Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Misa conquista al mundo

Todo el fútbol se vuelca con la portera isleña, que responde a las muestras de apoyo con una frase: “Gracias desde el corazón”

Las jugadoras del CD Femarguín, equipo de la Liga Reto Iberdrola, posan con una camiseta de María Isabel Misa Rodríguez en apoyo a la portera grancanaria antes del entrenamiento de ayer en Arguineguín. | | LP/DLP

Las jugadoras del CD Femarguín, equipo de la Liga Reto Iberdrola, posan con una camiseta de María Isabel Misa Rodríguez en apoyo a la portera grancanaria antes del entrenamiento de ayer en Arguineguín. | | LP/DLP

Un comentario sencillo en una red social que deriva en un linchamiento público machista que a su vez despierta a buena parte del deporte mundial, volcado en la defensa de la colega agraviada. Jamás pensó María Isabel Rodríguez, Misa, portera grancanaria de 21 años del Real Madrid, que un simple montaje fotográfico y un comentario –’Misma pasión’– con los que celebró un gol de la sección masculina de su equipo fuera a provocar tal revuelo. Aunque quizá ella, concentrada con la selección española absoluta en Marbella para dos partidos amistosos, lo haya asumido con más naturalidad que nadie.

Nadie mejor que su madre puede saberlo. “Ayer –por anteayer– hablé con ella y me dijo que estaba bien. No se tiene que desviar de donde está. Hay que dejarla tranquila”. Es Josefa Rivero, Fefi, madre de Misa. Así, hasta cuatro veces: lo importante era que su hija estaba desde muy pronto por encima de todos los comentarios obscenos que recibió en la red social Twitter.

Probablemente, ella lo pasó peor. “Me acosté mal por todo lo que estaba recibiendo. Pasé del cabreo por la noche a la frustración por la mañana y después a la sorpresa, porque no entendía nada. Nos escribió y nos dijo: 'Papá, Mamá, borre el tuit para que esto no fuera a más. Tranquilos, que yo estoy bien”, relata Fefi.

“Y cuando ya pude hablar con ella le pregunté: 'María Isabel, ¿estás bien? Me dijo: 'Sí mamá, tranquila, yo estoy bien'. Es lo único que me preocupaba, que estaba bien. Así que le dije: 'Pues si tú estás bien, nosotros también. Que no te afecte. Sigue trabajando, eres María Isabel Rodríguez y tienes los pies en el suelo”.

Fue el preludio al estado de emoción final. “Se me saltaron las lágrimas al ver todo lo que estaban haciendo por mi hija”. Se refiere a las innumerables muestras de apoyo que llegaron a su hija de una representación importante del mundo del fútbol y del deporte en general, empezando por el propio Marco Asensio –el protagonista de su montaje junto a ella.

Pero se sumaron muchos más, hasta Pau Gasol.

Por supuesto, no faltaron sus compañeros en las filas blancas, desde Marcelo a Casemiro, Vinícius o Varane.

Equipos extranjeros, como el Tottenham o el Eintracht de Fráncfort también se hicieron eco. Tampoco faltó la Selección Española.

Y por supuesto, del balompié grancanario. Por ejemplo del CD Femarguín, el club desde que el voló hacia el Atlético de Madrid con edad de adolescente. El cuadro sureño es uno de los dos clubes que representan a Gran Canaria en la Liga Reto Iberdrola –la segunda división femenina–, junto al Juan Grande. Ayer, antes del entrenamiento posaron con una camiseta de María Isabel como muestra de cariño hacia su excompañera.

Incredulidad

“Fue un poco desconcertante; no había dicho nada como para que la insultaran así”

Carla Padilla - Capitana del Femarguín

decoration

Su capitana, Carla Padilla, explica que sus colegas y ella, al comentar lo que había sucedido, llegaron a la conclusión de que todo “fue un poco desconcertante”. “Realmente no entendimos muy bien la reacción de la gente porque no había dicho nada como para que la insultaran de esa manera. No lo relacionábamos. Es incomprensible. Esa es la palabra. Idiotas hay en todo el mundo”, señala.

“Llevo 16 o 17 años en el fútbol femenino y el machismo ya es mínimo; ha sido una sorpresa”

Miguel Sánchez - Presidente del Femarguín

decoration

Confiesa que no le quiso escribir porque pensaba que eso la agobiaría, y deja claro que no le “ha tocado vivir casos de machismo directamente”. El presidente de su entidad, Miguel Sánchez, Miki, corrobora que cada vez se dan menos. “Llevo 16 o 17 años y es cierto que el machismo ya es mínimo. Antes era mucho peor, una pasada. Esto ha sido una sorpresa. Lo que pone Misa es algo normal y que salga gente criticando no me lo esperaba. Yo he visto la evolución y ahora se respeta mucho más al fútbol femenino y a la mujer en sí. Siempre hay un loco en cada pueblo”, lamenta.

“Que no le afecte y que siga creciendo porque es una de las embajadoras de nuestro fútbol”

Francis Herrera - Presidente del Juan Grande

decoration

Desde el sureste, por su parte, también defienden a la portera isleña. “No tiene sentido, no le veo lógica. Es el problema de las redes sociales muchas veces. Misa tiene nuestro apoyo total y absoluto. Que no le afecte en absoluto y que siga creciendo como lo está haciendo porque es una de las embajadoras que tenemos en nuestro fútbol”, asegura Francis Herrera, presidente del Juan Grande.

Reivindicación

“Nadie debería vivir una situación así por el simple hecho de expresar su sentimiento”

Mar Rubio - Capitana del Juan Grande

decoration

Su capitana, Mar Rubio, se muestra en la misma sintonía y aprovecha para lanzar una reivindicación. “Le mandamos todo nuestro apoyo. Nadie debería vivir una situación así por el simple hecho de expresar su sentimiento. La cobertura mediática –como refleja la portada de Marca de ayer– evidencia una vez más la cruda realidad que vivimos: es triste que el fútbol femenino sea noticia porque se haya dado un hecho machista denigrante y no por los logros. La sociedad tiene que empezar a darnos más visibilidad para que se normalice el deporte femenino en general”, sentencia.

Misa, con 21, años, ya ha conquistado al mundo. La gente están con ella como ella está con la gente. Desde la concentración con España en Marbella, donde el combinado de Jorge Vilda juega hoy frente a Países Bajos y el martes contra México, ambos amistosos, contestó desde la misma cuenta a todos los que trataron de contactar con ella sin éxito, incluido este medio: “Gracias desde el corazón”.

“Han querido humillarla y la han hecho más grande, porque se fortalece; mi hija es como el ave Fénix”

Josefa Rivero - Madre de Misa Rodríguez

decoration

Quizá, sin quererlo, Misa se dé cuenta con el tiempo que pese a la desazón inicial por algo tan simple quizá haya aprendido una lección. Lo cree Fefi. “Han querido humillarla y la han hecho más grande, porque mi hija se fortalece. Mi hija es como el ave Fénix”. Palabra de madre.

Compartir el artículo

stats