tiempo sin hacer nada. Aunque uno no lo crea, el balonmano es un deporte muy físico, muy duro y necesitas estar bien preparada.

Supongo que es inevitable que estos días le haya vuelto aquel momento cuando se desplomó sobre la pista de Las Remudas.

Sí, eso es la otra parte del asunto. Trato de no pensar mucho en ello, pero siempre te salta a la mente.

¿Qué ha sido lo más duro de estos meses?

Fue un proceso largo. Lo primero, saber si iba a poder volver a jugar. Cuando me dieron el alta hace dos semanas fue una explosión, me alegré mucho. Ahora necesito acondicionarme, porque me duele todo. La adaptación física es muy importante para volver con fuerza.

Siempre tuvo el apoyo del club y la confianza para continuar aquí. ¿Se toman las cosas de otra manera con ese empujón

Claro, porque aunque siempre hay incertidumbre tuve el apoyo del club. Desde que me pasó eso en enero me dijeron que me querían de vuelta cuando me recuperase. Eso fue un alivio. Uno pierde coordinación, fuerza, de todo? Tengo que volver a cogerlo. Llevo bastantes años en el deporte y ya son 32 años los que tengo, pero estoy convencida de que podré volver a buen nivel. Soy fuerte y sé que puedo. Lo primero, a ver si me quito los kilitos de más que he cogido (se ríe).

Se le haría enorme la temporada sin poder ayudar desde la pista.

Un montón. No sé qué es peor, si estar dentro o fuera. Fue un poco estresante.

Pudo volver a Cuba este verano. ¿Cómo vivió su familia desde la lejanía su enfermedad?

Tenía un deseo enorme por volver [se emociona]. Poder reunirme con mi hermana, mi mamá, mi papá, toda mi familia? Me dieron mucho apoyo para volver. Mi mamá estuvo muy nerviosas todos esos días. Se empezó a tranquilizar cuando salí del hospital. No pudo venir porque el desplazamiento es muy caro, pero además hay que tramitar el visado y demás. Justo cuando lo estaba arreglando, me empecé a encontrar mejor y esperamos a reencontrarnos en verano. Eso sí, todos los días nos llamábamos por videoconferencia.

¿Cuál es el deseo de Lisandra para esta temporada?

Estar bien de salud, que no me pase nada y poder ayudar al club a sus objetivos. Nada más.

¿Le cambia la vida después de lo que le pasó? ¿Mira a las cosas de otra forma?

Sí, evidentemente. Vivir lo que viví te cambia bastante la vida. Siempre vamos dejando cosas para después, para más tarde, y cuando te pasa algo así entiendes que igual no hay un después. Hay que vivir el ahora porque igual no tienes un mañana. Me ha cambiado la perspectiva de la vida. El consejo que puedo dar, es que las metas que tengas en la vida, no intentes dejarlas para más tarde. Tuve un tromboembolismo pulmonar y si no llega a ser por los médicos? Ahora estoy volviendo a empezar. Cogeré el deporte con más fuerza aún.

¿Qué objetivo se marca?

Más allá de mi recuperación, de estar al 100%, aspirar a todos los títulos. Con el equipo que tenemos y los nuevos entrenadores, solo podemos tener la mentalidad ganadora, la de ir a por todas en cada partido.

¿Cómo han sido estos primeros días con Carlos Herrera al mando?

Muy buenos. Ya nos conocíamos, pero trae muchas ideas nuevas. Es un balonmano nuevo, que ya hemos ido practicando, pero al que necesitamos darle continuidad. Estamos haciendo un buen trabajo y ahora toca que salgan los frutos. Estamos en el proceso de pretemporada, el más duro, y ya veremos cómo irá todo con los primeros partidos que tenemos la semana que viene.

Compartir el artículo

stats