Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Canarias abre la puerta a todo tipo de inversores para rodar películas y series

Las productoras nacionales también se podrán acoger a los incentivos fiscales si ruedan en las Islas | Las nuevas cuentas estatales facilitan la financiación privada

Rodaje de Ira de Titanes en Tenerife.

Rodaje de Ira de Titanes en Tenerife.

Los incentivos fiscales a las producciones cinematográficas que se desarrollen en Canarias mejorarán en eficacia y seguridad jurídica en 2021. Una de las principales novedades que se introducen es que las deducciones fiscales a las que tienen derecho las empresas canarias del sector audiovisual se harán extensibles también a las productoras del resto del territorio nacional que vengan a rodar películas, series o documentales a las Islas. Esta opción puede incrementar de forma notable la actividad audiovisual en el Archipiélago y era una demanda del sector, ya que de esta forma los incentivos fiscales amplían su espectro a cualquier empresa nacional que elija Canarias para rodar.

Los presupuestos del Estado de 2021 recogen cambios en el Impuesto sobre Sociedades

decoration

Este es uno de los aspectos más relevantes de los cambios introducidos en la Ley de Presupuestos Generales del Estado de 2021 que entra mañana en vigor, tras su publicación hoy en el BOE. Los asesores jurídicos de la industria audiovisual están pendientes de cómo queda finalmente la redacción del texto que modifica los artículos 36 y 39 de la Ley 27/2014 del Impuesto sobre Sociedades, que se refieren a las bonificaciones fiscales a las que se pueden acoger las producciones cinematográficas nacionales e internacionales que se rueden en España.

El actor Brad Pitt en la capital grancanaria rodando Aliados. | | LP/DLP

Cualquier mejora que se realice de los incentivos fiscales a la industria audiovisual beneficia a Canarias incluso con mayor intensidad porque el Régimen Económico y Especial (REF) de las Islas permite incrementar las deducciones, lo que ha supuesto que los paisajes canarios se hayan convertido en el telón de fondo de importantes producciones tanto internacionales como nacionales en los últimos años. El REF garantiza un aumento en 20 puntos porcentuales del importe de las deducciones para las producciones audiovisuales y un 80% los límites respecto al resto del territorio.

Los operadores aplauden las medidas a la espera del texto que se publique en el BOE

decoration

Otro aspecto que se modifica con el inicio del año 2021 hace referencia a la dimensión de los beneficiarios de las bonificaciones. Hasta ahora los grandes inversores que financian las producciones se asociaban en una Agrupación de Interés Económico (AIE). Con los cambios introducidos por los presupuestos del Estado ya este requisito no es imprescindible para que el sector audiovisual obtenga financiación para una película o serie, ya que podrá ser también a través de un contrato directamente entre el productor y un inversor que quiera financiar el proyecto y que, por lo tanto, podrá acogerse al incentivo fiscal que prevé la ley. El sector aplaude esta posibilidad porque simplifica los procesos para obtener financiación para una producción y allana el camino en las relaciones entre la industria y los inversores. “Ya no será necesario participar utilizando vehículos como las agrupaciones de interés económico (AIE), que son altamente complejas y onerosas para las iniciativas independientes, las más necesitadas de esta financiación”, señala la mesa que aglutina a las principales productoras del país. También supone un atractivo para las medianas empresas ya que no solo las grandes podrán optar a los incentivos que ofrece la ley.

Una escena de la película El Faro de las Orcas, en Fuerteventura. | | LP/DLP

Estas medidas se unen a otras que se han adoptado durante este año debido a la situación generada por la crisis de la pandemia, siendo el sector cultural uno de los principales afectados por la parálisis de la actividad. En mayo y en noviembre se aprobaron dos decretos leyes en los que, entre otras cuestiones, se establecen más deducciones en el caso de los productores cinematográficos de largometraje siempre que al menos el 50% de la base de la deducción se corresponda con gastos realizados en territorio español. Asimismo, se introduce una bonificación general que equivaldrá al 30% respecto del primer millón de base de la deducción y del 25% sobre el exceso de dicho importe.

Rodaje de la segunda temporada de la serie Hierro. | | LP/DLP

A expensas de comprobar el texto que se publique hoy en el BOE, la industria audiovisual considera que se genera un escenario de mayor certidumbre, simplificación y seguridad jurídica para los operadores porque incentivará la producción de películas y series españolas y Canarias, con sus singularidades fiscales, podrá beneficiarse de un incremento de los rodajes. Estos cambios han venido curiosamente de la mano de Esquerra Republicana en una enmienda respaldada por PP, Ciudadanos y Vox y rechazada en el Congreso por PSOE y Podemos.

Compartir el artículo

stats