Ecoener, grupo multinacional de energías renovables, obtuvo en 2022 un beneficio neto de 20,2 millones de euros, lo que supone 3,6 veces más en comparación con los 5,6 millones de euros obtenidos en 2021. La compañía alcanzó en el pasado ejercicio unos ingresos de 72,9 millones de euros, un 83% más que los 39,9 millones de 2021. El EBITDA ajustado, concepto que mide la calidad de la gestión, se elevó hasta los 44,1 millones de euros, duplicando los 22 millones de euros del ejercicio anterior.

El cash flow operativo fue de 52,5 millones de euros, lo que supone un aumento del 246% respecto a los 15,2 millones de 2021. La inversión en activos superó los 121,4 millones de euros, un 116% más respecto a los 56,2 millones de 2021.

El fundador y presidente de Ecoener, Luis de Valdivia, señaló que, “estos resultados demuestran una buena ejecución del modelo de negocio y consolidan nuestra capacidad de respuesta en un entorno muy exigente”. Y añadió, “Ecoener cierra así un ejercicio récord en el que ha crecido en todos los parámetros de su estrategia de gestión y afronta 2023 con una sólida planificación de desarrollo en mercados diversificados de alta rentabilidad”.

Incremento de la producción

El grupo cerró el pasado ejercicio con una producción de 382 GWh, un 11% más que en 2021. Esta cifra equivale al consumo de una población de más de 95.000 familias y ha evitado la emisión de 200.000 toneladas de Co2 a la atmósfera.

La capacidad de los activos en operación y construcción de Ecoener ha alcanzado los 420 MW. De estos, el 45% se encuentran localizados en España y el 55% en el continente americano.

Los activos en producción se componen de 7 centrales hidroeléctricas, 15 parques eólicos y 13 plantas fotovoltaicas. La compañía ronda los 1,5 GW en fase de desarrollo en este momento.