La vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, ha pedido este lunes a la número dos del PP, María Dolores de Cospedal, quien ha definido los escraches estos días como "nazismo puro", que pregunte a judíos supervivientes del Holocausto "si no sabe lo que es el nazismo".

En rueda prensa en la sede socialista de Ferraz, Valenciano ha calificado como "completamente disparatado equiparar" los 'escraches' con el nazismo. Es más, considera que es como "echarle gasolina al fuego", tras lo cual ha recordado a Cospedal que "quedan vivos todavía muchos judíos que sufrieron la persecución nazi" y que, "si no sabe lo que es el nazismo", que les pregunte a ellos.

Para la dirigente socialista, "el problema de la sociedad española no son los escraches", sino los desahucios, el hecho de que "miles de familias están quedándose en la calle mientras hay cientos de miles de viviendas vacías". "Los 'escraches' son consecuencia de la desesperación de la gente. Acabar con los 'escraches' no va a acabar con el problema de fondo", ha subrayado.

En su opinión, la situación de la economía española hace que haya "muchas razones para protestar" y ha hecho hincapié en que el PSOE respeta todas las manifestaciones de protesta, si bien ha dejado claro que se debe "respetar el espacio de la vida privada de las personas".

Dos derechos

Valenciano considera que en el respeto a las protestas como son los 'escraches' el único límite debe ser el de "la violencia, la amenaza o la violación de la privacidad" y que son los responsables públicos los que "deben velar" por que los ciudadanos puedan ejercer su derecho a protestar hasta ese límite.

Para la número dos del PSOE, es "obligación" del Gobierno "conciliar el derecho de protestar libremente con el respeto a la vida privada de las personas". "No hay que elegir, sino combinar ambos derechos", ha insistido.

Por este motivo ha dicho Valenciano que la manifestación de ayer en Madrid a favor de la III República le pareció "buena", ya que se desarrolló "pacíficamente", aunque, según ha lamentado, al PP considera que estaba "llena de radicales".