Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Suministro básico

El Gobierno aprueba la prórroga de la rebaja fiscal del recibo de la luz

Mantendrá el IVA al 10% y el Impuesto Especial al 0,5% hasta el 30 de abril de 2022 y extiende la suspensión del 7% a la producción de electricidad durante el primer trimestre

El Gobierno prevé aprobar este martes la prórroga de la rebaja fiscal del recibo de la luz.

El Consejo de Ministros ha aprobado en su reunión de este martes la prórroga de las rebajas fiscales del recibo de la luz. En un Real Decreto-ley de urgencia, el Gobierno mantiene hasta el 30 de abril de 2022 el tipo reducido de IVA (10%) para los contratos que no superen los 10 kilovatios de potencia y siempre que el precio medio del mercado mayorista en el mes anterior sea superior a los 45 euros por megavatio-hora, así como para todos los perceptores del bono social y prorroga la rebaja del Impuesto Especial a la Electricidad al 0,5%. Además, también se extiende, aunque en este caso durante el primer trimestre, la suspensión temporal del Impuesto del 7% a la producción de electricidad, según el borrador de real decreto-ley al que ha tenido acceso EL PERIÓDICO DE CATALUNYA, diario que pertenece a este grupo, Prensa Ibérica.

El Gobierno mantiene hasta el 30 de abril de 2022 el tipo reducido de IVA (10%) para los contratos que no superen los 10 kilovatios de potencia y siempre que el precio medio del mercado mayorista en el mes anterior sea superior a los 45 euros por megavatio-hora, así como para todos los perceptores del bono social y prorroga la rebaja del Impuesto Especial a la Electricidad al 0,5%. Además, también se extiende, aunque en este caso durante el primer trimestre, la suspensión temporal del Impuesto del 7% a la producción de electricidad, según ha añadido Ribera.

A finales del mes de junio, el Gobierno redujo del 21% al 10% el IVA de la electricidad hasta final de año y suspendió el impuesto del 7% de la generación eléctrica durante tres meses. Entonces, el precio de la electricidad en el mercado mayorista se situaba de media en el entorno de los 90 euros el megavatio-hora. Pero la desorbitada subida de la luz en verano (con precios 'pool' alrededor de los 150 euros el megavatio-hora) provocó un nuevo paquete de medidas en septiembre que incluían la prórroga de la suspensión del impuesto a la generación y la rebaja del impuesto especial a la electricidad del 5,11% al 0,5% hasta el 31 de diciembre.

Y a pesar de que la ministra para la Transición Ecológica, Teresa Ribera, sugería hace una semana la posibilidad de que el Gobierno redujese esa rebaja, el desorbitado incremento en la luz en los últimos días han terminado por volver a prorrogar todas las medidas. Este martes, el precio medio de la electricidad en el mercado mayorista bajará un 3,67%, su segundo máximo histórico al alcanzar los 327,38 euros el megavatio hora. Esto supone superar por sexta jornada consecutiva la cota de los 300 euros que se batió por primera vez hace una semana.

Bono social

Además, el Real Decreto-ley que se prevé aprobar este martes, también incluye la prórroga de los descuentos del bono social (desde el 40 al 70% para los consumidores vulnerables severos y desde el 25% al 60% para los consumidores vulnerables) del 31 de marzo de 2022 hasta el 30 de abril de 2022. El bono social es un descuento en la factura que afecta a los consumidores con tarifa regulada (PVPC) sujetos a determinados ingresos y del que se benefician más de 1,2 millones de hogares en la actualidad.

Por otra parte, el Gobierno también aplicará medidas para flexibilizar la contratación del gas natural hasta el 31 de marzo de 2022 "con el objetivo de que las empresas que se vean forzadas a reducir su producción no tengan que soportar costes adicionales derivados de las limitaciones que la normativa vigente impone a los cambios de caudal contratado de gas natural" sin coste para los consumidores ni cargos adicionales para el sistema.

Los altos precios del gas natural en los mercados internaciones, situados en niveles máximos históricos (han pasado de entre 15 y 20 euros de media hace un año a registrar un precio superior a los 150 euros), tienen una repercusión directa en los costes de producción de muchos sectores industriales, obligando en muchos casos a reajustes en el propio funcionamiento de estas empresas, reduciendo incluso sus niveles producción. Por tanto, el objetivo de esta medida es limitar el impacto de esa subida de los costes de producción, igual que se hizo durante el estado de alarma decretado por el avance del coronavirus.

Compartir el artículo

stats