Un segundo incendio forestal declarado en el término municipal de Banyeres de Mariola (Alicante) amenaza la Sierra de Mariola y se suma al originado a primera hora de la tarde en Cocentaina (Alicante). Efectivos terrestres participan en la extinción de estos dos fuegos, que aún no han sido dados por controlados.

Los servicios de emergencias han recibido el aviso del incendio de Banyeres a las 20.40 horas y en su extinción trabajan medios terrestres. Según el Centro de Coordinación de Emergencias, este fuego evoluciona favorablemente.

En el caso de Cocentaina, los 18 medios aéreos que han participado en las tareas de extinción se han retirado al caer la noche y se ha movilizado a una sección de la Unidad Militar de Emergencias (UME) que se suma a los efectivos terrestres desplegados durante toda la tarde.

Las llamas se han declarado sobre las 15.22 horas en el paraje de Mas de la Cova y en las labores de extinción del incendio, cuyas causas se desconocen, han intervenido hasta 18 medios aéreos -doce aviones y seis helicópteros-, tres de ellos del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente (Magrama); 13 brigadas y ocho vehículos autobomba, así como otros trece vehículos terrestres de los bomberos, según ha detallado el servicio de emergencias 112. Además, el Magrama ha declarado el nivel 2 con respecto a este incendio forestal.

Evacuados

Fuentes del ayuntamiento de Alcoy han explicado que se han desalojado a 15 vecinos de masías situadas en una zona conocida como Cases de Vilaplana, situada por detrás del barranco del Cinc, en la cara suroccidental de la Sierra de Mariola, un punto hacia el que avanzan las llamas después de que un foco localizado en fuente de Serelles haya sido controlado.

También se han evacuado 40 personas de un centro ocupacional para personas discapacitadas como medida de precaución, que han sido trasladadas al Polideportivo Francisco Laporta, donde, en colaboración con Cruz Roja, se ha habilitado un centro de campaña.

Igualmente, el Ayuntamiento de Alcoy ha indicado que hasta la zona en la que se han declarado las llamas se han desplazado el alcalde de la población, Antonio Francés, el concejal de Seguridad, Jorge Martínez, y demás ediles de la corporación, así como "todos" los efectivos de salvamento disponibles, "para tratar de conocer el alcance" del fuego y realizar tareas de coordinación.