Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Una apuesta por la innovación tecnológica desde las Islas al mundo

Kaudal, filial del grupo Arquimedia, con sede en Tenerife, pone en común proyectos de I+D con el mecenazgo de empresas atraído por los incentivos fiscales

Manuel García-Sañudo. | | MARÍA PISACA

Manuel García-Sañudo. | | MARÍA PISACA

Arquimea, Kaudal y Órbita.K. Nombres a tener muy en cuenta para cualquiera que tenga alguna idea o proyecto de investigación científica relacionado con la innovación tecnológica y pretenda ponerlo en marcha. Como ondas concéntricas, la maquinaria se pone en marcha y crece. El grupo tecnológico (Arquimea) nutre a su filial encargada de la financiación (Kaudal), una de las cinco grandes divisiones de la compañía matriz. Luego se abre todo un abanico de posibilidades en el segundo peldaño. Comienza el camino con la presentación de iniciativas en un plazo determinado para valorarlas y elegir las mejores (Orbita.K). En resumen: apuesta decidida por la innovación con el modelo del mecenazgo de empresas a las que atraen los incentivos fiscales. Y todo desde Tenerife porque grupo (Parque Científico y Tecnológico) y filial tienen su sede en la isla. Explicar funcionamiento y objetivos es el motivo del diálogo con el director general de Kaudal, Manuel García-Sañudo Díaz.

Explica que «contamos con un equipo de 60 personas y empezamos con bastantes menos». Añade: «Nuestra sede física se encuentra ubicada en la capital tinerfeña». En concreto, en la Rambla de Santa Cruz. García-Sañudo valora: «Nos instalamos en mayo de 2019. Teníamos contacto con instituciones como el Instituto Astrofísico de Canarias (IAC) y conocíamos la apuesta del Gobierno de Canarias o del Cabildo de Tenerife». Un año después, apunta, «el balance es muy positivo. Elegimos bien y este es un lugar ideal por distintos motivos: facilidades fiscales, estilo de vida, la gente o el clima. Acertamos». Adelanta las posibilidades a medio plazo de las Islas en el campo de la investigación oceanográfica

Kaudal, señala Manuel García-Sañudo, «cuenta con un equipo multidisciplinar que acompaña durante todo el proceso a la empresa de I+D+i». Incluye ese grupo comercial distribuido por todo el territorio nacional, que lleva a cabo operaciones de mecenazgo tecnológico, «donde somos líderes», recuerda en los principales focos investigadores del país.

Avance de la sociedad

Kaudal es, según su director general, «una compañía que cree en la I+D+i y la tecnología como motores fundamentales del avance de la sociedad. Utilizamos todo nuestro talento y conocimiento financiero y fiscal para su impulso y desarrollo». Con un modelo claro: «Identificar buenos proyectos de innovación y buscar inversores para ellos; es decir, empresas que los financien a través del mecenazgo y a cambio reciban incentivos fiscales a corto plazo». Kaudal garantiza la conexión entre el proyecto y el mecenazgo. «El investigador obtiene recursos pero el mecenas también con un incentivo fiscal a corto plazo, en un año». Y reflexiona: «La filantropía siempre ha tenido una razón de ser».

García-Sañudo subraya: «Nuestro concepto va destinado a la empresa privada y pensamos que la investigación debe llegar a ella de lleno en este país pero siempre hay que contar con la academia y los centros de investigación públicos, viveros de ideas». Pero, insiste, «el mercado genera una tensión imprescindible. Hace falta competitividad en la I+D para mejorar el tejido empresarial y productivo global del país».

La matriz

Arquimea, rememora, «es un grupo tecnológico que opera a nivel global para desarrollar soluciones y productos innovadores en sectores de alta exigencia muy diversos». Como el espacial e industrial; defensa y seguridad; servicios e infraestructuras; salud y biotecnología «o el nuestro», el fintech. Afirma: «Nuestro propósito es atraer nueva inversión privada al ecosistema de la I+D+i en España para contribuir al desarrollo de nuevas tecnologías, productos innovadores y facilitar la transferencia de conocimiento y su acceso al mercado». Enumera varios casos de éxito de la compañía como los proyectos ABAC Therapeutics, Mensoft o Ankar Pharma surgidos a partir de anteriores ediciones de la iniciativa Orbita.K, cuyos plazos se abren varias veces a año. El periodo actual comenzó el pasado 23 de marzo y concluye el 30 de agosto 2021. El principal objetivo es desarrollar un programa de convocatorias destinado a hacer crecer el ecosistema del I+D+i en España a través de capital privado. Los recursos que obtendrán las empresas a través de Orbita.K serán como mínimo del 25% del gasto de los proyectos I+D y del 12% de los de iT. El importe mínimo del gasto de proyecto es de 250.000 euros en el primer caso y de y 400.000 en el segundo.

La pandemia

El directivo valora como «muy importante el periodo de pandemia y aspectos como la rapidez en obtener las vacunas. Es producto de la unidad». Cree que « ha sido un golpe de realidad muy duro pero ha abierto los ojos para saber dónde hay que invertir el dinero. En la ciencia y en la tecnología porque habrá otros retos a afrontar. Puede que no tan graves pero con necesidad de ofrecer respuestas. Y hay que estar preparados». Una conclusión: «Todos los mecenas están de momento en la Península y hay que cambiar mucho la mentalidad empresarial en Canarias. La inversión, más que para atesorar como hasta ahora debe dirigirse a esos proyectos científicos y tecnológicos. Ahí está el futuro y también nosotros. Arquimea y Kaudal».

Compartir el artículo

stats