Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sector inmobiliario Medidas para aumentar la inversión extranjera

El visado para ricos atrae en las Islas al 8% de extranjeros que compran casas

España capta 2.093 inversores pero sólo 227 están fuera de Madrid, Barcelona y las costas andaluza y levantina

Los visados para ricos por inversiones inmobiliarias aprobados en 2013 han tenido escaso eco en Canarias en este periodo. Las Islas han captado alrededor de un 2% anual del total de millonarios extranjeros que han comprado viviendas por un valor igual o superior a 500.000 euros, el principal requisito estipulado en la ley para obtener la llamada golden visa (visado de oro). En el volumen de inversores que ha movido esta iniciativa del Gobierno, las Islas han captado el interés de entre 15 y 20 millonarios que han adquirido viviendas de esta tipología en estos años, que suponen el 8% de los 227 que han comprado fuera de Madrid, Barcelona y las costas andaluza y levantina. Los más beneficiados son los ciudadanos no comunitarios ya que así consiguen la residencia en España por un periodo mínimo de cinco años.

Un tercio de las viviendas que se vendieron el año pasado en el Archipiélago fueron compradas por extranjeros, situándose como la segunda comunidad en este ranking tras Baleares. Sin embargo, el perfil general de los foráneos que adquieren casas en las Islas no encaja con el que buscan la visa de oro. Aquí la gran mayoría de los compradores proceden de países comunitarios, buscan una segunda residencia para su descanso y los más pudientes rondan una inversión media de entre 200.000 y 300.000 euros. Las grandes vivienda de lujo millonarias no son lo habitual en las Islas, sino en lugares muy concretos de las principales zonas turísticas y en las dos capitales canarias.

El rasgo principal de los inversores que se han interesado por esta opción para obtener la residencia en España son los rusos y los chinos, según los datos oficiales del Ministerio de Economía. Entre septiembre de 2013 y diciembre de 2016 fueron 702 inversores de origen chino los que más utilizaron la visa para ricos con 489 millones de euros de inversión en inmuebles, mientras que los rusos millonarios fueron 640 con un total de 501,5 millones de euros. Ambas nacionalidades captaron el 64% de la inversión en inmuebles de lujo en este periodo.

Por destinos son las grandes capitales y las costas andaluza y levantina las que acaparan al 90% de los millonarios extranjeros. Barcelona capta el 42,6% (893) de los mismos, seguida de Málaga con el 16,6% (348) y Madrid con el 14,6% (306), además de Alicante, Gerona y Valencia. En el resto de las provincias españolas se reparten 227 inversores, de los 2.093 que hay en total en las cifras oficiales.

La inversión inmobiliaria de rusos y chinos en Canarias es incipiente y fluctúa entre el 5% y el 2% anual del total de inversión extranjera en las Islas. Los orientales prefieren las capitales y adquieren naves industriales o para almacenes y edificios completos. En el caso de los rusos prefieren la costa y han centrado sus preferencias en la costa del Sol, la levantina y la catalana.

En el caso de Canarias, los extranjeros no comunitarios que más invierten en inmuebles caros son los procedentes de Rusia y se centran sobre todo en el sur de Tenerife. El presidente de la Asociación Canaria de Empresas de Gestión Inmobiliaria (Acegi), Plácido González, explica que de los extranjeros no comunitarios que compran casas "los rusos se han especializado en el sur de Tenerife, mientras los noruegos prefieren el sur de Gran Canaria". Los chinos compran menos en las zonas turísticas, aunque en los últimos meses los profesionales del sector inmobiliario vienen notando un creciente interés de ciudadanos chinos por invertir en naves y locales de 6.000 o 7.000 metros cuadrados como mínimo.

En opinión de González, la golden visa tiene menos repercusión en Canarias porque se trata de un destino más de segunda residencia para pasar temporadas de descanso que para residir permanentemente. Según su experiencia y los datos que maneja el sector, siguen siendo británicos, alemanes, italianos y franceses los que más compran inmuebles en las Islas.

El anuario 2016 de la estadística inmobiliaria que elabora el Colegio de Registradores de la Propiedad refleja que la compra de casas en Canarias de más de 500.000 euros el año pasado atrajo al 2,13% del 5,32% del total de transacciones de este signo que se realizaron en España. De esta cifra, el 76,8% de las compras las hicieron extranjeros comunitarios y el 23,1% de no comunitarios. Los registradores añaden en sus conclusiones que la golden visa no supone un incentivo especialmente relevante en la toma de decisiones de compra de vivienda por parte de foráneos.

El mismo informe recoge que en 2016 los extranjeros que más compraron viviendas en las Islas fueron los italianos (22,46%), seguidos de los británicos (20,4%). Los rusos supusieron un 2,16% del total y los chinos un 2,10%, ocupando, junto a los irlandeses, las últimas posiciones en la adquisición de viviendas. También destacaron las compras de los alemanes, belgas y franceses.

Compartir el artículo

stats