Un centenar de manifestantes contra la reforma de la Constitución aprobada por el Congreso han cortado el tráfico durante un cuarto de hora en el madrileño Paseo del Prado entre forcejeos con la Policía, que ha esposado a uno de los participantes en la protesta.

Se trata del segundo joven que ha sido esposado por la Policía en la manifestación de esta tarde, ya que alrededor de las 19:40 horas, en la esquina de Neptuno con la plaza de Las Cortes, los agentes se llevaron en un vehículo policial a otro chico que se negaba a identificarse.

Tras permanecer cerca de media hora concentrados en la Plaza de Cánovas del Castillo (Neptuno), donde efectivos de la Policía Nacional les impedían acercarse al Congreso, los manifestantes han intentado rodear la plaza y han cortado durante unos quince minutos el tráfico en el Paseo del Prado en sentido sur.

A la altura del Ministerio de Sanidad un incidente entre los manifestantes que caminaban por la calzada y un taxista ha provocado un tumulto y una primera intervención de los agentes, entre forcejeos y gritos de los concentrados.

Con los ánimos cada vez más encrespados, la Policía ha esposado a uno de los jóvenes, sentado en el asfalto, al tiempo que otros manifestantes forcejeaban con los agentes.

La Policía ha llegado a hacer uso de sus porras para reducir a algunos de los manifestantes cuando intentaban impedir que se llevaran al joven esposado.

Mientras tanto, varios compañeros protagonizaban una sentada espontánea y detenían completamente el tránsito de los vehículos que se dirigían hacia Atocha.

Se ha producido otra escaramuza frente al Museo del Prado y los manifestantes han intentado regresar a Neptuno, pero los policías han logrado agruparles en la plaza de las Platerías Martínez, donde han continuado la protesta durante unos minutos más, rodeados por un cordón de agentes y vehículos policiales.

Tras estos hechos, varios manifestantes han logrado regresar a Neptuno, y pasadas las 21:15 horas intentaban rodear la plaza para acercarse más al Congreso de los Diputados.