Solo lleva un mes en su nuevo equipo pero ya levanta pasiones con el Real Madrid. Ayer fue de los jugadores más inspirados del partido de exhibición y el que más aplausos provocó. Jaycee Carroll, el que fuera hasta hace unos pocos meses jugador estrella del Gran Canaria 2014, sueña con ser leyenda en el Real Madrid. "Voy a luchar para ganar cada partido y para poder hacer bien lo que me pida Pablo Laso (su entrenador", afirmó aquél tras el encuentro.

El escolta de Wyoming no se marca objetivos y prefiere plantearse su aventura en el conjunto blanco centrado en el día a día. "Esta temporada va a ser muy complicada y va a haber que luchar mucho por cada título. Por eso yo prefiero pensar en cada partido e ir al día. Esta semana no luchamos por ganar un título, sino por ganar al Fuenlabrada", aseguró Carroll, que ayer conquistó con puntos y mates la sede de Endesa.