Suscríbete La Provincia - Diario de Las Palmas

La Provincia - Diario de Las Palmas

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

IAG acapara tres de cada cuatro plazas para volar entre la Península y las Islas

El ‘holding’ del que forman parte Iberia y Vueling se queda en posición de dominio en el mercado nacional tras la compra de su hasta ahora competidora Air Europa

Mostradores de la aerolínea Air Europa en una terminal. | | EFE

El holding angloespañol International Airlines Group (IAG) refuerza su posición dominante en las conexiones aéreas entre Canarias y el resto del país. Con la compra de Air Europa, la multinacional ya acapara tres de cada cuatro asientos ofertados para volar entre las Islas y la Península en la próxima temporada de verano. Esta concentración del grueso del mercado nacional en una sola compañía preocupa en el Gobierno autonómico, ya que la adquisición de Air Europa, hasta ahora competencia directa de las aerolíneas de IAG en este segmento, podría desembocar en un solapamiento de las rutas, conexiones o vuelos ya programados por una y otra, lo que en última instancia obligaría a suprimir parte de la programación. No obstante, el CEO de Air Europa, Jesús Nuño de la Rosa, le avanzó este viernes a la consejera de Turismo del Ejecutivo regional, Yaiza Castilla, que la intención es mantener intacta la hoja de ruta elaborada para el Archipiélago, con lo que no se perderían vuelos ni conexiones.

IAG, que tiene su sede social en Madrid y su sede corporativa en Londres, cuenta con Iberia y British Airways –las que fueran aerolíneas de bandera de España y el Reino Unido– como estandartes. El holding ya era propietario del 20% de las acciones de Air Europa antes de hacerse con todo el capital social de la compañía de Globalia, algo que se daba por descontado desde hacía tiempo pero que parecía no terminar nunca de concretarse. La confirmación de la compraventa se produjo al fin este jueves, pendiente, eso sí, del visto bueno de las autoridades de Competencia y también del de la SEPI y el Instituto de Crédito Oficial (ICO), ya que la primera rescató a Air Europa con 475 millones de euros y el ICO la avaló en un préstamo de 141 millones. De hecho, el Estado es el principal acreedor de la aerolínea.

Las aerolíneas del conglomerado angloespañol ‘copan’ ya el 73% de la oferta nacional

decoration

Los primeros pasos en las negociaciones entre Globalia e IAG se dieron en 2019, cuatro años atrás, y ya entonces hubo cierta preocupación en el Consejo de Gobierno de Canarias. Tan es así, que el presidente Ángel Víctor Torres y la consejera Castilla le arrancaron al CEO del holding angloespañol el compromiso de que la operación no afectaría a la conectividad de la Comunidad Autónoma. Pero ha llovido desde entonces, de ahí que el responsable autonómico de Transportes, Sebastián Franquis, no haya querido esperar para pedirle al Gobierno de Pedro Sánchez que esté «vigilante» por si la compraventa redunda en perjuicio de las Islas. Franquis explicó este viernes que tal vez sea necesario, una vez se materialice la plena incorporación de Air Europa al conglomerado de empresas de IAG, promover la entrada de «nuevos operadores», de nuevas aerolíneas, en el mercado canario, de modo que se garantice así la libre competencia. En cualquier caso, la mayor preocupación del Ejecutivo regional no está en el corto plazo, sino más bien en el medio y largo plazo. No en vano, la incorporación de Air Europa al macroholding hispanobritánico queda ahora en una especie de stand by hasta el pronunciamiento de Competencia, lo que no parece probable que ocurra antes de 2024. Será entonces cuando se sabrá si las autoridades comunitarias obligan a IAG a renunciar a parte de los slots –los intervalos y franjas de tiempo de que disponen las aerolíneas para llevar a cabo una determinada operación o maniobra, como las de aterrizaje y despegue– en esos segmentos de mercado donde pueda haber abuso de posición dominante. Y uno de esos segmentos bien podría ser el de las conexiones de Canarias con el resto de España. Llegado el caso, avisa la consejera de Turismo, «habrá que estar muy pendientes para posicionarnos al respecto frente a Europa».

Sebastián Franquis ha trasladado ya a Madrid la inquietud que la operación despierta en las Islas

decoration

Para hacerse una idea del peso que adquiere IAG en las conexiones nacionales con las Islas, basta con apuntar que del total de plazas o asientos ofertados de cara al verano por todas las aerolíneas, hasta un 73% –73 de cada cien y prácticamente tres de cada cuatro– corresponde a firmas del gigante de la aviación comercial. Algo más de 1,28 millones de asientos están en venta para volar en aviones de Vueling Airlines; otras 866.196 plazas están en la programación de Iberia Express; y 39.274, en la de Iberia. Un total de casi 2,19 millones de asientos que suponían hasta un 62% de los poco más de 3,5 millones ofertados por todas las compañías. Tras el fichaje de Air Europa, IAG suma las 399.305 plazas previstas para la temporada veraniega –de abril a octubre– por la hasta ahora empresa del grupo Globalia. La cuota de mercado de IAG en el segmento de las conexiones nacionales con el Archipiélago se eleva así en casi veinte puntos desde 2019. En aquel último año precrisis controlaba un 56% de la oferta; ahora, ese 73,3% exacto.

De cualquier forma, y hasta que la compraventa se cierre de manera definitiva y se reorganice el mercado, lo importante es que la Comunidad Autónoma, recordó Castilla, cuenta «con la mayor programación regular que hayamos tenido nunca, tanto en número de destinos –25 ciudades– como en plazas (3,5 millones de asientos)». No obstante, «a medio y largo plazo debemos estar muy pendientes», insistió la consejera, que de momento ha logrado la confirmación de Air Europa de que no habrá cambios en su programación veraniega para las Islas.

Clavijo, preocupado


La compra de Air Europa por parte del holding IAG preocupa «mucho» al secretario general de CC, Fernando Clavijo, porque podría suponer un aumento en el precio de los billetes y una disminución en la oferta de plazas. Clavijo expuso que la compra preocupa «mucho» porque se producirá una concentración, de forma que se irá hacia un monopolio en el que no habrá garantías, dijo, de que el descuento del 75% a los residentes repercuta en los ciudadanos, ya que se podrán subir «artificialmente» las tarifas. | LP/DLP

Compartir el artículo

stats