Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Consumo | Nuevo listado del arancel a la importación

Quesos, fresas y licores se gravarán con un 5% de AIEM al entrar en las Islas

El Gobierno canario amplía el listado del arbitrio con 43 nuevos productos y en 27 subirán los tipos - Aumentará el arancel sobre las papas, embutidos, helados o agua

Quesos, fresas y licores se gravarán con un 5% de AIEM al entrar en las Islas

Quesos, fresas y licores se gravarán con un 5% de AIEM al entrar en las Islas

Quesos, azúcares, mermeladas, licores, preparados para salsas, carne de cabra, las hortalizas o las fresas son algunos de los nuevos productos que tendrán un recargo del 5% del arancel que grava su entrada en el mercado canario. También hay subidas significativas que duplican el tipo actual y que afectan a la carne de cerdo, huevos frescos, papas, embutidos, chocolates, pastelería, helados, agua o comidas para animales. Son algunas de las novedades que presenta el listado del Arbitrio a la Importación y Entrega de Mercancías en Canarias (AIEM), en el que entran 43 productos nuevos gravados, mientras otros 27 sufren incrementos de los tipos actuales del 5 al 10% o del 10 al 15%. Por contra, salen del listado unos 20 productos, lo que supone una amplia renovación del arancel con más bienes y productos gravados en comparación con anteriores modificaciones.

El AIEM es un arancel cuyo objetivo es proteger la producción del sector primario y de la industria de las Islas gravando a los productos importados que compiten en mejores condiciones, ya que no soportan los sobrecostes que suponen en Canarias la transformación industrial. Además, es un instrumento de recaudación para la Comunidad Autónoma, que ingresa una media de 150 millones de euros anuales con este arbitrio en el marco de los tributos vinculados al régimen fiscal (REF) canario, por lo que también engrosan las arcas de cabildos y ayuntamientos. Una vez aprobada la propuesta por el Ejecutivo regional, ahora tendrá que ser el Gobierno central el que la remita a Bruselas ya que es la Comisión Europea la que tiene la última palabra para aprobarla o modificarla, en su caso, para que entre en vigor en 2021.

La nómina de productos agrícolas y de alimentación y bebidas se ha incrementado notablemente en el nuevo listado propuesto. La carne de porcino sube el gravamen del 10 al 15%, el máximo tipo que tiene el AIEM, mientras que la carne caprina entra por primera vez con un 5%. La carne de gallo y gallina también se incrementa del 5 al 10% y los huevos frescos vuelven a situarse en el tipo máximo del 15%, después de haber estado los últimos años en el 10%.

Para proteger la producción de la papa local, ante la llegada masiva de tubérculos procedentes de otros países, aumenta el gravamen hasta el máximo del 15%, excepto las papas destinadas a siembra o para la industria alimentaria. Las cebollas, ajos, puerros y otras hortalizas similares también suben al tipo máximo permitido. Lo que sí entran con un recargo del 5% son las zanahorias, remolachas, rábanos y hortalizas de vaina, así como las fresas frescas. En el caso del sector de flores y plantas las rosas frescas también entran por primera vez en el listado con un 5% de gravamen.

En alimentación y bebidas es donde se produce el mayor número de variaciones. Hasta 19 productos tendrá incrementos del arancel entre el 10 y el 15%: jamones, tocinos, embutidos, conservas de carne, chocolates blanco y de cacao, caramelos, productos de pastelería y galletería, helados, vino, agua y comidas de animales, principalmente. Otros 15 productos entran por primera vez en el listado del AIEM con el tipo mínimo del 5%: una amplia variedad de quesos de todo tipo, ya que hasta ahora sólo estaba el queso tierno; azúcares, preparaciones alimenticias en polvo, confituras, mermeladas, preparados de salsas o los licores, entre otros.

En otros apartados también hay subidas significativas. Es el caso en los materiales de construcción, donde entra por primera vez el vidrio como elemento decorativo -curvado, biselado, grabado, etcétera- en las construcciones, pero también el vidrio de seguridad y las vidrieras aislantes. En productos químicos suben del 5 al 10% las pinturas y barnices a base de polímeros y también se incrementa el tipo para las velas y los cirios.

En el apartado de la industria metálica entran nuevos con un recargo del 5% los somieres, artículos de cama y colchones y las construcciones prefabricadas. Suben del 5 al 10% las barras y perfiles de aluminio.

En transformados de papel entra también con un recargo del 5% el papel y cartón recubierto y revestido de plástico para los envases. Como curiosidad en textil gravan con el AIEM por primera vez los chándales para el entrenamiento y el deporte.

Polémica entre sectores

Como cada siete años la renovación del AIEM provoca la polémica y el enfrentamiento entre los industriales y los importadores, los primeros a favor del arancel como modo de proteger el sector secundario y los segundos con críticas porque supone un incremento de sus costes, pero también de la cesta de la compra.

La Asociación Industrial de Canarias (Asinca) entiende que el listado aprobado por el Gobierno se ha trabajado durante varios meses para mejorar y precisar los productos que se han incluidos, los que se han subido y los que han salido. La elevada entrada de nuevos productos o el incremento en el gravamen de otros es justificado por los industriales en que tanto la industria como la agricultura canarias han incrementado y diversificado su producción en los últimos siete años, por lo que es necesario introducir cambios para proteger a los dos sectores.

Otra de las cuestiones que se han ponderado son los criterios sostenibles como es el caso del plástico o el papel de celulosa. También el ejemplo del agua es puesto sobre la mesa: están llegando a las Islas una gran variedad de marcas de agua que entran en competencia desleal con las aguas que se producen en las Islas, por eso se ha decidido incrementar el gravamen.

Para los importadores, sin embargo, el escenario con este nuevo listado se agrava. La Asociación de Importadores de Canarias (Adican) reclama más transparencia al Gobierno canario, cuestiona que no se hayan recogido ninguna de sus propuestas y advierte que los incrementos de los tipos del AIEM encarecerán la cesta de la compra porque la carestía de los productos se cargarán sobre el precio final.

Compartir el artículo

stats