Suscríbete

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Empresa | Tras el impacto de la pandemia

La CEOE calcula que el PIB crecerá este año en Canarias la mitad de lo que prevé el Gobierno

La patronal enfría la euforia por la ‘recuperación’ del empleo y alerta sobre la caída de la productividad | La crisis no acabará hasta la segunda mitad de 2023

José Miguel González, José Carlos Francisco y Eduardo Bezares, ayer durante la presentación del ‘Informe de coyuntura’ del cuarto trimestre de 2021. | | ANDRÉS GUTIÉRREZ

La CEOE en Canarias calcula que el Producto Interior Bruto de las Islas crecerá este año un 6,35%, que es la mitad de lo que prevé el Gobierno canario. En realidad es menos de la mitad de lo previsto por el Gobierno regional, que calcula un incremento del 13,9%. El pronóstico de la CEOE, como también el de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), es así mucho más cauteloso que el del Ejecutivo autonómico. «Nosotros no damos previsiones para cuadrar presupuestos», explicó ayer el economista José Miguel González, director de Consultoría de Corporación 5, que es el despacho que elabora los informes de coyuntura para la CEOE. «Esperemos que acierte el Gobierno», desearon tanto González como el presidente de la patronal en la provincia tinerfeña, José Carlos Francisco, ya que «eso significaría que las cosas estarán mejor para todos», agregó este último. No obstante, los cálculos de la CEOE sobre el comportamiento del Producto Interior Bruto (PIB) suelen ser certeros. Si la patronal da en el clavo una vez más, a la Consejería de Hacienda no le quedará más remedio que recurrir al endeudamiento para cubrir la diferencia entre los ingresos presupuestados y los ingresos reales, que serán menores si la economía no crece lo previsto y no se sube la presión fiscal, algo que el Gobierno ya ha descartado. «Ojalá nos equivoquemos», insistió González.

5,5%


2021

  • La Confederación Provincial de Empresarios de Santa Cruz de Tenerife cree que el Producto Interior Bruto (PIB) regional creció el año pasado alrededor de un 5,5%.

Los expertos de Corporación 5 y la CEOE-Tenerife consideran que el PIB regional creció en 2021 alrededor de un 5,5%, es decir, medio punto más de lo que creció la economía española. Es más, vaticinan que en 2022 ocurrirá algo parecido: el PIB nacional subirá un 5,8% y el de la Comunidad Autónoma, un 6,3%. De nuevo medio punto más en las Islas que en el conjunto del Estado. Y, sin embargo, y si se cumplen los pronósticos de la patronal, España ya habrá salido de la crisis del coronavirus al cierre de 2022, mientras que el Archipiélago deberá esperar algo más. ¿Por qué? Porque la pandemia castigó a Canarias con mucha más saña que al resto del país. Dicho de otro modo: porque el PIB autonómico cayó en 2020 la friolera de un 18,1%, mientras que el PIB nacional solamente se redujo un 10,8%. Por eso la economía isleña no dejará atrás la crisis hasta el próximo año, y es probable que esto no ocurra hasta el segundo semestre.

13,9%


Previsión Gobierno 2022

  • Las previsiones de ingresos y gastos del Gobierno de Canarias para 2022 parten de la premisa de que la economía crecerá a lo largo de este año la friolera de un 13,9%.

Es verdad que en la patronal, expuso González, han tenido una «ventaja» sobre el Ejecutivo a la hora de hacer sus cálculos, ya que las previsiones de la Consejería de Economía se redactaron antes de la irrupción de la variante ómicron, que ha frenado el empuje de la temporada alta turística, pero no es menos cierto que el escenario de la CEOE –«más prudente y más consecuente», puntualizó Francisco– está en línea con lo dicho por la AIReF. La Autoridad Fiscal ya avisó en el análisis de los presupuestos canarios que es «poco probable» que se cumpla la previsión del Ejecutivo.

7,4%


Previsión AIReF 2022

  • La Autoridad de Responsabilidad Fiscal (AIReF) calcula que el PIB isleño crecerá este ejercicio un 7,4%, mucho más cerca de la previsión de la CEOE que de la del Gobierno.

En cuanto al empleo, la Confederación Provincial de Empresarios celebró que ya haya en el Archipiélago tantos ocupados como antes de la crisis, si bien enfrió la euforia. No en vano, y en línea con lo publicado ayer por este diario, la mano de obra en el sector privado, el empleo productivo, no solo no se ha recuperado, sino que hay unos 20.000 trabajadores menos que cuando estalló la pandemia. El regreso a las cifras de ocupados de antes del coronavirus se debe a las masivas contrataciones de la Administración, y ocurre que el empleo público «hay que sostenerlo colectivamente», subrayó el director de Consultoría de Corporación 5. Por eso confiar a la Administración la recuperación del mercado laboral implica «riesgos» de cara a la salida de la crisis. «Un sector público tan grande probablemente no sea sostenible», aseguró el presidente de la CEOE-Tenerife.

6,3%


2022

  • La CEOE calcula que el PIB de la Comunidad Autónoma crecerá en 2022 un 6,3%, menos de la mitad de lo previsto por el Gobierno de Canarias en la ley de presupuestos.

Pero es que, además, José Miguel González hizo hincapié en que la productividad ha caído en el Archipiélago un 6,5%, entre otras cosas porque el empleo público se dispara y el empleo privado o empleo productivo –cuando menos más productivo que el público– aún está lejos de las cifras precrisis. Un problema que se agrava al tener en cuenta que España es uno de los Estados miembros con la productividad más baja, con lo que Canarias –una vez más– se sitúa a la cola de un país que está a la cola de Europa. En otras palabras: las Islas están a la cola de la cola en productividad.

La amenaza de una inflación no tan coyuntural


El presidente de la CEOE-Tenerife, José Carlos Francisco, explicó ayer durante la presentación del Informe de coyuntura correspondiente al último trimestre del año pasado que no hay un solo factor externo que juegue en estos momentos en favor de la economía canaria. Más bien al contrario. Las tensiones entre Estados Unidos y China, el clima prebélico en Ucrania, los precios de la energía, la crisis global del transporte marítimo... Todo son riesgos para una economía que parecía dirigirse de forma definitiva hacia la recuperación cuando irrumpió la variante ómicron y frenó de nuevo la actividad turística. Y relacionada en mayor o menor medida con esos factores aparece la inflación, que en Canarias sigue la misma línea alcista que en el conjunto de España. Un alza sostenida de los precios que podría llevar a los bancos centrales –la Fed estadounidense podría hacerlo ya en marzo– a subir los tipos de interés. ¿En qué medida afectaría esto al Archipiélago? Pues en la medida en que encarecería la deuda pública, y aunque Canarias no es la Comunidad Autónoma más endeudada del país –es, justo al contrario, de las menos endeudadas–, tiene un débito considerable que seguramente crecerá en los dos próximos años hasta la total recuperación de la crisis. |

Compartir el artículo

stats